Cristina: ¿Qué hay detrás de la compra de armas a Estados Unidos?


Fuente : orsai

Uno no puede dejar de asombrarse que en el marco de la situación económica y social del País, el Estado destine más de 2.0000 millones de dólares para la compra de sofisticado armamento de guerra, constituyendo la mayor adquisición de armas de los últimos 40 años.

Cristina: ¿Qué hay detrás de la compra de armas a Estados Unidos?

 

El lapso de 40 años no es casual. Remite a que las últimas adquisiciones de esa magnitud y naturaleza fueron realizadas por la última Dictadura Cívico-Militar. Repárese en el hecho de que ni siquiera para el único conflicto bélico que tuvo el País durante el siglo XX, Guerra de Malvinas, se realizó una operación similar.

La primera imagen que seguramente advierte la sociedad es ¿para qué destinar semejante cifra a la compra de armamento, cuando se suspende la entrega de medicamentos en el PAMI; se eliminan programas sociales, educativos y de salud; se les mezquina a docentes y científicos; se ahoga selectivamente a muchas Provincias y podría seguir con una larga lista.

Una segunda aproximación podría ser desde un lugar más específico como es la defensa y el desarrollo de la industria nacional armamentística. La pregunta obligada sería ¿por qué razón se destinan 2000 millones de dólares a la compra de material de guerra que no importa transferencia tecnológica -por estricta aplicación del código de seguridad que Estados Unidos impone a la venta de las armas que produce- y por otro lado, en el área de Defensa, se desmontan programas de desarrollo de industria nacional que generan trabajo para los argentinos y soberanía tecnológica?

Y la tercera, desde una perspectiva geopolítica y estratégica de seguridad nacional, ¿por qué razón compramos armas para una guerra convencional de despliegue territorial con el fin declarado públicamente por el Embajador de nuestro país ante los Estados Unidos (país proveedor del armamento) de desarrollar una “lucha contra el terrorismo”, cuando nuestro país no tiene ni puede tener una hipótesis de conflicto similar a las que se desarrollan en otras regiones del planeta?

Para ser más precisos aún: nuestro país es el único país, junto a EEUU, que en el continente americano sufrió la acción del Terrorismo. AMIA y la Embajada de Israel son los dos atentados, junto al de las Torres Gemelas, que tuvieron lugar en territorio americano. En síntesis: la agresión terrorista sólo puede darse, como en gran parte del planeta, bajo una metodología que nada tiene que ver con la guerra convencional, y para la cual el armamento adquirido, claramente, no sirve.

Sin embargo, hay algo peor aún: la operación de compra de armamento para guerra convencional, sumada a la declaración pública de que es para la “lucha contra el Terrorismo”, nos introduce de lleno en el plano geopolítico en una hipótesis de conflicto que no sólo nos es ajena, sino que pone en peligro la seguridad nacional. Esta claro que no ya bajo la forma de una invasión o ataque territorial, sino de una de las formas preferidas del Terrorismo: el ataque sobre objetivos civiles, metodología utilizada, precisamente y aunque parezca una redundancia, para provocar terror, en el más literal sentido de la palabra.

Seguramente la sociedad verá con mayor preocupación, y razón le asiste, el primero de los abordajes: ¿por que gastar tanta plata en armas de guerra cuando hay tantas necesidades en el país que no tienen ninguna respuesta por parte del Gobierno?

Pero es necesario señalar a tiempo, que la irresponsabilidad de introducir a la Argentina en conflictos que no le son propios, puede ocasionarnos problemas y dolores que tenemos la obligación de tratar de evitar que sucedan. A no ser que el tan promocionado “volver al mundo” sea algo mucho más tenebroso: transformar al País en comprador de armas de guerra, en un mundo donde la guerra ha pasado a ser, desde hace tiempo, un excelente negocio para un selecto club de países y una tragedia para todos los pueblos.

Turquía que aclare sus buenas intenciones y cuales son sus intereses por reconocer en nosotros,(ARMENIA) a su gran amor imposible


Raymond Berberian 

LAS ÁGUILAS TAMBIEN MUEREN s
Turquía considera a los armenios sobrevivientes del genocidio, como que abandonaron su país “Turquía” por propia voluntad, por consiguiente tanto ellos como lo asirios, siríacos, griegos, kurdos, lazes laces y yezidí pertenecen a la diáspora turca.
Pues bien, que Turquía, (hoy potencia mundial junto con Israel, apadrinada por los EEUU), exponga en bandeja sus buenas intenciones, que aclare cuales son sus intereses por reconocer en nosotros a su gran amor imposible: su diáspora turca, y nosotros gustosamente las estudiaremos.
No sabría decir cuántos de nosotros estaríamos dispuestos a jugarnos la vida en volver bajo las condiciones actuales, aunque…, si exagerara, supongo que no excederían los dedos de una mano. No obstante eso, algunos irían como turistas a rezar sobre el suelo de nuestros ancestros y, casi seguro, les sería obsequiado un libro ilustrado, recordatorio de quien fuera uno de los cabecillas del Genocidio contra la población armenia en Anatolia y Cilicia: Mustafá Kemal, alias el “Ataturc”.
Por otro lado, tengo entendido que Armenia (República Independiente) no está capacitada o no considera de su incumbencia acordarnos, los ocho millones de hermanos diseminados por el mundo, una suerte de identidad, un simple carnet que nos reconozca como: Armenios Occidentales, procedente de Turquía” Pero eso sí, nos ofrece un Pasaporte, lo cual es un honor para cualquiera de nosotros, pero es algo como ofrecerle un traje de etiqueta al que le falta zapatos o un tatuaje en la nuca o la espada.
Nuestra prolongada estadía fuera de nuestras raíces, nos ha permitido adquirir documentaciones de diversas nacionalidades. Para mí; La nacionalidad y el origen son dos cosas distintas. Yo, por ejemplo, poseo más de una nacionalidad en mi haber, mas ninguna señala mi origen. Eso da a entender que no siempre las nacionalidades comulgan con el origen.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.


Si bien el origen se pierde en la historia de los tiempos, en algunos casos excepcionales como el nuestro, se sostiene y se lo trata de reflotar con lo que uno quiere ser y eso, va más allá de la denominación, la fisonomía, el carácter y la idiosincrasia.
Gran parte de mi vida fui francés, incluso me identifiqué como francés, al igual que aquel africano en mi paso por Dakar (África Occidental) me preguntó si era francés y le dije que sí y él, henchido el pecho, replicó: (¡Comme moi!) Igual que yo. (Je m’apelle Renault 4) Me llamo Renault 4.
En el fondo me estaba engañando a mí mismo, escondiéndome en una apariencia adoptiva con la que, en honor a la verdad, entre los dos habíamos llegado a congeniar bastante.
Siempre presentí que en mí existía otro ser al que no le daba cabida, un ser que jugaba al escondite dentro de mí, por momentos se asomaba debajo de mi honda superficie del que me era imposible ocultar, ni siquiera razonando aquella conclusión de mi padre, huérfano de Diyarbekir quien fuera rescatado y conducido a Alepo Siria al igual que mi tía Arek y chamir, mi madre: (¡Toi tu est français, l’Arménie n’existe plus!) ¡Tú eres francés: Armenia no existe más!
Un día alguien me señaló una iglesia armenia, era un domingo. La gente había comenzado a salir y bajaba por las escalinatas.
Me sentía motivado, como cuando de chico en París, pegaba mis narices en las vidrieras que exhibían soldaditos de plomo.
Fantaseaba con los rostros de las mujeres comparándolas con mi madre que apenas recuerdo. Era mi gran familia perdida en el olvido. Sonreía, pero nadie me devolvía la mirada. Fue cuando me di cuenta que yo era la oveja perdida reflotada de un universo desconocido.
Y fueron pasando los años tratando de curar aquella espina que seguía hiriéndome. No faltó quién me dijera que mi apellido no era el de los puros y auténticos armenios, puesto que mi apellido se refería a un oficio; no así a nombres de santos. Sabía, sin embargo, que habría una puerta en algún recodo del camino de tantas que sobre la marcha me fueran cerradas en mi cara, una que yo mismo inventaría y eso fue lo que hice.
Mientras iba tropezando, peleándome contra los molinos de viento, fui haciéndome un camino paralelo y sacando mis propias deducciones: Tratar de no morir, antes de tiempo. Y si parto; estar convencido que habrá quienes me relevarían y llevarían mi balsa a buen puerto.
Con paciencia, las águilas también mueren…
Rupén raymond_berberian14@yahoo.com.ar
***

PIER Y EL INDIO NOS MUESTRAN LA CARA DE MACRI, CLARIN, FONDOS BUITRES Y DEMÁS HIERBAS


Toda la gran mentira que circula de noche y te hace mal de día

CLARÍN:EL CULO QUE VALÉS ES TU SECRETO…

Ruben Demirjian

“Un planeta sin pueblo, para un pueblo sin planeta”


‎”Quisiera acotar, que la humanidad no comenzó con los judíos, que el Antiguo Testamento no es la historia de la humanidad, sino una versión más de la fantasía de sus escribas. El mismo Arca de Noé figura en el escudo de Armenia como el de ellos; eso por sí sólo lleva su significado. Arroja por la borda lo del Génesis”.
Raymond Berberian 

LA MAYOR ESTAFA MORAL
Estoy mentalizado, sé perfectamente que algunos han de mirarme mal, incluso tildarme de antisemita por no agachar la cabeza y porque se me ocurre observar que la humanidad consume gato por libre.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.


Vayamos por parte: El tema de “LA TIERRA PROMETIDA”. A mí personalmente, nunca me convenció, me pareció una desfachatez, una mentira más, como lo del Papá Noel para los niños. Con que “dios” de los judíos les haya prometido una tierra exclusiva para sus tribus por haber sido expulsados, perdón: “desplazadas” de Ur de los caldeos. “Una tierra sin pueblo para un pueblo sin tierra”.
Primero: ¿De qué forma se los habría prometido…? ¿Será verdad – digo yo-que se los habría prometido… y en qué idioma…? Para finalizar: ¿Por qué ese privilegio? ¿Será porque se trata de los “dioses” en la Tierra, según afirma el Talmud (libro consagrado como sagrado)?
Supongamos que fuese cierto, supongamos, repito… Me imagino… quiénes hayan escrito y difundido esa fantasía; serían dioses, no seres humanos; mejor dicho: dioses, versión humana. Claro; se sobre entiende que el resto de la humanidad serían animales, versión humana…
Volvamos a suponer que fuese cierto. Palestina no sería la elegida, puesto que nunca fue una tierra sin pueblo, todo lo contrario, tanto es así que su pueblo aún resiste el embate de los invasores elegidos…
Otro dilema más: los elegidos. ¿Quién fue que los consagró elegidos; su hermano mayor: “dios”, de los dioses en la Tierra? Y la farsa continua…
Permítanme fantasear un poco; total incoherencias por incoherencias. Llegué a pensar que aquello de “Una tierra sin pueblo, para un pueblo sin tierra” sería el mundo entero; pero no; está ocupado. Para mí, sería la luna; encajaría perfecto. Y el mundo se liberaría de sus dioses en la tierra y de su insaciabilidad. Los gentiles, animales y siervos que somos el resto de la humanidad: la paja del trigo, recuperaríamos nuestra dignidad y seríamos libres de hacer y deshacer nuestro destino.
En el último de los casos, ellos podrían trasladar el muro de los lamentos a su nuevo hogar, y seguir lamentándose allá arriba; el Talmud y sus demás libros “consagrados como sagrados”, cargarlos en el mismo cohete de sus mandamases políticos y religiosos. Palestina volvería a ser lo que fue: “Tierra Santa” y todo el mundo contento. Ahora que los EEUU apuntan hacia Marte, podrían colaborar con fletar a los sionistas de Israel y del resto del mundo a la luna: “Un planeta sin pueblo, para un pueblo sin planeta”. Allí estarían más cerca de Jehová y hablarían con él de igual a igual.
Si nadie lo habría pensado hasta ahora, pues estaría a tiempo. Tal vez allá arriba encuentren petróleo, perlas, diamantes y, Gold & Silver. ¿Quién sabe…? Quizá descubren su origen extraterrestre y manuscritos en hebreo lunar…
Las cárceles israelís no tendrían necesidad de retener, ni torturar a las mujeres y a los miles de niños “terroristas” palestinos allí encerrados. Serían obligados a arrepentirse solemnemente a que nunca más abollarían sus tanques arrojándoles piedras “letales”, derribarían sus bombarderos y hundirían sus submarinos atómicos y, los despedirían en su viaje sin regreso con fuego de artificio, bombos y platillos.
Yo lo estoy viendo… La gente bailando el dabke por las calles de Tel Aviv, las mujeres palestinas ofreciéndoles a las “colonas” sus recetas de comida típica palestina; el Hummus, el Tabbuule, el Falaafel, el Kibbe, y el dulces Kenafe, para que los patentaran como suyos en la luna. En fin; creo que ellos descansarían de los animales –digo- de nosotros, y nosotros de ellos, por lo menos cinco mil años más, hasta nuevo aviso, quise decir hasta nuevo éxodo. Incluso, me imagino a los sionistas Rockefellers, los Rothchild y los Natanyahu’s en la luna, abrazados al demonio (con cara de ángel) Tzipi Hotovely, promoviendo el libre comercio con sus tradicionales usureros para con los habitantes de otras galaxias.
Ahora que me desahogué un poco, me parece que quien o quienes redactaron el mensaje supuestamente de Jehová, referente a la Tierra Prometida, lo entendieron al revés; Interpretaron “Prometida” por “Prohibida” Y dale que va… ¿Qué no es posible? Claro que es posible ¿Quién me asegura lo contrario? Ahora que lo pienso… ¿Qué suerte correrían los órganos de los miles de niños palestinos amputados conservados en los laboratorios? ¿Las bombas atómicas, las llevarían consigo o las abandonarían “sin cargo” a los palestinos?
Quisiera acotar, que la humanidad no comenzó con los judíos, que el Antiguo Testamento no es la historia de la humanidad, sino una versión más de la fantasía de sus escribas. El mismo Arca de Noé figura en el escudo de Armenia como el de ellos; eso por sí sólo lleva su significado. Arroja por la borda lo del Génesis.
Lo que me parece fantástico es que esas, sus versiones, consagradas como sagradas, invadieron el mundo al igual que el sionismo, la COCA COLA y el Mc Donald. Se impusieron en los credos tanto de los cristianos como del Islam.
Si lo de ellos fuese verídico, no una “Estafa Moral”, no existirían otras creencias más que las de ellos; los budas, La Pacha Mama y demás versiones del cielo y de la humanidad no figurarían. Usted, ¿no lo cree?
Miles de años atrás no existía el cine, ni la radio, ni la telefonía digital y las abuelas creían incluso en la existencia del Príncipe Azul, se alimentaban con lo que oían. Quienes sabían leer y escribir se entretenían recitando lo consagrado como sagrado, soñando con las miradas espaciales de las niñas, creyendo en que el cielo llevaba escaleras de colores que trepaban más allá de la octava nube. Los más ilustrados se entretenían con las aventuras eróticas de Las Miles y Una Noche. Pues, lamentablemente ya no ocurre lo mismo, el mundo se ha modernizado, es conducido y glorificado por el sionismo, engendro dilecto del nazismo.
Este cuento continúa…
Respetuosamente raymond_berberian14@yahoo.com.ar

NADA MAS POR AGREGAR.


 

ABRIMOS CON CRISTINA CERRAMOS CON MACRI.

CON BUENOS TONOS NOS ESTAN MANDANDO A LA RUINA


Sin Censura

@ngmagaldi ECHÓ DEL PISO A RAÚL RIZZO POR DECIR LA VERDAD

Haber heredado un reino, no es obligatorio emparentarse con la verdad histórica ¿verdad?


Raymond Berberian 

Majestades de EXHIBICIÓN
El chancho no tiene la culpa, la tiene quien le da de comer.
Me ha sorprendido la desfachatez del Rey de España (Con todo respeto al pueblo español) al exigirles a los pueblos originarios perdón por el supuesto asesinato de algunos conquistadores españoles y se olvida el vaciamiento de esos pueblos originarios sometidos a la cruz y la pólvora por lo que él llama “conquistadores”; las toneladas de oro y plata de obras de arte arrancadas a sus dueños, fundidos por sus “conquistadores” en lingotes y trasladados a España…
Permítanme extenderme algo más sobre el significado de la palabra “conquistador”. El diccionario lo explica, diciendo: “Adquirir a fuerza de las armas” Y a mí se me hace que el Rey confunde “Conquistar” con “invadir”. Para mí; Conquistar es avanzar sobre un espacio o terreno deshabitado o convencer, sea por medio de armas o sin ellas. Lo otro es invadir al instalarse sobre un espacio o terreno ocupado, destruyendo culturas y civilizaciones por medio de las armas, la cruz y el martirio. Los turcos otomanos invadieron Armenia y Anatolia por medio de la fuerza donde se instalaron destruyendo culturas y civilizaciones ancestrales. EEUU invadió Iraq, Siria, Afganistán, Paquistán, VietNam. Gran Bretaña con sus piratas se apoderaron y se establecieron como en su casa en casa ajena en las islas Malvinas de Argentina, e Israel acaba de invadir Palestina. Se trata de invasores, agresores, no “conquistadores” Sr. Rey.
¿Sabes tú, quienes fueron los “conquistadores” españoles que haces mención? Pues bien; fueron los reos, los ladrones y asesinos liberados de las cárceles; fueron los incultos…
Como Rey de España, debes estar enterado que la llegada de los “conquistadores” al “Continente Rodeado por Agua” no fue bienvenida. No fueron invitados de honor para abusar de esos pueblos, ni para saquear sus tesoros, menos aun para contaminarlos de pestes y enfermedades venéreas. Haber heredado un reino, no es obligatorio emparentarse con la verdad histórica, ¿verdad? Tú no eres un “Salomón el justiciero” Te es permitido ser ignorante, muy pese a tu disfraz adornado de medallas obsequiadas gratuitamente. Ser Rey de España no significa ser inteligente. Dudo que hayas conocido aquel dicho árabe: “Si la palabra es de plata, el silencio es oro”.
Tu padre fue insolente, mujeriego y soberbio además, aún así se lo agasajaba y se lo respetaba en honor a los españoles. Una figura que aún vive como tú a costilla del pueblo; un monigote, ni siquiera un payaso al igual que tú que te crees con derecho de llevar la historia por delante.
Tú eres quien les deberías pedirles perdón a los pueblos originarios por haber diezmado su población y aniquilado su cultura. Y, haciendo honor a la verdad, eres quien debería ir saldando tu deuda moral y económica con los Amerindios de Centro y Sudamérica.
¡Cuánto te habría convenido quedar callado y disfrutar de tus galones! ¿Te das cuenta, Sr. Rey? Te lo dice un extranjero, honrado de compartir el suelo amerindio, hijo de refugiados del Genocidio de armenios, Genocidio que tu nación niega reconocer al igual que Israel y los EEUU.
Se ve que de historia no te has empapado. Para que sepas, el Genocidio cometido por tus “Conquistadores” fue uno de los más crueles y desalmados de hace quinientos años. Se supone que tus “Conquistadores” representaban pueblos civilizados. El de los armenios, con un saldo de un millón y medio de mártires, perpetrado por el Estado turco data apenas cien años.
Respetuosamente Raymond raymond_berberian14@yahoo.com.ar

MAURICIO MACRI ES UN AGENTE SIONISTA ROTHSCHILD


 

HispanTV

El Gobierno de Estados Unidos, se alista para la instalación de dos bases militares en los extremos norte y sur de Argentina, luego de recibir a una delegación del Ministerio de Defensa, enviados por el presidente argentino, Mauricio Macri.

Sebastián Salgado, Buenos Aires.

Diego Maradona: “Quiero decirle a Macri, que haga lo que me haga, voy a ser cristinista”

Cristina recibió un mail de Lula y lo publicó en las redes sociales. Carta urgente para la América del Sur


Es estrategia dura y pura, sobre la región, contra los gobiernos nacionales, populares y democráticos y sobre sus lideres políticos.

cirs-lula

Carta urgente para la América del Sur

56ee992b058e9_750x413

 

Aquí la carta:Cualquier coincidencia con lo que sucedió y esta sucediendo en nuestro país no es casualidad.
Es estrategia dura y pura, sobre la región, contra los gobiernos nacionales, populares y democráticos y sobre sus lideres políticos. Dilma Rousseff Lula http://www.cfkargentina.com/carta-urgente-para-la-america-…/

Rio Gallegos. Hoy por la mañana al abrir mi correo, un mail: Mensagem urgente do Ex-presidente Lula a ex-presidenta de la República Argentina Cristina Fernández de Kirchner.

Desde San Pablo, Brasil, nuestro entrañable amigo: Luiz Inácio Lula da Silva, me escribe…

Argentina Ex-presidenta-page-001

 

UNA ESTIRPE INMORTAL. MÁXIMO KIRCHNER EN PLAZA DE MAYO.


 

“Y es lógico, y no debe enojarnos, que un gobierno de ceos en vez de tener un plan de gobierno para el pueblo, tenga un plan de negocios para las trasnacionales y para aquellos que siempre han dominado a la Argentina”.

marchadelaresistencia-cierre_07

LaCampora

UN PARRAFO APARTE PARA LOS MEDIOS EN ESPECIA PARA EL MONOPOLIO CLARIN:

“Y gracias a ustedes y a ellas y a muchos más, estas cosas que suceden suelen ser hermosas, suelen ser lindas y reconfortantes cuando a veces hay que llevar sobre la espalda todo el día el bombardeo mediático de aquellos que creen que defenestrando, estigmatizando, van a poder ocultar que fueron parte de la mentira que llevó al presidente a la Casa Rosada cuando decía que no iban a endeudar, que no iban a subir las tarifas, que iba a haber trabajo y hasta de manera cínica hablar de pobreza cero”.

Publicado el 29 ago. 2016

Compañeros, compañeras, Madres, la verdad que tengo que agradecerles a las Madres la invitación a cerrar esta marcha. La verdad que siempre van sucediendo cosas que uno no espera. Y gracias a ustedes y a ellas y a muchos más, estas cosas que suceden suelen ser hermosas, suelen ser lindas y reconfortantes cuando a veces hay que llevar sobre la espalda todo el día el bombardeo mediático de aquellos que creen que defenestrando, estigmatizando, van a poder ocultar que fueron parte de la mentira que llevó al presidente a la Casa Rosada cuando decía que no iban a endeudar, que no iban a subir las tarifas, que iba a haber trabo y hasta de manera cínica hablar de pobreza cero…

…Miren, les decía que la vi a Cristina doce años, desde el 25 de mayo del 2003 y 9 de diciembre a las 0hs., o 10 a las 0hs., gobernar la argentina. Y lo dijo Cristina el 9, y era lógico que esto venía. Aquel día, el 9, fue una pequeña demostración, un indicio de lo que venía. A la tarde, ocho, nueve, no me acuerdo bien, a los gritos el hoy presidente le exigía a Cristina que era su fiesta de asunción y que era como él quería. Sinceramente, como hijo uno hubiera reaccionado de otra manera pero uno tiene responsabilidades también y hay cosas que un hombre nunca debe tratar de esa manera a una mujer pero vamos a dejarlo ahí. Ese 9 de diciembre a la noche esta plaza estaba repleta, y si alguno quiere saber por qué está pasando hoy lo que está pasando, les recomiendo que vaya a escuchar ese discurso, párrafo por párrafo, palabra por palabra. Ahí está, ahí Cristina advierte el tema del trabajo, advierte que van a venir por la libertad, y nos pide, les pide a cada argentino que haga valer sus derechos como los hizo valer durente los doce años años que gobernó este proyecto político votara a quien se votara.
Tenemos la enorme responsabilidad y la vocación de volver a construir una mayoría, pero que quede claro, no va a ser una mayoría electoral para una victoria pírrica. Nosotros queremos otra vez construir una victoria electoral sólida y que garantice el desarrollo de cada uno de los argentinos. Es lo que necesitemos para que vengan, abran los brazos, vayan a buscarlos. Sepamos perdonar y volver a abrazarlos que Argentina necesita que estemos juntos, que estemos unidos y que los trabajadores con otro presidente no vuelven a ser un palo en la rueda sino la polea de desarrollo que necesita nuestra patria para volver a crecer, a creer y volver a estar junto a todos ustedes. Muchas gracias a todos, enormemente agradecido, los quiero mucho. Sean felices, sin miedo, con ganas, cantando, marchando, caminando, desde el lugar que le toca a cada uno con la plena convicción de que la vida no se agota en una victoria sino que se agota ahí luchando, luchando y luchando porque es firme el futuro y se creemos en él. Muchas gracias compañeros.

DISCURSO DE MÁXIMO KIRCHNER EN PLAZA DE MAYO

Un cuerpo al que no lo sostiene nada, ni el alma perversa que contiene.


“Trayectoria de garca”

nuestrasvoces.

137698

13900365_10209932912896883_2832180970669576307_n

 

Los asesinos de la dictadura se arrobaron derechos ilegítimos sobre la vida de los argentinos, cometieron delitos aberrantes. Nuestro repudio, nuestro rechazo y la necesidad de recordar uno por uno a nuestros desaparecidos: ¡Treinta mil Lopérfido, Treinta mil Mauricio Macri!

Cphc9dGWEAA_zwi

Nuestro presidente, amparado en el voto popular adopta la postura de un jugador compulsivo, mentiroso, individualista, vanidoso y arrogante. A un día de la marcha número 2.000 de las Madres de Plaza de Mayo, afirma queriendo anochecernos:

Sobre la dictadura cívico-religioso-militar: “En Argentina hubo una guerra sucia” (Otra vez el giro semántico hacia la justificación estatal de la Teoría de los dos demonios). Sobre la cantidad de compañeros hermanos desaparecidos: “Es un debate en el que no voy a entrar. No tengo idea si fueron 9 o 30 mil. Si son los que están anotados en un muro o son muchos más. Es una discusión que no tiene sentido”. Sobre Hebe: “Está involucrada en hechos de corrupción graves. Hace rato que no le contesto. Está desquiciada, dice barbaridades fuera de lugar hace varios años”.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Mientras afirma estas profanidades que intentan instaurar una falaz lectura sobre nuestro pasado, los asesinos genocidas de nuestros compatriotas desfilan a paso redoblado a sus casas para cenar con sus hijos, con sus nietos, con sus canarios y sus perros.

Lo único que veo como cierto entre todas las afirmaciones de Macri es que a nosotros, al pueblo concretamente (imperativo repetir pueblo, que como escuché en estos días viene de pueblada) nos están poniendo un cepo a la libertad. La mentira es eso, un límite a la libertad, violento e injusto.

Pero claro, el pibe olvida que cuando se habla de Derechos Humanos, según la ONU, se habla de la defensa de la vida del pueblo frente al ataque del estado. Por eso confunde Derechos Humanos con Recursos. Para el pibe, el pueblo es eso, un recurso.

El error proviene de su larga trayectoria como garca, pero sobre todo de considerar que a los empleados, y por defecto al pueblo, se los debe maltratar para que respondan. Atacar para que en la carestía sean efectivos, para que no reclamen, para que no rompan las pelotas con eso de los derechos. Una vieja práctica de estancia o hacienda.

Alcanza con recordar cuáles fueron las funciones principales de los departamentos de recursos humanos de cada cartera estatal ni bien asumió como presidente: despedir sin miramientos a la mayor cantidad de empleados maltratándolos muy mucho, dejando en la calle a una cantidad bien numerable de familias sin recursos y sin derechos, ni humanos, ni económicos, ni sociales.

Para Mauricio “La pobreza ya no está subiendo, está bajando”. Tarifas: “Lo hicimos lo más gradual que podíamos. No había alternativa en un sistema que estaba quebrado” ¿Y las inversiones?: “Muchas inversiones que están queriendo venir están esperando que le podamos dar energía”. O por ejemplo, en un acto político en Tres de Febrero, inaugurando algo que ya nos tiene que empezar a llamar la atención, un nuevo Metrobus: “Nos están poniendo palos en la rueda”. A mí me gustaría ponértelo en otro lado pibe, en los principios elementales de la conciencia, el entendimiento y la razón.

Las cartas ya están sobre la mesa, ya no hay más tapujos ni caretas, se cayeron absolutamente todos los escrúpulos, la res está lista para ser descuartizada. ¿Para qué analizar cada afirmación, con qué fin seguir cortando tela? Hoy, sólo hoy, huelga analizar en detalle las palabras teñidas de oscuridad del primer magistrado. Hay que seguir escuchando a los nefasto del presente, que son los mismos de siempre, para entenderles.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Pero sobre todo, hoy, es momento de profundizar la unión, el encuentro, el intercambio de inquietudes, el diálogo, la búsqueda de argumentos y proyectos concretos que pongan límites al atropello constante mediante una oposición concreta y consciente, responsable con la soberanía partidaria y respetuosa del mandato popular. Violenta cuando tenga que ser violenta y tierna cuando tenga que ser tierna.

Tenemos una oportunidad específica: 2017. El único objetivo es que nos devuelvan la libertad y la comida, la salud, los derechos y los recursos, también. Para que todo eso suceda es necesario que en 2019 se empiecen a ir.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Que participen y manden tuiters, que facebuqueen, que trolleen, y llorisqueen, pero que no se encarguen más del destino del Pueblo Argentino porque para eso es necesario tener un equipo menos oportunista y más comprometido con el bien común, con la democracia, con la igualdad, con la justicia social y con la libertad.

Es muy extraño volver a repetir estas obviedades ¿es que las olvidamos en los últimos años porque estábamos ocupados en pensar el destino de nuestro próximo viaje, ocupados en recorrer tiendas para nuestro próximo pantalón o nuestro próximo TV LED?

 

La herencia que heredamos es la de haber ocupado nuestro tiempo en vivir como más o menos queríamos vivir y no en malgastarlo en luchas que llevan mucho esfuerzo. Pero ante la demanda, que siempre nos estimula, acá está la propuesta: en nuestros cuerpos erguidos y orgullosos de portar nuestro espíritu y en nuestras plurales y divergentes voces está la resistencia que marcha hacia la liberación de tus cadenas, che pibe.

CnYIBrjUAAAl2rM

Nos quieren hacer mal, lo están haciendo premeditadamente con inteligencia argentina, ecuatoriana, campechana y yanqui. Y nos está doliendo. A mí me duele.

Nos quieren anochecer, no los dejemos: volvamos a amanecer, volvamos a la Victoria Siempre.

Por eso leo una vez más a Pizarnik:
Anillos de Cenizas.

(…)
Son mis voces cantando
para que no canten ellos,
los amordazados grismente en el alba,
los vestidos de pájaro desolado en la lluvia.

(…)
Y cuando es de noche, siempre,
una tribu de palabras mutiladas
busca asilo en mi garganta,
para que no canten ellos,
los funestos, los dueños del silencio.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Las Madres evitaron el allanamiento y marcharon en Plaza de Mayo


Hebe de Bonafini: “Si nos quieren llevar presos, que nos lleven”

AudiovisualTelam


El mismo día que las Madres celebran en plaza de Mayo los 2000 jueves ininterrumpidos marchando alrededor de la pirámide histórica, el juez Martínez de Giorgi acompañado de dos patrulleros intentó allanar el edificio de la calle Yrigoyen 1584, del Congreso. Hebe y las Madres fueron igualmente hasta la plaza.

Los hechos suceden con la espectacularidad que solo da la televisión, justo el mismo día en que las Madres celebran los dos mil jueves de marchas ininterrumpidas.

Nota relacionada: Hebe en la plaza: ”Nos pueden poner presas, pero no podrán apresar son los pensamientos”

Una cuadrilla de la Policía Federal, encabezada por el subcomisario Gómez Olivera, llegó minutos antes de las 15 con una orden del juez Martínez de Giorgi para allanar la sede de la Asociación de las Madres de Plaza de Mayo.

Las mujeres del pañuelo blanco negaron el ingreso de los oficiales y en cambio partieron, como estaba estipulado, hacia la plaza histórica para marchar alrededor de la pirámide.

Allí, centenares de militantes y políticos, entre ellos Hugo Yasky, Martín Sabbatella y Andrés Larroque, diputado del Frente para la Victoria, acompañan a las Madres en plena tensión.

La titular de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, debía presentarse a declarar en la causa Sueños Compartido pero en cambio envió una carta al juez Marcelo Martinez de Giorgi.

 

 

Clarín 30 años me mentiste. BASTA!.


Pagina/12

La unidad de la oposición

Por Edgardo Mocca

El reconocimiento de la guerra librada por el grupo Clarín contra el anterior gobierno, realizado por el columnista Julio Blanck, es un documento muy importante. Por empezar desmiente todo el repertorio del periodismo “independiente” desarrollado durante todos estos años y hasta la misma comedia autovictimizante que colocaba a ese periodismo en el lugar de objeto de persecución del gobierno: hacer la guerra no equivale a ser un perseguido. Pero hay algo más interesante todavía, es la enunciación en tiempo pasado del fenómeno; cualquiera que se asome unos minutos a los productos de la maquinaria del grupo en cualquiera de sus soportes, fácilmente advierte –si es que tiene algún interés en advertir– que no solamente la guerra continúa, sino que ha adquirido niveles impensados. Es una perplejidad política, una operación mediática imparable para destruir a un sector político al que al mismo tiempo se intenta presuponer en vías de extinción. Varias revelaciones encierra esa perplejidad. Una de ellas concierne a las razones íntimas de ese estado de guerra; si ese gobierno fuera solamente eso, un gobierno, y se sostuviera el famoso fetiche de la “alternancia”, tan del gusto del refinamiento lingüístico del establishment politológico, no habría razones para el encono: se supone que todos los partidos deberían estar en condiciones de “alternar” en el gobierno en el mundo feliz de la teoría liberal, pero el kirchnerismo no lo está. El argumento emblemático lo pronunció Lanata hace unos días: no hay discusión política posible alguna, porque era solamente una banda de delincuentes comunes. Hace rato que el hombre ocupa el espacio más radical de la antipolítica neoliberal pero, claro está, no es solamente eso lo que explica el insólito dictamen; detrás del “argumento” está una estrategia política muy clara que se elabora mucho más arriba de la imaginación del llamativo periodista.

El reconocimiento de la guerra, sumado a la fácil constatación de que no es cierto que haya terminado, tiene el discreto encanto del sinceramiento. Me ha tocado vivir en carne propia la exaltación del coro liberal, cada vez que una metáfora bélica se mete en mis frases. Claro, es el fácil escándalo de muchas personas que aceptan, simpatizan y hasta apoyan la guerra real –las que libra Estados Unidos en diferentes regiones del mundo, por ejemplo– pero púdicamente rechazan la guerra como metáfora política. La guerra es mala pero la política debe ser buena, parecen afirmar, como si se tratara de dos asuntos esencialmente diferentes. Claro, eso es lo que dicen pero no lo que piensan. En la guerra de las palabras –que de eso estamos hablando– es necesario ocupar el lugar del bien, y éste está definido por el sentido común dominante. En este caso, el truco consiste en despojar a la política de su núcleo vivo y fundante, que es el conflicto. Desplazar el centro de los antagonismos a cuestiones que no son políticamente conflictivas (éste roba más que aquel y el otro más que éste) porque nadie va a aceptar jamás en ninguna época y en ningún punto del planeta que forma parte del partido de la corrupción. La guerra deviene, por el mecanismo de la corrección política, fundada en razones prepolíticas, religiosas podría decirse si eso no fuera un agravio contra la fe sincera de millones de personas. La posibilidad de desentrañar las raíces y los mecanismos con los que se libra la por fin reconocida guerra es una de las cuestiones centrales de la política argentina.

La transición de la guerra a la paz es siempre un proceso de transformación de los términos de la política y una reconfiguración de los actores. Argentina ya vivió un período paradigmático en ese sentido después del golpe cívico-militar contra Perón. Claro que ese episodio cuenta con el factor diferencial de haber sido producido por una intervención ilegal y autoritaria que modificó arbitrariamente los términos de la lucha política, produciendo, entre otras cosas, la convocatoria a la reforma del texto constitucional por medio de un bando militar, instrumento jurídico más débil, incluso, que un decreto de necesidad y urgencia. En nuestros días es esa pretensión de tránsito de la guerra hacia la paz lo que está en disputa. Porque tal como ocurrió en el 55 las clases dominantes sustentan su proyecto de esquema político sobre la base de un principio de exclusión: para estar adentro del esquema hay que aceptar que el actor político central de los últimos doce años no existe más. El problema es de por sí complejo, pero se hace más arduo cuando toda la realidad gira en torno de un viraje regresivo, que por momentos adquiere una crueldad y un cinismo estatal muy intenso. Han construido una afinidad conceptual perfecta entre la demonización de la demagogia populista y el retroceso industrial, la caída del salario, el avance sobre conquistas sociales y culturales y la banalización de la misma idea de patria, que pone la batalla en el lugar de una cuestión existencial, ellos o nosotros.

La coyuntura política está signada por un problema principal, el de la construcción de un orden político para el proyecto de restauración neoliberal. La brújula del bloque dominante apunta en la dirección de un sistema político capaz de absorber demandas sociales e identidades políticas en los cauces institucionales de una democracia “normal”, es decir de un sistema que ofrezca diferencias que legitimen el propósito de élites diferentes de ocupar el centro del sistema, sin otro límite que el “pluralismo”, la “tolerancia” y bienes públicos de este tipo, es decir sin otro límite que la seguridad jurídica de la propiedad y del capital, de la gran propiedad y del gran capital para decirlo con más precisión. Es en ese contexto que aparece la pregunta pública a la que no rehuyen las usinas de pensamiento del establishment: qué pasa con la “oposición”. El principio de exclusión sobre el “viejo régimen” está concentrado en este punto: hay una oposición realista, moderada, moderna, pluralista… es decir aceptable. Y otra extremista, ideológica, binaria, populista a destruir. Están Massa y el peronismo razonable por un lado y el cristinismo irredento y sectario por otro. Y hoy la cuestión empieza a girar en torno de un hecho central del calendario institucional, las elecciones legislativas de 2017. El término que organiza la discusión es el de la “unidad de la oposición”. Curiosamente así se planteó también el tema en las elecciones realizadas entre 2007 y 2015: cómo unir al amplio y autocontradictorio espacio de los opositores al kirchnerismo para asegurar su triunfo. Es interesante ver cómo esa cuestión que desveló al establishment durante tantos años se definió de la forma acaso más inesperada: el sector más expresivo de la ideología de los grandes empresarios locales y multinacionales triunfó sobre la variante de la ancha avenida del centro que propuso Massa. Claro, la forma en que se resolvió el enigma de la oposición antikirchnerista trajo nuevos interrogantes. Hoy estamos ante un gobierno tecnocrático, desprejuiciado y tendencialmente cada vez más agresivo y violento que despierta en unos y otros la pregunta sobre la viabilidad política de semejante viraje.

La unidad de la oposición es la manera principal en que hoy se expresa públicamente la demanda de construcción de un cierto contrapeso político contra una intensa ofensiva política acompañada por una enorme agresividad discursiva, desarrollada por la administración Macri. El reflejo más elemental refiere el problema de la unidad a un problema de “programa”: hay que ponerse de acuerdo en qué proponemos frente a cada uno de los atropellos que sufre el pueblo en estos días. No está mal. Pero la cuestión programática es secundaria respecto de la cuestión del establecimiento de una frontera política. Hace falta saber si estamos discutiendo sobre diferentes formas de desarrollar un régimen político “normal” que acepta las reglas de juego del mundo neoliberal o si buscamos formas alternativas de ubicarnos en el mundo. Y cuando la discusión se instala ahí, lo principal pasa a ser el juicio sobre la experiencia real de los argentinos y no sobre las burbujas ideológicas que sobre ellas discurren. La cuestión de la unidad nacional se define no sobre elucubraciones abstractas sino sobre el balance político de la época que va de 2003 hasta la fecha. Pongamos en fila todos los temas que la unidad de la oposición tiene planteados en sus interrogantes programáticos; el desarrollo, la industria, las demandas populares, la relación con la región y con el mundo y no en último lugar la mirada sobre el pasado. Si se pueden encontrar algunos puntos de cruce sobre estas miradas, la unidad tiene sentido. En caso contrario se reduce al cálculo electoral, lo que no es malo pero sí insuficiente.

Mientras tanto está la realidad cotidiana. ¿Hay acuerdo para enfrentar hasta el final el atropello de las tarifas de los servicios? ¿Hay una plataforma común para enfrentar la desnacionalización, la desindustrialización, la orientación contra el salario y las propuestas regresivas en la legislación laboral? Es innegable que en todos estos temas y en muchos otros algo tendrá que decir una fuerza política durante cuyo gobierno estos temas tuvieron un tratamiento abiertamente antagónico con el que hoy predomina. Como ha dicho Jorge Alemán, el problema político argentino es el de la frontera que divide el campo político. Si la frontera la decide una mirada corrupta sobre la corrupción, el buen pensar que establece la embajada y la cínica reducción moralista de la política, la unidad de la oposición puede ser el nombre de una operación de cierre del sistema político argentino a cualquier forma de resistencia operativa y efectiva al orden neoliberal.

http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-305657-2016-07-31.html

A EL LE DICEN MACRI A ELLA PRESIDENTE


Cristina saluda a militantes en el Instituto PATRIA

Cristina Fernández de Kirchner

Publicado el 29 jul. 2016

“Nos han vendido que todo tiene que ser perfecto y la verdad que absolutamente nadie es perfecto, yo la menos perfecta de todos. Lo que se convierte en algo que vale la pena acompañar, comprender, no es porque sea perfecto, sino porque en todas sus imperfecciones, se eleva por esas imperfecciones y puede lograr que un país y que una sociedad vivan mejor.”

Cristina en el homenaje a Hugo Chavez en el Instituto Patria

Publicado el 29 jul. 2016

CFK participó del homenaje a Hugo Chávez en el 62° aniversario de su natalicio, realizado en el Instituto PATRIA.

“Hay que tener las ideas en la cabeza, el corazón con la gente y la lealtad con la Patria. Recordar a Hugo es también recordar a quien nos ayudó en momentos difíciles.”