MACRI ELIGIÓ LA TRAMPA


El informe que muestra que Cristina Kirchner ganó las elecciones

 

Las mesas que faltan contabilizar están concentradas en la primera y tercera sección electoral, donde CFK se impuso. Los datos en cada municipio.

Mariano Parada Lopez

El recuento provisorio de las PASO en la provincia de Buenos Aires se cortó cuando el candidato oficialista Esteban Bullrich se imponía por 0,08% sobre Cristina Kirchner, casi 7 mil votos en un padrón de 12 millones. Sin embargo, cuando se contabilice el 100% en el escrutinio definitivo, salvo algún quiebre de tendencia, Unidad Ciudadana se habrá impuesto por casi 15 mil sufragios.

Así surge del relevamiento realizado por El Destape, en base a los datos informados por el Ministerio del Interior. Si no hay un cambio brusco en las tendencias de voto en cada municipio y se respetan los niveles de participación y votos válidos, entonces CFK debería adicionar más de 20 mil votos de diferencia en ese 5% que resta computar y daría vuelta la elección.

¿Cómo se hizo el cálculo? Se tomó la cantidad de electores de cada municipio del conurbano bonaerense, se lo redujo en base al porcentaje de mesas que faltan escrutar. Luego, se hizo lo propio con el porcentaje de participación y posteriormente, con el porcentaje de votos válidos, sobre el cual se calculan los guarismos de las PASO. A ello se le calculó las cifras que obtuvieron CFK y Bullrich en cada distrito y se los tradujo en los votos que les quedan por sumar a cada uno.

LEER MÁS: Hablan los candidatos en El Destape

http://www.eldestapeweb.com/el-informe-que-muestra-que-cristina-kirchner-gano-las-elecciones-n32201

“Los pobres que votan a la derecha, son como los perros… cuidan la mansión, pero duermen afuera”
J COOKE

“Bienvenidos al infierno” Hamburgo como metonimia política


Como ya resulta previsible, la cumbre del G-20 en Hamburgo -desarrollada en julio de 2017- fue significada por los discursos mediáticos dominantes como un triunfo de Europa con respecto al aislacionismo de Trump. Contra el “credo proteccionista trumpiano” y el “negacionismo climático”, la Unión Europea habría logrado consensuar la ratificación del pacto de París en materia de cambio climático y la reafirmación del “comercio libre” como bases irrenunciables de su desarrollo. La conclusión esgrimida, en resumen, es que la Cumbre ha resultado exitosa por arribar a unos acuerdos mayoritarios, a pesar del disenso de EEUU en estas materias.Una interpretación oficial semejante, sin embargo, apenas da cuenta del sentido de esos presuntos “logros”. Considerando que la Cumbre de París acerca del cambio climático consiguió un acuerdo in extremis que no tiene carácter vinculante, su ratificación también carece de fuerza de ley. En cuanto al consenso en torno al “libre comercio” no parece constituir más que una renovación del consenso neoliberal que ya prevalece en los gobiernos europeos. Hay razones, por tanto, para sospechar sobre el valor de los acuerdos conseguidos. Estrictamente, el G-20 ha operado como un ritual de alineamiento o, si se quiere, una declaración de intenciones del bloque europeo, del que se descuelga parcialmente el gobierno estadounidense.

Dicha interpretación también elude toda referencia a las graves omisiones del G-20, comenzando por la falta de debate en torno a las crecientes brechas entre ricos y pobres, las injusticias globales que contribuye a producir y sus intervenciones neocoloniales en las guerras que asolan Medio Oriente y parte de África. Tampoco contempla poner a debate el “credo librecambista” que, a efectos reales, no supone otra cosa que la consolidación de la desigualdad internacional de los términos del intercambio, el deterioro del tejido económico local y la primacía de las corporaciones trasnacionales y la gran banca a escala global. Cualquier objeción al dogma del “libre mercado” se convierte, según estos analistas, en una apología del “credo proteccionista”, como si los problemas endémicos del paro, el empleo precario, la pobreza y la exclusión social, la desigualdad socioeconómica, la desindustrialización, la protección y preservación del medioambiente, la concentración de riqueza o la regresividad tributaria se resolvieran mágicamente a partir de la autorregulación del mercado.

En la retórica neoliberal de los analistas, la Unión Europea representaría el siglo XXI, en contraposición al nacionalismo caduco de Trump. En efecto, en el análisis dicotómico que plantean, el nacionalismo derechista de Trump resulta indefendible. Lo que, en cambio, ni siquiera se plantea es la posibilidad de cuestionar un credo neoliberal que está arrasando lo que otrora conocimos como economía del bienestar, incluso si ese bienestar tuviera como contracara perversa el malestar de las periferias.

El presunto “éxito” de la Cumbre, por tanto, no significa nada distinto que la escenificación política de la hegemonía del neoliberalismo, del que EEUU dejaría de ser, al menos momentáneamente, su adalid. Desde otra perspectiva, sin embargo, interpretar esa escenificación como un “éxito” es insostenible. No sólo no se han abordado los problemas socioeconómicos y geoestratégicos fundamentales –constatando el autismo político de los gobiernos-, sino que no hay ningún signo de un cambio relevante de rumbo político. La respuesta del G-20 no es otra que seguir caminando hacia el abismo de la Europa del capital, fracturada en materia de derechos, militarizada en sus fronteras y lanzada a una nueva cruzada colonial.

Hay al menos otros cuatro elementos para juzgar la Cumbre como un fracaso rotundo. En primer lugar, las reuniones paralelas a tres bandas entre EEUU, Rusia y China, en las que se abordaron a puertas cerradas no sólo cuestiones militares o nuevas alianzas diplomáticas sino también un reparto geoestratégico que rivaliza con el protagonismo asumido por la Unión Europea, compensando el aislamiento político de EEUU. En segundo lugar, es dudoso que la ratificación de acuerdos comerciales y medioambientales preexistentes fortalezca a Merkel como mentora de la Cumbre, especialmente porque el desarrollo de una alianza tripartita paralela (el G3) podría reconfigurar la hegemonía mundial y debilitar seriamente la posición económica no sólo de Alemania sino de toda Europa, perdiendo probablemente a su mayor aliado militar o, cuando menos, reduciendo de forma significativa la colaboración mutua. En tercer término, el propio credo neoliberal se revela inconsistente, al admitir “el papel de los instrumentos legítimos de defensa en el ámbito comercial” (sic) o la necesidad de un “comercio justo” (sic), lo que no puede significar nada distinto a la legitimación de cierto intervencionismo estatal que pretendía excluir (como ya venía haciendo, a pesar de sus declaraciones en sentido contrario, con el salvataje billonario a la banca privada).

Finalmente, los numerosos disturbios producto del choque frontal entre policía y manifestantes arroja una imagen muy distinta a la que pretendía dar la anfitriona: no la vigencia del estado de derecho sino la evidencia de un estado policial que reprime con virulencia a quienes se enfrentan al actual orden mundial. La pretendida imagen de moderación policial frente a las protestas ha cedido a la imagen de una ciudad desierta y arrasada por las batallas campales que acompañaron toda la cumbre, con un saldo de cientos de heridos y detenidos. Con ello, la lección que Merkel pretendía dar al presidente turco Erdogán por su giro autoritario se ha visto frustrada de forma clamorosa.

-II-

Simultáneamente al desarrollo de la cumbre del G-20, otra Hamburgo irrumpía en la calle. Además de desarrollarse pocos días antes una cumbre social alternativa, poniendo en la mesa de debate aquellas problemáticas de primer orden que la cumbre oficial eludió, decenas de miles de activistas participaron en sucesivas protestas públicas, algunas encabezadas con el lema “bienvenidos al infierno”.

Es en este contexto donde Hamburgo constituye una metonimia política del presente: desplaza al antagonismo radical entre elites globales y movimientos sociales altermundistas. En efecto, Hamburgo se transformó en una ciudad tomada, lejana al adagio de las democracias parlamentarias y, en particular, al supuesto respeto a libertades fundamentales como el derecho de reunión y manifestación, así como a un principio de proporcionalidad en las actuaciones policiales.

Los discursos periodísticos dominantes se han limitado a repetir la versión oficial de los acontecimientos. Presentados los manifestantes como “violentos antisistema”, cualquier atisbo de crítica a la actuación policial se convierte ella misma en anti-sistémica. Si por su parte el presidente alemán Frank-Walter Steinmeier ha condenado enérgicamente los disturbios “contra la cumbre del G20”, calificando a los que participaron en los mismos como “brutales delincuentes violentos” (sic), los medios se limitaron a señalar mayoritariamente en la misma dirección, como si los grupos disidentes estuvieran, ipso facto, excluidos de la ciudadanía y de toda representación política.

Lo que es peor: de las marchas pacíficas que se sucedieron en Hamburgo no se retuvo más que la dimensión espectacular de los enfrentamientos, pese al despliegue de un dispositivo policial extraordinario en el que participaron más de 20.000 agentes ante la concurrencia de unos 100.000 activistas. Las numerosas detenciones y las reiteradas cargas policiales, completamente desmesuradas, ya de por sí son indicativas de este blindaje en el que la protesta pública no tenía cabida en tanto demanda política. La reducción de esta demanda a un enfrentamiento entre “fuerzas del orden” y activistas reducidos a “delincuentes violentos” (mayoritariamente “extranjeros” según el portavoz del Gobierno alemán, Steffen Seibert) muestra a las claras el empeño gubernamental en desacreditar cualquier reivindicación colectiva como presunta desestabilización del orden público.

“Marcha radical”, “extremistas” que buscan crear el “caos”, “vandalismo antisistema” y “oleada de violencia” son las etiquetas preferidas de la prensa oficial, comenzando por “El País” y “El mundo” que, una vez más, no han dudado en tomar partido abiertamente por el G-20, sin el menor atisbo crítico. El mensaje repetido de fondo es claro: no hay lugar para la protesta pública que cuestione la globalización capitalista y exija transformaciones sociales profundas. Lo que no encaja con el consenso neoliberal no tiene cabida en la escena de esta extraña forma de “democracia sin democracia”.

Resultado de imagen para Hamburgo muestra que la protesta pública

No procede decepcionarse ante estos discursos del establishment, ante todo, porque nunca suscitaron ilusión más que para unas elites globales que constatan lo sabido: sus prioridades políticas son completamente contrarias a las nuestras. Sus movimientos son cada vez más previsibles y, sin embargo, la virulencia represiva con la que actúan es signo de lo que pretenden evitar: la movilización colectiva de una ciudadanía disidente. Aunque insistan en que tomar la calle es inútil, el megadispositivo policial y el empeño con que han arremetido contra los grupos manifestantes en Hamburgo muestra que la protesta pública sigue siendo un medio central, aunque no exclusivo, para perturbar esta suerte de paz sepulcral en la que malvivimos.

La otra Hamburgo simboliza así la promesa de otro mundo posible y la reconstrucción de una resistencia global ante la globalización capitalista. Constituye una renovación del impulso rebelde que no acepta que la actual gobernanza sea la última palabra. La contracumbre de Hamburgo evoca una exigencia sistemáticamente desoída por el bloque europeo dominante: la necesidad de parar las guerras imperialistas, de abrir fronteras, defender la justicia ambiental, abogar por otra forma de distribución de la riqueza y, en suma, reclamar derechos sociales globales, como el derecho a la salud, al trabajo digno y a la educación escolar. Es tarea de esa resistencia global torcer el pulso de unos mandatarios que, haciéndose portavoces de los poderes económico-financieros globales, ratifican su decisión de dar las espaldas a un proyecto de sociedad donde los mercados no sean la instancia decisoria en la que se juega nuestro porvenir compartido.

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

 

GUERRA ENTRE RUSIA Y EE.UU. DIBUJOS ANIMADOS


 

Ruben Demirjian

Con música de Patricio rey y sus redonditos.
“Союзмультфильм” Soyuzmulfilm, la productora de dibujos de animación más importante de la URSS. Era el equivalente soviético a la Warner Bros norteamericana. Para hacer frente a la invasión nazi,luego de los años de la pos-guerra, Occidente siempre nos hizo pensar que la Televisión de la URSS era una monotonía, sin opción de cambiar de canal; pero la realidad era bien diferente.

——————————————————————————————————————————————-Ruben Demirjian

Canal oficial

https://www.youtube.com/user/333Reydereyes

GRUPO CLARIN : EL GRAN ASESINO EN ARGENTINA .


 

Grupo Clarin : Tenes la licencia para envenenarnos.

Ruben Demirjian

Patricio rey y sus redonditos de ricota.
MUSICA (INDIO SOLARI -SKAY)
LETRA ‘ES HORA DE LEVANTARSE, QUERIDO ( DORMISTE BIEN?)’
UNA ANALOGÍA SOBRE LOS GRUPOS MEDIÁTICOS “EL CAROZO DEL ASUNTO ES TU TEMOR”…
Tenes la licencia para envenenarnos
Por Ruben Demirjian

Toda la gran mentira que circula de noche y te hace mal de día

Clarin ya no te cree mas nadie .
Musica Pier

Ruben Demirjian

 

 

Macri y la entrega de ARSAT. Satélite bajo control de la estadounidense Hughes


Pagina12
La extranjerización del Arsat 3
“Ese acuerdo carece de legalidad”
El ex vicepresidente de Arsat, Guillermo Rus, consideró que el preacuerdo firmado con la empresa estadounidense Hughes para la construcción del Arsat 3 “carece de legalidad” mientras que el el físico y especialista Jorge Aliaga advirtió que la iniciativa implica la resignación de “canales propios para mejorar la seguridad de información sensible al Estado”.

DE_e8tzWsAAw4m2.jpg

Tal como Página/12 lo informó en su edición de hoy, el acuerdo entre Arsat y Huges supone la creación de una nueva empresa denominada Newco, controlada en su mayoría por la firma estadounidense. Esto iría a contramano de la legislación que creó Argentina Soluciones Satelitales S.A.

La carta de intención firmada por el Gobierno con la compañía estadounidense Hughes, que extranjeriza la construcción y operación del ARSAT 3, sigue cosechando reveces. El ex vicepresidente de ARSAT, Guillermo Rus, sostuvo que ese acuerdo “carece de legalidad” porque transgrede la ley que creó esa empresa estatal, mientras que el el físico y especialista Jorge Aliaga advirtió que la iniciativa implica la resignación de “canales propios para mejorar la seguridad de información sensible al Estado”.

Según Rus, uno de los responsables del impulso tecnológico en materia satelital puesto en marcha durante la gestión de Néstor Kirchner, “cualquier modificación” que se hiciera sobre “el patrimonio de Arsat, su composición accionaria o su infraestructura esencial” debe “pasar por el Congreso”.

Durante una entrevista con “A los botes”, por FutuRock FM, el especialista se manifestó “en contra de una privatización de Arsat” y criticó, además, “el desbalance” en que cayó la empresa durante la gestión de Cambiemos.

Por otra parte, rechazó el argumento oficial de que la estatal no es sustentable. “Es mentira que le genera un gasto al Estado”, puntualizó y explicó que “el principal foco que tiene Arsat es demandar a la industria que fabrica satélites estos satélites”. “Nosotros tenemos a Invap y su red de proveedores” y “si Arsat no le demanda satélites, no se los demanda nadie”, dijo.

“Es parte de la ley que los satélites se tienen que financiar con fondos generados por la propia empresa y por crédito privado –prosiguió-. La comercialización de servicios es la forma de financiar el crecimiento de la flota sin requerir transferencias del tesoro de la Nación. Arsat no le cuesta nada al Estado.”

Jorge Aliaga, ex decano de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA, coincidió en ese aspecto. “Desde el punto de vista estratégico, lo que se pierde, es la posibilidad de Arsat de tener ése negocio e ir desarrollando tecnología propia a través del Invap y distintas empresas argentinas, como se había hecho con el resto”, argumentó.

Además, advirtió que el acuerdo con la empresa estadounidense no solo resigna “soberanía tecnológica” sino que también deja en manos de una empresa extranjera la posibilidad de que Argentina tenga “canales propios de comunicación interna que sirvan para mejorar la seguridad de in formación sensible del Estado”.

“Ese acuerdo pone en evidencia que algo que el Ministerio de Ciencia y Técnica “intentó negar en un principio: que están teniendo menos recursos para ejecutar los programas que tenían pensado”, dijo durante una entrevista en el programa “Maldita Muerte”, por FM La Patriada.

Otra de las cuestiones más graves es que el convenio termina con el plan satelital geoestacionario argentino y resigna el desarrollo de la banda Ka, que permite brindar Internet de banda ancha a usuarios finales, a manos de Newco. “Todo el mundo dice que ha futuro una parte interesante de este negocio estará en la banda ka, o sea, que el Estado resigne ese pedacito que tenía para poner un política propia, desarrollo propio y autónomo en banda ka, estratégicamente es delicado”, concluyó Aliaga.

https://www.pagina12.com.ar/50904-ese-acuerdo-carece-de-legalidad

La estatal Arsat firmó un acuerdo que dejará el próximo satélite bajo control de la estadounidense Hughes

En el Arsat 3 flameará una bandera extranjera

El acuerdo supone la creación de una nueva empresa llamada Newco que construirá y gestionará Arsat 3 y estará controlada en un 51 por ciento por Hughes. La oposición y especialistas afirman que el convenio viola la ley de soberanía satelital.

 

La empresa estatal Arsat firmó una carta de intención con la firma estadounidense Hughes para construir y operar el satélite Arsat 3. El acuerdo supone la creación de una nueva empresa denominada Newco que se encargará de gestionar el nuevo satélite y estará controlada en un 51 por ciento por Hughes y en un 49 por ciento por la propia Arsat. Hughes controlará la mayoría accionaria porque será la encargada de poner la mayoría de los fondos para la construcción ya que el gobierno dejó en claro que no está dispuesto a seguir financiando satélites con fondos públicos. Sectores de la oposición y especialistas del sector cuestionan la iniciativa porque argumentan que viola el artículo 10 de la ley 27.208 de Soberanía Satelital que exige la autorización del Congreso para avanzar con “cualquier acto o acción que limite, altere, suprima o modifique el destino, disponibilidad, titularidad, dominio o naturaleza de los recursos esenciales y de los recursos asociados (…) que pertenezcan o sean asignados a Arsat”. Además, el convenio termina con el plan satelital geoestacionario argentino y resigna el desarrollo de la banda Ka, que permite brindar Internet de banda ancha a usuarios finales, a manos de Newco, que será controlada por Hughes.

El domingo por la noche el programa televisivo Economía Política reveló detalles del acuerdo que el presidente de Arsat, Rodrigo de Loredo, firmó con Hughes el 29 de junio durante el último viaje que realizó a Washington a fines del mes pasado. Incluso se denunció que la maniobra supone la supuesta privatización de la firma propiedad del Estado Nacional. “La carta de intención firmada con la empresa Hughes no prevé, bajo ningún motivo ni circunstancia, la privatización de Arsat ni de ninguno de sus activos”, respondió ayer la empresa a través de un comunicado titulado “Arsat seguirá siendo propiedad del Estado Nacional”. Allí asegura que la carta de intención firmada con Hughes es un paso en pos de un acuerdo comercial, similar a otros que ya celebró la compañía durante la gestión actual. Sin embargo, va más allá de un simple acuerdo .

El convenio resigna el desarrollo de la banda Ka a manos de Newco, que será controlada por Hughes.

La decisión de crear una nueva compañía junto con Hughes para la fabricación y explotación comercial del satélite Arsat 3 efectivamente no supone una privatización porque no se altera la composición accionaria de Arsat S.A., controlada por el Estado Nacional. Eso significa que los satélites Arsat 1 y Arsat 2, la red de fibra óptica, la infraestructura de la Televisión Digital Terrestre, el data center y el resto de los activos de la compañía seguirán siendo públicos, al menos por ahora. La carta de intención se circunscribe sólo al Arsat 3. De hecho, la empresa ya había dejado en claro que estaba buscando un socio para construir ese satélite e incluso hizo algunos road shows en el exterior. “Entendemos que nuestras misiones satelitales no pueden seguir financiándose en un 100 por ciento con el impuestos de los argentinos. Por eso, Arsat 3 busca viabilizarse también a través de inversiones o aportes privados”, sostuvo la compañía a través de un comunicado.

De la carta de intención firmada con Hughes efectivamente no se desprende una privatización de Arsat, pero sectores de la oposición denuncian una violación de la ley de soberanía satelital sancionada en noviembre de 2015. Los legisladores fueron lo suficientemente amplios para tratar de evitar no sólo la privatización de la empresa sino también maniobras que pudieran suponer la enajenación de alguno de sus activos. Jorge Aliaga, ex decano de la Facultad de Ciencias Exactas de la Universidad de Buenos Aires, explicó ayer, por ejemplo, que “Arsat no se privatiza, pero se crea una nueva sociedad, denominada en el documento Newco, con una finalidad específica, que antes tenía Arsat. Es decir que Arsat pierde esa especificidad”, en referencia a la construcción y operación de satélites.  Aliaga también advirtió que al ser Newco controlada mayoritariamente por Hughes esta firma será la que ponga los gerentes y defina la política de la compañía. “El objetivo de Newco será proveer servicio de banda Ka, que era el mercado en el que iba a incursionar Arsat 3, como apuesta estratégica a futuro”, agregó Aliaga.

Arsat aseguró ayer que “las órbitas que ocupará el tercer satélite, se realice con o sin inversiones de Hughes, serán del Estado argentino. Será fabricado por Invap, por recursos humanos argentinos y con la participación de empresas nacionales del sector”. Desde la oposición responden que asegurar la participación de Invap es importante, pero no garantiza el cumplimiento del plan satelital geoestacionario argentino incluido como anexo de la ley 27.208, pues el objetivo explicitado en ese texto era construir nuevos satélites con flujos propios para garantizar la sustentabilidad del negocio, tomando financiamiento pero que se iba a repagar con los recursos generados por Arsat 1 y 2.

https://www.pagina12.com.ar/50857-en-el-arsat-3-flameara-una-bandera-extranjera

Resultado de imagen para arsat 1  Resultado de imagen para arsat 1

Somos ciudadanos argentinos autoconvocados y movilizados por la enorme preocupación de ver arrebatados nuestros derechos y nuestra soberanía nacional por un gobierno corrupto entregador del patrimonio y los recursos de nuestro país, que ganó las elecciones mediante la mayor ESTAFA electoral que se recuerde en la historia argentina.

Resultado de imagen para arsat 1  Resultado de imagen para arsat 1

EXIGIMOS AL CONGRESO DE LA NACIÓN ARGENTINA, A CADA UNO DE LOS DIPUTADOS Y SENADORES, Y A TODOS LOS REPRESENTANTES Y DIRIGENTES ARGENTINOS, QUE RESGUARDEN CADA UNO DE NUESTROS DERECHOS CONSTITUCIONALES, NACIONALES E INTERNACIONALES, QUE TIENEN COMO BASAMENTO NUESTRA CONSTITUCIÓN NACIONAL, LA LEGISLACIÓN NACIONAL E INTERNACIONAL, DECLARACIÓN DE DERECHOS HUMANOS Y DEL NIÑO SISTEMÁTICAMENTE VIOLADOS POR EL ACTUAL GOBIERNO DEL PRESIDENTE MAURICIO MACRI.

COMO CIUDADANOS ARGENTINOS, LES EXIGIMOS A NUESTROS REPRESENTANTES QUE LEGISLEN Y GOBIERNEN PARA LOS INTERESES DE LOS TRABAJADORES Y NO DE LAS MULTINACIONALES Y EL PODER CONCENTRADO, PARA ESO LOS VOTAMOS, TODO LO DEMÁS ES TRAICIÓN  A LA PATRIA. EXIGIMOS QUE REACCIONEN EN DEFENSA DE LAS EMPRESAS NACIONALES, EN ESTE CASO, ARSAT.

No es sin querer que los medios ocultaron durante años lo que significó ARSAT y toda la obra del gobierno nacional y popular de Néstor y Cristina Kirchner. Porque de ese modo era más fácil destruirla. Lo que no se conoce no se quiere ni  puede valorarse. Y hay millones de argentinos que desconocen lo que implicó Arsat en las políticas de comunicaciones, ciencia y técnica.

El trabajo FINO de los medios de comunicación hegemónicos, esos que se autodefinen VERGONZOSAMENTE COMO INDEPENDIENTES cuando en realidad defienden los INTERESES DEL CAPITAL CONCENTRADO (PORQUE SON EL CAPITAL CONCENTRADO), ha logrado que mediante el intenso blindaje, muchos compatriotas desconozcan DE SU INMENSO VALOR, y que fue construido con esfuerzo y recursos DE TOD@S, repatriando científicos, invirtiendo en ciencia y técnica argentina.

Recordamos con tristeza las cadenas nacionales de los medios privados diciendo que ARSAT era una heladera. ¿Cómo iban a poder apreciar los argentinos tal avance de las políticas que protegían la soberanía nacional si lo despreciaban e invisibilizaban día y noche las 24 hs los 365 días del año desde las usinas del odio?? Bueno, parece ser que AHORA la “heladera despreciada” les interesa a los yanquis.

ADEMÁS DE LO DICHO HASTA AQUÍ, TENEMOS QUE REMARCAR QUE LA VENTA DE ARSAT ES ILEGAL, YA QUE VIOLA LA LEGISLACIÓN VIGENTE EN NUESTRO PAÍS.

Los que firmaron la transferencia de acciones de Arsat cometieron los siguientes delitos:

1. El capital accionario de Arsat es intransferible, salvo autorización del Congreso. Ley 27.208

2. También es intransferible e inmodificable sin la previa autorización del Congreso la utilización de los recursos de ARSAT

3. Son recursos de ARSAT las frecuencias asignadas y los derechos de utilización de órbitas para colocación de satélites. Ley 27.208

4. Y no solo tienen que pasar por el congreso, sino que ademas necesitan mayoría agravadas para su autorización. Ley 27.208

5. Ello porque por ley se declaro de ” interés nacional el desarrollo de la industria satelital” Ley 27.208

6. Las órbitas geostacionarias son un recurso crucial para las comunicaciones de un país y son un recurso limitado y valioso

7. Son recurso natural limitado, ya que existen restricciones a la cantidad de satélites que pueden ubicarse en dichas órbitas

8. En los 90, las valiosas órbitas que tiene asignada la Argentina fueron privatizadas en una escandalosa contratación con Thales Espectrum

9. German Kammerath estuvo procesado hasta que prescribió la causa por esa escandalosa privatización.

10. En el 2003 que fue anulada por Nestor Kirchner. Estábamos a punto de perder el derecho de uso de esas órbitas.

11. En el 2005, justo sobre el plazo de la prorroga que teníamos para usar esas órbitas o perderlas, Moreno las rescato con un satélite

12. El satélite era canadiense, no funcionaba, pero evito que la Argentina perdiera el derecho de uso. Fue el 17 de octubre de 2005.

13. Después vino la creación a Arsat, nuestros propios satélites y la política de soberanía satelital. Todo lo que ahora quieren privatizar

14. Pueblo Peronista fue el nombre del satélite con el cual Guillermo Moreno rescato para Argentina el derecho de uso de las órbitas.

Ciudadanos autoconvocados en defensa de nuestro país y en defensa propia.-

 

Esta petición será entregada a:

  • Congreso de la Nación Argentina
  • Presidente Mauricio Macri

MACRI EL FANTOCHE


Ruben Demirjian

Parravicini y su visión de sangre en Argentina, al igual que la emitida por Francisco, tiene un responsable : LA POLITICA NEOLIBERAL DE MAURICIO MACRI

“Macri dio carta blanca a los laboratorios farmacéuticos para experimentar sin control alguno”


M.H.: Una nota publicada el mes pasado, el domingo 21 de mayo en Tiempo Argentino, relata cómo opera el lobby farmacéutico en la Argentina. Tema que tiempo atrás supimos abordar.G.M.: Te referirás al tema de la modificación de la disposición de ANMAT (Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica) que hizo Macri. La industria farmacéutica está moviendo un billón de dólares al año a nivel mundial, o sea cuatro veces la deuda argentina cada año. Influye en modo profundo en las medidas de gobierno de la mayoría de los países por esto mismo. Una de las cuestiones importantes es referirse a la investigación médica, lo que deberían llamarse “los experimentos con personas”. En Argentina hay una larga experiencia bastante nefasta al respecto, una de ellas fue el experimento que hubo a mediados de la década pasada que utilizó a 15.000 niños para probar una vacuna, en ese experimento murieron 15 niños.

Esa es la vacuna que tiene que ver con el neumococo que puede traer algún tipo de infección, es una vacuna por demás dudosa en cuanto a su efectividad y en particular este experimento que mató a 15 niños entre 0 y 2 años de edad, pobres y algunos de ellos enfermos, ha derivado en una especie de sumario que dio como resultado una multa de un millón de pesos a uno de los laboratorios más poderosos de la Argentina, que es Glaxo. Esa multa se repartió en el 40% a Glaxo y el resto entre los dos investigadores que llevaron adelante esto, uno de ellos el hermano del Ministro de salud de Santiago del Estero y el otro un viejo conocido, Miguel Tregnani, un tipo que se rajó de Córdoba por hacer experimentos con niños en el Hospital de esa ciudad y robar dinero al Estado cordobés, se jubiló antes de tiempo para ir a Santiago del Estero y hacer esto.

Un millón de pesos para un laboratorio como Glaxo no es nada. Menciono este antecedente como parte de muchos, algunos de ellos trágicos como en EE UU donde hubo un experimento muy grave con 400 personas de raza negra que fueron sometidas a una observación de la evolución de la sífilis, realizado antes del descubrimiento de la penicilina, pero que continuó luego, siendo la penicilina un tratamiento efectivo. Los privaron de tratamiento para observar cómo evolucionaba la enfermedad, muchos murieron, otros se volvieron locos y durante 30 años los observaron teniendo el remedio con el objetivo de llevar adelante la investigación.

En ese contexto hay una película conocida que se llama “El jardinero fiel” que es un caso real de la investigación de un antibiótico en África con niños africanos que también se cobró la vida de varios, pero además hubo atentados a las personas que investigaban esto. La cuestión de la industria farmacéutica es de lo más terrorífica del mundo y es uno de los principales capitales del mundo, está entre los cuatro primeros lugares junto al narcotráfico, la industria bélica y la trata de personas.

Nuestro Presidente ha hecho una modificación de una disposición que acorta los tiempos para la aprobación de los estudios. Tenía un plazo de ejecución para ser evaluado que podía llevar hasta 160 días hábiles, si no era aprobada en ese lapso, la investigación no se podía hacer. El Presidente acortó ese plazo a 70 días y además dispuso que si en ese plazo no era desaprobada, automáticamente será aprobada. Es volver a una situación relacionada con Menguele.

Seguramente habrá un gran número de experimentos que van a comenzar a hacerse sin la supervisión de ANMAT. Le da carta blanca a los laboratorios para experimentar sin control alguno. Ese es un escenario posible, lo cual no es poco, porque en el escenario anterior ya pasaron cosas gravísimas; alivianar los controles es muy peligroso.

M.H.: Te confieso que lo que nos acabás de comentar de alguna manera aumenta la apuesta de lo que tenía previsto dialogar contigo, porque yo lo desconocía por completo. En realidad con respecto al tema de cómo opera el lobby farmacéutico en Argentina apuntaba más a los costos de los medicamentos, pero indudablemente me acabás de tirar con artillería pesada porque lo que comentás es de una gravedad mayúscula y, sobre todo, teniendo en cuenta que algunas de las principales figuras del gobierno de Mauricio Macri están vinculadas precisamente a la industria farmacéutica.

G.M.: El que está vinculado con el negocio de los medicamentos y la farmacia es uno de los Vicejefes del Gabinete, Mario Quintana, ex presidente de Farmacity.

M.H.: La nota a la que te hacía referencia estaba centrada en los costos, hay una serie de remedios que apuntan al tratamiento de la hepatitis C y otras enfermedades que según dónde se compren tienen costos diferenciales importantes. Por ejemplo, algunas multinacionales como el caso de Gador, Gilead y Richmond presentan medicación vinculada a la hepatitis C que tiene un costo del orden de los 5.000 dólares para un tratamiento completo, cuando esa misma medicación se puede conseguir en la India a 1.000 dólares.

G.M.: Ese medicamento es una especie de excepción porque forma parte de un lote de prácticas que se va a ir incrementando cada vez más. Es un problema particular, pero como suele ocurrir con los medicamentos, hay algunos que son maravillosos, caros o no, pero resuelven problemas importantísimos y detrás de esos aparecen los medicamentos que son milagrosos en el sentido mediático del término, no es el caso de la hepatitis C pero ya están en difusión. El Dr. Cormillot, por ejemplo, ya está haciendo gala de un medicamento que es para tratar el colesterol que sería maravilloso por una serie de ventajas que tendría con respecto a otros, es otro medicamento que sale un dineral. Ahí ya estaríamos en problemas que son para escasísimas personas, lo que suele ocurrir es que los lobby farmacéuticos logran instalar la necesidad de este tipo de medicamentos para muchas más personas de las que realmente necesitan esa medicación. No es el caso particular de la medicación de la Hepatitis C. Lo que ocurre es que la solución para eso existe y se trata de dejar de alimentar al pulpo de las farmacéuticas, eso se puede hacer si los Estados deciden invertir en investigación y en medicamentos. Argentina se niega a hacerlo. Uno de los países que lo ha hecho es Brasil, que tiene un laboratorio enorme de producción pública de medicamentos cerca de Río de Janeiro, que forma parte del Instituto de salud pública y produce, entre otras cosas, medicamentos para el HIV y esto lo hizo a partir de una disputa que tuvo con un laboratorio que quería cobrarles una barbaridad de dinero, entonces decidieron hacerlo ellos desde el Estado.

M.H.: En más de una oportunidad hemos dialogado en torno a la ley de genéricos ¿se ha avanzado en eso?

G.M.: Completo lo anterior, India y China son los dos sintetizadores de drogas y medicamentos más importantes del mundo, el 70-80% se hace allí. India tiene algunas facilidades mayores para los mercados pero son estos dos países los que abastecen el mercado de genéricos o de droga base para todo el mundo. Te comentaba el caso de Brasil, pero éste aún no está sintetizando medicamentos, compra la droga de este medicamento de India y la producen ellos, rechazaron en un momento la compra directa del medicamento elaborado en India por una cuestión de soberanía, el costo es un poquito mayor que si lo comprara directamente en India pero lo hacen así porque consideran que es mejor que Brasil produzca sus propios medicamentos. Lo que no hace es la síntesis de la molécula, todo esto es una respuesta que deberían tener los Estados y los pueblos para definir su independencia respecto de las farmacéuticas.

Hay una Ley de prescripción por nombre genérico que hizo el ex ministro Ginés González García que sirve para bastante poco, tiene más prestigio del que debería tener porque en realidad lo único que hace es que se recete el medicamento por el nombre genérico. Esto sería fantástico si la mayoría de los medicamentos tuvieran un precio diferente por marca y eso no siempre es así, algunos tienen poca diversidad de oferta, los produce un solo laboratorio o dos y no tienen grandes diferencias entre sí, y en otros que son producidos por muchos laboratorios la diferencia de precio entre el más caro y el más barato no es amplia. Hay algunos medicamentos, muy pocos, que tienen diferencia de 3 veces entre la marca genérica y la de laboratorio conocido. Además PAMI no entró en el convenio para la prescripción por nombre genérico. Entonces, el problema del nombre genérico es una cosa, el problema del genérico en sí es otra cosa, son los medicamentos que podrían no tener marca y ser producidos por el Estado, que es lo que pasó con el medicamento del HIV en Brasil y que podría pasar prácticamente con cualquier medicamento luego de 15 o 20 años de patente.

Muchos de los medicamentos que se usan habitualmente tienen ese tiempo de inventados y la mayoría de los útiles tienen ese plazo ya. Eso llevaría a otra discusión que sería sobre las patentes, otro tema que también es abordable. Pero en principio la cuestión es quién investiga, quién produce y quién hace este tipo de cosas. Son los Estados los que deberían hacerlo. La discusión de los genéricos es bastante amañada porque además de ser útil, es adecuado, es indignante que no lo sea. El problema de eso incide bastante menos en la problemática final que lo que la gente supone, en realidad el problema más grave está en la producción misma de medicamentos y antes de eso en la investigación para que no pasen las cosas que están pasando.

Hay una dirección de correo electrónico que es medicamentos.alames.org que es una página que coordino. Hoy hubo un debate interesante en Facebook sobre la cuestión de algunas vacunas y ahí pueden tener datos acerca de eso. Vale la pena investigar un poquito.

El viernes volvimos de un Congreso que hubo en Rosario sobre la salud en general y una parte dedicada al tema de los medicamentos y una radio colega tuya me hizo una entrevista y está también en esa página.

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

 

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=228852&titular=%22macri-dio-carta-blanca-a-los-laboratorios-farmac%E9uticos-para-experimentar-sin-control-alguno%22-

Los fundamentos negacionistas detrás de la novela turca emitida por Telefe


 

Hoy Telefe estrena la novela turca “El Sultán”, el mismo día en que se conmemora el genocidio Armenio. Hay un antecedente, el 24 de abril del año 2015 se transmitió, por el mismo canal, el último capitulo de “Las mil y una noches”. La colectividad armenia denuncia la provocación del estado turco por ocultar la memoria del genocidio. “Soy nieto de 4 víctimas sobrevivientes del genocidio armenio y bisnieto de tres desaparecidos y una bisabuela secuestrada, violada y torturada por el Sultán”, dice la carta documento que envió al canal un reconocido miembro de la colectividad. Hoy, habrá marcha y acto desde las 19hs. Por Yeraz Apkarian para ANRed

Hoy, como hace dos años, la colectividad armenia de Argentina enfrenta un desafío muy grande: contrarrestar una puesta en escena desde lo cultural para lavar la imagen de Turquía en aquéllos países con fuerte presencia de hijos y nietos de sobrevivientes del genocidio del cual es responsable, y al cual niega.

 

Estas novelas hacen eco de la propaganda oficial turca, que niega el genocidio armenio y la masacre de otras minorías. Desde 1850 se registraron numerosas masacres contra armenios y minorías étnicas, bajo la orden del Sultán Hamid II las de al menos 1890 a 1896. En 1915, el 24 de abril se procedió al arresto de intelectuales, políticos, artistas y todo tipo de líderes armenios, dejando a esta nación acéfala, y prosiguió el exterminio sistemático de la población armenia iniciado por los “Jóvenes Turcos” y continuado por Kemal Ataturk. Fueron víctimas de genocidio tanto de armenios como griegos, asirios, sirios, y cualquier minoría cristiana, aún cuando en agosto de ese año Kemal afirmara que “a los armenios los mató por armenios y no por cristianos”.

18010242_460745864265460_2159063566656512184_n-efec2.jpg

Pero Turquía no sólo niega el genocidio, sino que a través de la puesta en escena de una “Turquía romántica” evita mostrar el estado represor que es, que oprime e incita a exterminar minorías, que tiene la mayor cantidad de periodistas presos y que bloquea las redes sociales para evitar la difusión de escándalos en torno al gobierno.

La emisión de novelas turcas es parte del lobby para vender una imagen totalmente fantasiosa, con costumbres y escenarios pintorescos, fastuosos, sin contar con mensajes subliminales como llamar Kemal a uno de sus personajes, justamente el nombre de uno de los gestores intelectuales del genocidio armenio. incluso uno de los personajes se llamará Kemal, justamente el nombre de uno de los gestores intelectuales del genocidio armenio.

En 2015, coincidiendo con el nefasto centenario del Genocidio armenio, se transmitió el capítulo final de la novela “Las mil y una noches”. Este año, Turquia vuelve a elegir, con un oscuro sentido de la coincidencia, el 24 de Abril de este año para emitir el capítulo inicial de su novela “El Sultan” buscando vender una imagen tan agradable como irreal de un país sumido en atentados no solo contra la libertad intelectual sino física de sus habitantes y territorios limítrofes. Tampoco es casual que se haya elegido traer esa novela. ¿Por qué no? Hace ya algunos años Tayyip Erdogan manifestó su deseo de revivir el sultanato y califato que destituyó Ataturk (con la no única intención de separarse del genocidio cometido recientemente). Si bien hay muchos matices y hechos que ayudan a comprender el panorama, es fundamental saber que: Erdogan es un islamista sectario suní extremista, el intento de “golpe de estado” del año pasado fue un auto golpe orquestado con el objetivo de fortalecer su posición, aplica políticas pro islam en un país laico, cada vez más inherentes a la moral pública (uso de velo, dificultar el consumo de alcohol, exorbitante presupuesto destinado al área religiosa empleado para construir escuelas islamistas y mezquitas, represión, asesinato y encarcelamiento de opositores y minorías, etc), que considera terroristas a quienes se manifiestan por temas como la ecología, pero ve correcto asesinar, torturar y decapitar sirios, armenios y a quienes los ayuden, que poco antes del inicio del recuento de la votación del 16 de abril para modificar la constitución, la Comisión Electoral Suprema anunció que contaría como válidos los votos de boletas no selladas por la mesa electoral, cambiando las reglas del juego en mitad del partido.

Con esta reforma constitucional, Erdogan se aseguró más poder aún. Y esto, sumado a su desprecio por los armenios y minorías cristianas, y su exacerbante y abierto interés en formar un estado religioso del cual se considera líder, en lo que respecta a los armenios revive el fantasma del 1915 que lejos de ser un capitulo oscuro en la historia de la humanidad, ve como gobiernos y organizaciones capaces de impedirlo y condenarlo, muy por el contrario, deciden mirar hacia un costado e incluso, impulsar el olvido y permitir que se repita la historia.


Carta documento enviada al canal Telefe:

“Buenos Aires, 20 de abril de 2017.Dirijo a Uds. la presente en razón de haber tomado conocimiento que han dispuesto estrenar la novela titulada “El Sultán” el próximo día 24 de abril del corriente. Asimismo le hago saber que obro en mi condición de descendiente de armenios y bisnieto de una víctima del Sultán lo cual me legitima con los alcances del art. 3 de la ley 26522. Como Uds. saben dicha novela ha sido producida en Turquía, por empresas y con actores turcos, con evidente exaltación de sus valores (?) , lugares e idiosincrasia. Si bien dicha circunstancia no amerita queja ni denuncia alguna, lo cierto es que esta nueva producción “El Sultán” ,que ha sido publicitada con imágenes y adelantos, de los cuales se destacan las muestras de sometimiento y sojuzgamiento de la mujer en épocas del imperio otomano (nada muy distinto de lo que muestran en la actualidad en otras novelas del mismo origen ) será estrenada y puesta al aire el día 24 de abril, justamente el mismo día (obrar de la casualidad?) que los descendientes de Armenios conmemoramos el genocidio armenio , recordamos y honramos la memoria del nuestros abuelos y bisabuelos desaparecidos y asesinados en ocasión del horror que vivieron a manos del estado Turco Otomano. Soy nieto de 4 víctimas sobrevivientes del genocidio Armenio y bisnieto de tres desaparecidos y una bisabuela (Trfanda Kasparian) secuestrada, violada y torturada por el Sultán Mehmet en el año 1909 . Es por ello que su decisión empresaria de poner al aire dicha novela el día 24 de abril con la repercusión que ustedes mismos se encargan de darle, turba, hiere y ofende nuestros sentimientos, horada nuestro mas intimo ser, injuria y deprecia nuestro derecho a conmemorar , sumiéndonos en un estado de zozobra y angustia emocional, re victimizando a las víctimas por cuanto nos impide recordarlas y honrarlas libremente y en paz al estar sometidos al tormento de saber que en el mismo día y momento en que pretendemos honrar a nuestras victimas (por mas que no lo miremos) se emite una ficción que promueve y exalta una figura que provocó mucho daño los Armenios , víctimas del genocidio de 1915 que pretendemos conmemorar, entre ellos mi bisabuela. Es necesaria tamaña afrenta ‘? Es necesario que justo ese día nos recuerden la existencia de un sultán y el daño que nos provoco? No podían hacerlo otro día? Que puede justificar semejante ofensa a nuestros sentimientos? Nada. no existe justificativo alguno .Es evidente entonces que la puesta de la novela el día 24 de abril, decisión que estimo ha sido consecuencia de acuerdos comerciales con terceras personas o estados extranjeros, me afecta en mi derecho, menoscaba mi dignidad e injuria gravemente al impedirme la conmemoración y honrar la memoria de mis familiares en libertad y con tranquilad, emocional sin la cimitarra televisiva amenazándome y recordándome la existencia de tan funesta figura. Así me siento y creo que se deben sentir los restantes miembros de la comunidad armenia. Al efecto, señalo y le recuerdo la vigencia de la ley 26199 por la cual la República Argentina declara al día 24 de abril de todos los años como “Día de acción por la tolerancia y el respeto entre los pueblos”, en conmemoración del genocidio de que fue víctima el pueblo armenio y con el espíritu de que su memoria sea una lección permanente sobre los pasos del presente y las metas de nuestro futuro. En este marco legal que nos recuerda el respeto entre y hacia los pueblos no puedo dejar de señalar que su decisión empresaria resulta irrespetuosa e injuriante hacia este sector del pueblo , que por mas minoritario que sea en el contexto general no puede ser desconocido ni violado en sus derechos y sentimientos .Asimismo dicha decisión resulta carente de toda ética ,lo cual es llamativo desde que en su página web Telefe hace saber que uno de los valores en los que se sustenta su actividad es la ética, desconociendo además el art.3 de la ley 26522 inc.h (ley de medios audiovisuales) que establece como objetivo “ La actuación de los medios de comunicación en base a principios éticos” . Por otro lado y a tenor del art. 2 de La ley 26522 La actividad realizada por los servicios de comunicación audiovisual se considera una actividad de interés público, de carácter fundamental para el desarrollo sociocultural de la población por el que se exterioriza el derecho humano inalienable de expresar, recibir, difundir e investigar informaciones, ideas y opiniones. Así entonces siendo una actividad de interés público no puede desconocer los alcances de la ley 26199 y el derecho humano que de ella se desprende .El derecho a poner un producto en el aire es un derecho económico que persigue rentabilidad, el cual no puede ser ejercido en detrimento del derecho humano del suscripto de honrar libremente y sin perturbaciones a las víctimas. En este marco el derecho debe ser ejercido con ética, responsabilidad y sin abusos, tal como lo exige la ley de medios audiovisuales y el propio código civil y comercial el cual exige que cualquier controversia sea resuelta bajo los alcances de la ley y de los tratados de derechos humanos. (art.1 del CCC) a la vez que condena y sanciona el abuso del derecho. Asimismo le recuerdo los alcances del art.70 de la ley 26522 “ La programación de los servicios previstos en esta ley deberá evitar contenidos que promuevan o inciten tratos discriminatorios basados en la raza, el color, el sexo, la orientación sexual, el idioma, la religión, las opiniones políticas o de cualquier otra índole, el origen nacional o social, la posición económica, el nacimiento, el aspecto físico, la presencia de discapacidades o que menoscaben la dignidad humana ….” Es que el derecho de libre empresa no es absoluto sino que encuentra sus límites en el respeto a la ley, la ética ,la moral y los tratados internacionales de derechos humanos. Asimismo y como consumidor televiso expuesto le exijo que me brinde el trato digno que prevé la ley 24240 y el art. 1097 CCC “Los proveedores deben garantizar condiciones de atención y trato digno a los consumidores y usuarios. La dignidad de la persona debe ser respetada conforme a los criterios generales que surgen de los tratados de derechos humanos. Ello lo es bajo el apercibimiento de requerir en caso de incumplimiento la aplicación de la multa prevista en art. 52 bis ley 24240 “Daño Punitivo. EN CONSECUENCIA DE LO EXPUESTO, CON FUNDAMENTO Y AL AMPARO DE LA LEY 26199, LEY 26522,LEY 23054,LEY 23313 Y la DECLARACION UNIVERSAL DE DERECHOS HUMANOS, LE REQUIERO ajuste su conducta a derecho, la buena fe y la ética ,respete los derechos humanos del dicente y SE ABSTENGA DE EMITIR EL DIA 24 DE ABRIL DE 2017 LA NOVELA EL SULTAN para así permitir la evocación , conmemoración y el homenaje a nuestras victimas con la armonía , paz y tranquilidad espiritual necesarias para ello. Sin perjuicio de ello y en caso que Uds. por acuerdos económicos y comerciales insistan en la puesta al aire, les requiero la colocación de una placa permanente en la emisión haciendo alusión a la conmemoración del genocidio armenio, ello sin perjuicio de proceder luego conforme lo expuesto anteriormente ante el daño y el perjuicio provocado. Queda Ud. notificado.

Dr.Ruben R. Morcecian”

http://www.anred.org/spip.php?article14043

Cristina: ¿Qué hay detrás de la compra de armas a Estados Unidos?


Fuente : orsai

Uno no puede dejar de asombrarse que en el marco de la situación económica y social del País, el Estado destine más de 2.0000 millones de dólares para la compra de sofisticado armamento de guerra, constituyendo la mayor adquisición de armas de los últimos 40 años.

Cristina: ¿Qué hay detrás de la compra de armas a Estados Unidos?

 

El lapso de 40 años no es casual. Remite a que las últimas adquisiciones de esa magnitud y naturaleza fueron realizadas por la última Dictadura Cívico-Militar. Repárese en el hecho de que ni siquiera para el único conflicto bélico que tuvo el País durante el siglo XX, Guerra de Malvinas, se realizó una operación similar.

La primera imagen que seguramente advierte la sociedad es ¿para qué destinar semejante cifra a la compra de armamento, cuando se suspende la entrega de medicamentos en el PAMI; se eliminan programas sociales, educativos y de salud; se les mezquina a docentes y científicos; se ahoga selectivamente a muchas Provincias y podría seguir con una larga lista.

Una segunda aproximación podría ser desde un lugar más específico como es la defensa y el desarrollo de la industria nacional armamentística. La pregunta obligada sería ¿por qué razón se destinan 2000 millones de dólares a la compra de material de guerra que no importa transferencia tecnológica -por estricta aplicación del código de seguridad que Estados Unidos impone a la venta de las armas que produce- y por otro lado, en el área de Defensa, se desmontan programas de desarrollo de industria nacional que generan trabajo para los argentinos y soberanía tecnológica?

Y la tercera, desde una perspectiva geopolítica y estratégica de seguridad nacional, ¿por qué razón compramos armas para una guerra convencional de despliegue territorial con el fin declarado públicamente por el Embajador de nuestro país ante los Estados Unidos (país proveedor del armamento) de desarrollar una “lucha contra el terrorismo”, cuando nuestro país no tiene ni puede tener una hipótesis de conflicto similar a las que se desarrollan en otras regiones del planeta?

Para ser más precisos aún: nuestro país es el único país, junto a EEUU, que en el continente americano sufrió la acción del Terrorismo. AMIA y la Embajada de Israel son los dos atentados, junto al de las Torres Gemelas, que tuvieron lugar en territorio americano. En síntesis: la agresión terrorista sólo puede darse, como en gran parte del planeta, bajo una metodología que nada tiene que ver con la guerra convencional, y para la cual el armamento adquirido, claramente, no sirve.

Sin embargo, hay algo peor aún: la operación de compra de armamento para guerra convencional, sumada a la declaración pública de que es para la “lucha contra el Terrorismo”, nos introduce de lleno en el plano geopolítico en una hipótesis de conflicto que no sólo nos es ajena, sino que pone en peligro la seguridad nacional. Esta claro que no ya bajo la forma de una invasión o ataque territorial, sino de una de las formas preferidas del Terrorismo: el ataque sobre objetivos civiles, metodología utilizada, precisamente y aunque parezca una redundancia, para provocar terror, en el más literal sentido de la palabra.

Seguramente la sociedad verá con mayor preocupación, y razón le asiste, el primero de los abordajes: ¿por que gastar tanta plata en armas de guerra cuando hay tantas necesidades en el país que no tienen ninguna respuesta por parte del Gobierno?

Pero es necesario señalar a tiempo, que la irresponsabilidad de introducir a la Argentina en conflictos que no le son propios, puede ocasionarnos problemas y dolores que tenemos la obligación de tratar de evitar que sucedan. A no ser que el tan promocionado “volver al mundo” sea algo mucho más tenebroso: transformar al País en comprador de armas de guerra, en un mundo donde la guerra ha pasado a ser, desde hace tiempo, un excelente negocio para un selecto club de países y una tragedia para todos los pueblos.

PIER Y EL INDIO NOS MUESTRAN LA CARA DE MACRI, CLARIN, FONDOS BUITRES Y DEMÁS HIERBAS


Toda la gran mentira que circula de noche y te hace mal de día

CLARÍN:EL CULO QUE VALÉS ES TU SECRETO…

Ruben Demirjian

Los colonos sionistas en Palestina,los turcos en Asia Menor, los azerís en el Cáucaso SON TODOS EXTRANJEROS.


Raymond Berberian 

En otras palabras, los ciudadanos de los EEUU, salvo los pueblos originarios amerindios, el resto son “extranjeros”…

Veneno reptiliano

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

AHH ME OLVIDABA DE MAURICIO MACRI.EL TAMBIÉN ES REPTIL.AUNQUE DICEN QUE ES LA VERGÜENZA DE LOS SANGRE FRÍA…

El Comandante Hugo Chavez de Venezuela había dicho que los gobernantes del mundo no eran seres humanos sino, reptilianos: serpientes venenosas, pertenecientes a la mafia judía iluminati; (resultados de la unión de los ángeles caídos con humanos).
Yo diría que la vida personal de cada ser humano es precisamente eso: “personal” que no debiera incumbir a nadie, no así las aberraciones “personales”…
Confieso que me conmovieron las expresiones de Melania, la Primera Dama de las Primeras Damas, del flamante Presidente racista de los EEUU, el sionista Trump. Melania, junto a él, daba impresión de ser una maniquí de exhibición, parecida a una muñeca inflable manejada a control remoto, puesta a merced de los caprichos de un magnate sionista, por cuando debía sonreír o permanecer en el molde. Vestía un traje color verde pistacho del cuello a los pies y era conducida, mejor dicho arrastrada de la mano por su Amo y Señor, Emperador de las finanzas del Imperio Materialista. Sólo le faltaba el látigo y una cuerda atada al cuello. No sé, para mí, estaría amaestrada a cumplir con un papel que le desbordaba. Amenazada, tal vez, ella y toda su parentela, puesto que desentonaba claramente con el desborde de felicidad con resto de los hijos y familiares presentes de su Amo y Señor.
Si no me equivoco, América de Norte es territorio indio, invadido por la mala y habitado por extranjeros de todo el mundo. En otras palabras, los ciudadanos de los EEUU, salvo los pueblos originarios amerindios, el resto son “extranjeros” al igual que los colonos sionistas invasores en Palestina: igual que los turcos en Asia Menor y los azerís en el Cáucaso ¡son extranjeros! El hecho de negarles a los refugiados del Medio Oriente el acceso a los EEUU, por la simple escusa de ser musulmanes es una crueldad característica, acostumbrada entre los sionistas. Similar criminalidad es cometer genocidio. Podía haber decretado, como Sheriff de Kansas City, el derecho de admisión con las averiguaciones de antecedentes; pero cerrarles las puertas a esa pobre gente, incluso a los de doble nacionalidad, cuyos países han sido devastados por los del Primer mundo, en especial, por los dueños de la batuta norteamericana; es criminal, es falto de sensibilidad, de humanismo, es racismo, es sionismo, es… en definitiva: vomitar veneno reptiliano.
Respetuosamente….

PROGRAMACIÓN : DUO DINÁMICO


Ruben Demirjian

CRASH,BUM,ZAP.
SON SONIDOS DE GOLPES,PERO DE QUIENES?.
DE LOS BUENOS O DE LOS MALOS…

RUBEN DEMIRJIAN

MUCHOS MARINES DE LOS MANDARINES QUE CUIDAN POR VOS LAS PUERTAS DEL NUEVA CIELO…


Ruben Demirjian

Esto es Mauricio Macri


Gerardo Bufa

 

 

RicoteroRey

Mira como miente Macri

 

 

Mirá como los periodistas argentinos encubrieron quién era Macri para que ganara las elecciones

Gon Sánchez Rey

La mujer de Macri, Juliana Awada y Eduardo Galeano sumando a Vargas Llosa.


Alessio Ferrari


Vargas Llosa vs Eduardo Galeano : El populismo

PeruculturalHD


 

Informes TVR