Ada y Manuela


Pagina12

Por Sandra Russo

Ana Colau y Manuela Carmena.

A fines del año pasado algunos allegados empezaron a insistirle a la ex jueza Manuela Carmena para que aceptara la candidatura a alcaldesa de Madrid en representación de un frente de agrupaciones políticas y civiles, entre ellas el partido Podemos, compuesto en su mayoría por jóvenes académicos y activistas surgidos del 15M. Ella no quería y varias veces dijo que no. Decía que no porque estaba muy a gusto con su tienda de Yayos Emprendedores, que comercializa ropa infantil hecha por mujeres detenidas o recién liberadas, después de haber formado parte de la Corte Suprema y de una larga carrera judicial que comenzó en la dictadura franquista, defendiendo a presos políticos. “Siempre había rechazado ofertas por el estilo, que las hubo, y me parecía que tenía que ser alguien joven. Lo sigo creyendo. Pero eran jóvenes los que me insistían. Tanto lo hicieron que se volvió contradictoria mi negativa, porque yo decía que eran los jóvenes los que tenían que tomar la iniciativa y la iniciativa que tomaban ellos era pedirme que los secundara. Entonces, como que me han pillado”, explicaba Carmena en abril.

Hoy, después de las elecciones de hace una semana, su frente negocia con el PSOE su arribo al gobierno del ayuntamiento de Madrid. Es difícil que el PSOE pueda negarse después de la aplastante caída del PP, su socio de tropelías neoliberales. Desde el interior del socialismo español hay muchas voces que reclaman virar de asociación y ajustarse a los tiempos que corren no sólo en España, sino también en toda Europa. Por su parte, a Carmena “la pillaron” esos jóvenes no por pura insistencia, sino por la sintonía de sucesos que ocurrían mientras ella pensaba que sí y que no. “Aunque te pueda parecer ridículo –le dijo en abril a un periodista de Eldiario.es–, cuando me enteré del naufragio de los mil emigrantes en el Mediterráneo… te quedas con esa sensación terrible de no hacer nada. ¿Cómo es posible que se mueran mil personas en un barco porque hay partes en el mundo en las que es imposible vivir? ¿Cómo eso nos va a dejar indiferentes? Está intentando nacer una nueva manera de producir, que no es el capitalismo, que no es la planificación clásica socialista que conocemos, que intenta de alguna manera cuestionar todo eso. Y eso implica un cambio en la política.” Ya en campaña, su entusiasmo por lo que implicaba su candidatura había despertado, pero no por la seducción en sí del ofrecimiento, sino por cómo esta ex jueza de 71 años se lo toma. “Ahora sé que hago algo, que no me gusta, que no me apetece especialmente, pero pienso que puede ser útil.” ¿Util para qué? Carmena lo ha dicho ya muchas veces, y desde aquí la frase suena conocida: “Para ser un puente entre generaciones”.

En Barcelona, en tanto, no hace falta esperar nada porque los resultados han sido rotundos y la nueva alcaldesa es Ana Colau, de 41 años, una activista social también respaldada por Podemos. Aunque su visibilidad ha sido mucha desde la crisis de las hipotecas, cuando se revisa la trayectoria de luchas de Colau se recoloca a su propia generación junto con jóvenes de todo el mundo que hacia al año 2000 despertaron a la conciencia de que había que hacer algo frente a las distorsiones del capitalismo que traía consigo la globalización. Colau pertenece a la clase media que aplastaron los ajustes neoliberales. Antes de su propio desahucio, que la metió hasta las orejas en su activismo, Colau estudió Filosofía, atraída por el existencialismo francés. Pero lo que le cambió drásticamente su manera de leer lo que pasaba en el mundo no fue un libro de texto, sino una revuelta enorme, la de Seattle de 1999, cuando allí se reunía la Organización Mundial de Comercio (OMC). Si se buscan en el archivo esas jornadas de represión feroz, se recupera un embrión de lo que muy poco después sucedió en Praga y en Barcelona, entre otras grandes ciudades. Los jóvenes leían en aquel primer gran tratado global de libre comercio que se quería firmar en Seattle lo que efectivamente ocurrió: las empresas transnacionales comenzaban a reinar por sobre los Estados soberanos, dejando indefensos a los pueblos. Hubiese sido necesaria, entonces, hace quince años, una clase política a la altura de la rapiña que se estaba enfrentando, pero no la hubo. Hubo capitulación y defección. Y la Unión Europea nació infectada de ese virus que mercantilizó a los respectivos electorados, que se quedaron sin representación.

Esa generación peleó en las calles, en las universidades, en las fábricas, después de que ya en Seattle se marcara un camino: fue allí que los sindicatos y los verdes se unieron por primera vez, en defensa de un mundo con reglas de juego visibles y en defensa de un planeta sin escudo protector ante la producción a gran escala. Se perdieron, una por una, todas esas batallas. Dijeron “No en mi nombre” ante la segunda guerra del Golfo. No los escucharon. Dijeron no a los ajustes dictados desde el FMI y desde Bruselas. Tampoco. En el punto más álgido de la crisis de las hipotecas en España, en 2012, llegó a haber en Barcelona 500 desahucios diarios. Y allí fue que Ana Colau fundó la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH), que hoy tiene bases en toda España y que ha logrado frenar judicialmente miles de desalojos, con apoyos recibidos desde el Parlamento Europeo, y con una opinión pública cada día más consciente de que era un fraude la vida que obligaban a vivir a millones de personas. Era un fraude porque era mentira desde el principio hasta el final que los desahuciados –que se tiraban por la ventana o aparecían ahorcados en sus viviendas cuando llegaban los encargados de echarlos– eran los responsables de su mala suerte.

“Cuando empezó la crisis –decía Colau en una entrevista de enero de este año– fue dramático el hecho de que los propios responsables de la crisis rápidamente pusieron en marcha un discurso oficial retransmitido en los principales medios de comunicación durante las 24 horas, donde así como durante la burbuja escuchábamos que la vivienda era la mejor y la más segura de las inversiones, de pronto se decía que ya está bien, que los españoles habíamos querido vivir por encima de nuestras posibilidades y que todos querían ser propietarios. Fue la estigmatización de las víctimas de la crisis por parte de sus propios responsables, que evidentemente eran las entidades financieras y las grandes empresas inmobiliarias.” Así, en la España principalmente desahuciada por sus dos principales partidos políticos, la población sufriente era la gran culpable. Eso fue lo primero que cambió después del 15M, después de la oleada de indignación. Para crear la PAH fue necesario esperar a ese gran cambio anímico en la sociedad española. “Costó muchísimo –dice Colau–. Cuando empezó la crisis, las víctimas no se percibían a sí mismas como víctimas. En lugar de pensar en protestar frente a las entidades bancarias o el gobierno, estaban pensando en tirarse por el balcón o en irse del país.” Para la nueva alcaldesa de Barcelona, el puntapié inicial del cambio que se acerca hoy al poder político en España fue la recuperación de la autoestima por parte de los millones de perdedores de un sistema económico cruel y delirante.

No sólo es posible sino necesario hacer una costura de sentido entre cada suceso y cada fase por la que fueron pasando en los últimos años tantos pueblos, en diferentes latitudes, en diferentes circunstancias, eligiendo cada uno una salida de acuerdo con su devenir y su idiosincrasia. América latina en sus diversos proyectos políticos nacionales que confluyen en un bloque dispuesto a la asociación con China y Rusia, que antes estaba vedada por lazos imaginarios que sólo la unían en penurias provenientes del Norte. Europa que se recrea primero en Grecia, a través de un partido con una década de historia y de raíces sindicales, y ahora en España, con un partido político de apenas un año de historia, pero que ha sabido articular el asambleísmo que aquí fracasó en 2001. Hay aguas revueltas en la misma dirección en Irlanda, en Portugal, en Francia y en Italia. No hay nada misterioso en el propósito de tantos pueblos que quieren recuperar su autodeterminación, cuando el poder global de Occidente no hace más que demostrar día tras día que la vida humana le importa mucho menos que un saldo a favor en una cuenta de dinero sucio, pero bien lavado.

http://www.pagina12.com.ar/diario/contratapa/13-273807-2015-05-30.html

La carta ‘profética’ que publicó Maradona dos días antes del escándalo en la FIFA


RT

Publicado: 28 may 2015 03:32 GMT

556671aec46188e3788b45ad

Dos días antes de que estallara el escándalo de la FIFA, Diego Armando Maradona publicó en el diario británico ‘The Telegraph’ una columna de opinión en la que criticó a la federación que convirtió el fútbol “en un terreno de juego para los corruptos”.

“Bajo el mando de Joseph Blatter la FIFA se ha convertido en una desgracia y una dolorosa vergüenza para aquellos a los que nos importa verdaderamente el fútbol”, afirmó Maradona en la carta publicada en ‘The Telegraph’ el pasado 24 de mayo.

Sepa más: Escándalo en la FIFA: ¿Por qué interviene la justicia de EE.UU.?

El legendario exfutbolista de la albiceleste y firme crítico de la FIFA declaró que la posibilidad de que el actual presidente de la federación, Joseph Blatter, sea elegido por quinta vez es un absurdidad en 2015. “Pero a la FIFA ya le va bien. Tenemos un dictador vitalicio“, agregó.

Maradona: Escándalo en la FIFA

“Los medios de comunicación van llenos de historias de todos los escándalos que han envuelto a Blatter desde hace más de una década. Hay tantos que ya casi aburre volver a hablar de ellos”, destacó Maradona.

Lea también: Maradona: “La FIFA demostró que odia al fútbol”

Según El Pelusa, a Blatter lo “alaban” por mantenerse un paso por delante de los investigadores -ya sean auditores o el FBI- e ignorar cómo las finanzas de la FIFA se han convertido en un caos. “¿Por qué este hombre de 79 años busca un quinto mandato en la FIFA?”, preguntó la estrella argentina. “Sus compinches se robaron todo menos los muebles de su oficina y él afirma no saber nada”, concluyó.

http://actualidad.rt.com/actualidad/175972-carta-profetica-maradona-escandalo-fifa

Torneos y Competencias, una empresa socia del Grupo Clarín involucrada en el escándalo de la FIFA


11150938_10206306707562130_5777784105523082676_n

Radio Pública

Alejandro Burzaco, CEO de la empresa es uno de los 14 investigados por la red de corrupción que investiga la Justicia estadounidense. TyC y Clarín son socios en Trisa y TSC empresa dedicadas a las transmisiones deportivas.

fifa_348Cuando esta madrugada estalló el escándalo por la detención en Suiza siete altos miembros del comité ejecutivo de la FIFA que habían llegado a Zurich para la elección de sus autoridades, también se supo que entre los investigados estaban tres argentinos, Hugo y Mario Jinkins, y nada menos que Alejandro Burzaco, Ceo de Torneos, la emblemática empresa de transmisiones deportivas de la cual el Grupo Clarín es dueña del 50% de su paquete accionario.

El empresario investigado es, además, hermano de Eugenio Burzaco, un hombre es estrecha relación con Mauricio Macri, que fue diputado por el PRO en la Provincia de Buenos Aires y jefe de la Policía Metropolitana entre 2009 y 2011.

Al momento de las detenciones en el lujoso hotel suizo donde se alojaban las autoridades de FIFA, Burzaco escribía en su cuenta en Twitter e informaba a sus seguidores que estaba en Londres a punto de participar de la reunión de la Federación.

Pero no es Clarín. Una de ellas es Tele Red Imagen SA (TRISA), que controla el canal TyC Sports. La otra es Televisión Satelital Codificada, la empresa que hasta el año pasado ostentó el monopolio de los derechos de TV del fútbol local.

Muestra brutal de los tiempos que corren, cinismo de colección, en la página de Torneos & Competencias se informa que “La FIfa está bajo sospecha”, pero nada se informa acerca de que parte de esa investigación sobre una enorme red de corrupción en la relación entre fútbol y negocios, involucra gravemente ni más ni menos que al propio presidente de la empresa.

http://www.radionacional.com.ar/?p=61123

La crítica del Papa a las mentiras de los medios


INFONEWS

El Sumo Pontífice reveló que no mira televisión desde hace 25 años y criticó duramente las tergiversaciones.

La crítica del Papa a las mentiras de los medios

La crítica del Papa a las mentiras de los medios

El Papa Francisco sorprendió al haberle dado una entrevista a un diario zonal de Tres Arroyos y en el que reveló que no mira televisión desde hace 25 años.

Consultado por su relación con los medios, Francisco criticó duramente las mentiras y tergiversaciones. “Los medios de comunicación también toman una palabra y por ahí la descontextualizan”, afirmó.

En ese sentido ejemplificó: “El otro día en la parroquia de Ostia, cerca de Roma, voy saludando a la gente, y habían puesto a los ancianos y a losenfermos en el gimnasio. Estaban sentados y yo pasaba y los saludaba. Entonces dije: ‘Miren qué divertido, acá donde jugaban los chicos están los ancianos y los enfermos. Yo los comprendo a ustedes porque también soy anciano y también tengo mis achaques, soy un poco enfermo'”.

Sin embargo, y para su sorpresa, al otro día salió en los diarios que ‘El Papa confesó que estaba enfermo’. “Contra ese enemigo no podés”, remarcó. 

“Los medios de comunicación toman una palabra y por ahí la descontextualizan”

Además, explicó que sólo lee La Repubblica y que no ve televisión desde el año 1990. “Es una promesa que le hice a la Virgen del Carmen en la noche del 15 de julio de 1990″, explicó.

Consultado por los motivos que lo llevaron a alejarse del aparato, afirmó que simplemente dijo “esto no es para mí”.

Para mantenerse informado acerca del día a día del club de sus amores, San Lorenzo, encontró una solución: “Hay un guardia suizo que todas las semanas me deja los resultados y cómo va en la tabla”.

¿Qué cambió en su vida desde que dejó de ser el cardenal primado de Argentina y se convirtió en la máxima autoridad de la Iglesia Católica? Ya no puede comer “una buena pizza” en las calles de Buenos Aires. “Eso sí lo añoro, la tranquilidad de caminar por las calles. O ir a una pizzería a comer una buena pizza”, dijo en clave intimista.

Las declaraciones personales del Papa Francisco se dieron en una entrevista con La voz del pueblo, un diario de la localidad de Tres Arroyos, que cuenta apenas con 46.000 habitantes en la provincia de Buenos Aires. Sin embargo, por la trascendencia del personaje, ya dieron la vuelta al mundo entero.

http://www.infonews.com/nota/201931/la-critica-del-papa-a-las-mentiras-de-los-medios

“The Wall Street Journal” miente y oculta


Lo que sí se puede decir del fiscal Nisman es que sintonizaba con las posturas de la derecha republicana e israelí. Igual que The Wall Street Journal.

Pagina12

Por Raúl Kollmann

Al cumplirse cuatro meses de la muerte de Alberto Nisman, el lunes de la semana pasada el diario norteamericano The Wall Street Journal (TWSJ) publicó una larga nota en la que combina mentiras con groseros ocultamientos. Se intenta dar la impresión de que la Argentina es un país bárbaro, que la investigación de la muerte del fiscal está amañada y que un gobierno feudal y todopoderoso tapa el supuesto homicidio de un heroico fiscal que luchaba contra el terrorismo iraní. La novela que se le pretende vender al público norteamericano es muy simple: Nisman denunció a la Presidenta y desde el Gobierno, que hace lo que quiere con la Justicia, tapan la denuncia del fiscal y un supuesto asesinato.

nisman-1-caja

– Dice TWSJ: Un fiscal archivó la investigación sobre las acusaciones de Nisman, según las cuales la presidenta había conspirado para encubrir a Irán…(el fiscal Javier) De Luca tomó su decisión pese a que otros dos fiscales y un juez pidieron que se abriera una investigación formal.

Falso: El fiscal De Luca desestimó la denuncia de Nisman después de que así lo hiciera el juez Daniel Rafecas y dos de los tres jueces de la Cámara Federal, Jorge Ballestero y Eduardo Freiler. Pero aun antes, la jueza Servini de Cubría decidió no habilitar la feria para tratar la denuncia de Nisman y afirmó que no aportaba las pruebas; el juez Canicoba Corral sostuvo que la denuncia “tiene poco o nulo valor probatorio” y el juez Lijo confirmó la decisión de no habilitar la feria porque no se acompañaron las pruebas. Los juristas de mayor relevancia del país (Julio Maier, Raúl Zaffaroni, León Arslanian, Luis Moreno Ocampo y Ricardo Gil Lavedra) descalificaron la denuncia de Nisman por inexistencia de delito o porque era –según dijeron– “más política que judicial”. TWSJ falsifica la realidad escondiendo que la denuncia fue desestimada por jueces en primera y segunda instancia y luego por el fiscal de Casación.

– Dice TWSJ: Nisman se convenció de que Cristina Kirchner comandó el supuesto encubrimiento del rol de Irán en el atentado como parte de un acuerdo comercial de granos y carne por petróleo, que nunca se materializó, con el régimen revolucionario islámico.

Oculta: TWSJ oculta que el ex secretario general de Interpol, el norteamericano Ronald Noble, dijo públicamente que la denuncia de Nisman era falsa. Contó al detalle la manera en que el Gobierno y el canciller insistían ante Interpol en que la captura de los sospechosos iraníes debía ser mantenida con el status de alertas rojas, lo contrario de lo afirmado por Nisman. También se comprobó que el intercambio de granos por petróleo no sólo no se hizo, sino que era imposible por cuanto la Argentina no cuenta con refinerías para tratar el petróleo iraní ya que éste tiene demasiado azufre. El país sólo compró petróleo en una oportunidad en todos estos años y lo hizo a Nigeria.

– Dice TWSJ: La ex esposa de Nisman, Sandra Arroyo Salgado, no logró posponer la autopsia.

Falso: Se quiere dar la impresión de que se le ocultó el cuerpo a la ex esposa sugiriendo, de hecho, que se lo enterró rápido. La verdad es que la fiscal no permitió el entierro y a Arroyo Salgado se le preguntó a lo largo de una semana si quería hacer una nueva autopsia. El cuerpo de Nisman estaba preservado en la Morgue. Recién cuando Arroyo Salgado afirmó, por escrito, que no proponía una nueva autopsia, se entregó el cuerpo para el entierro. Antes de eso, los dos forenses designados por Arroyo Salgado revisaron hasta el cansancio las fotografías y el video de la autopsia y finalmente dijeron que no querían volver a estudiar el cuerpo.

– Dice TWSJ: El investigador principal del Gobierno dijo casi de inmediato que el informe del examen post mortem había sido categórico al determinar que Nisman se había quitado la vida con una pistola prestada, una Bersa calibre 22.

Falso: ¿Quién es el investigador principal del Gobierno al que se refiere TWSJ? El médico que le informó inicialmente a la fiscal fue Fernando Trezza, forense que no es del Gobierno sino de la Suprema Corte de Justicia. El diario norteamericano falsifica la realidad diciendo que los médicos que intervienen son del Gobierno cuando en verdad son del Cuerpo Médico Forense, que está bajo las órdenes de la Corte. Y no es precisamente un momento en que las relaciones entre la Corte y el Poder Ejecutivo sean de las mejores. TWSJ menciona como al pasar que la pistola era prestada, pero no dice que el propio Nisman la pidió prestada y que el fiscal, además, le había pedido un arma también a un custodio, Rubén Benítez. Es decir que el diario norteamericano oculta que una prueba del expediente es que Nisman mostró voluntad de conseguir un arma ese fin de semana y todo indica que lo hizo para quitarse la vida.

– Dice TWSJ: Dos pruebas, sin embargo, demostraron que no había rastros de pólvora en la mano con la que supuestamente el fiscal habría disparado el arma.

Oculta: Cuando habla de dos pruebas, TWSJ se refiere a las dos pericias que ordenó la fiscal, una en La Plata, la otra en Salta. Pero oculta que es habitual que esa prueba no dé positivo. Se esconde, por ejemplo, el cuadro que publicó The American Journal of Forensic Medicine y que tuvo amplia difusión. Es un estudio de barrido electrónico en las manos de 116 suicidas comprobados en Estados Unidos: sólo dio positivo en el 11 por ciento de los que usaron pistolas calibre 22. Es decir que la expectativa de encontrar restos de fulminante en la mano de Nisman era ésa: sólo el 11 por ciento. Pero, además, TWSJ oculta la totalidad del cuadro: en ningún momento les informa a sus lectores que el disparo fue a menos de un centímetro, que se produjo dentro de un baño cuya puerta la madre encontró cerrada, que no detectaron rastros de pelea dentro del baño ni lesiones en el cuerpo del fiscal y que el disparo provino de una pistola que el propio Nisman pidió prestada.

– Dice TWSJ: Equipos de investigación rivales contribuyeron a transformar el caso en una novela policial que ha atrapado al país. No han podido llegar a un acuerdo ni siquiera en hechos tan básicos como el momento de la muerte.

Oculta: TWSJ intenta presentar el caso como si dos grupos parejos, uno del Gobierno y otro, el justiciero, que lidera Arroyo Salgado, protagonizaran una confrontación por la investigación. El diario norteamericano oculta que trece médicos, diez de ellos designados por la Corte Suprema, son los que están de un lado, mientras que del lado de la querella sólo se ubican los dos contratados por Arroyo Salgado. Y al decir que no se ponen de acuerdo en el horario de la muerte ocultan que trece forenses firmaron un dictamen en el que sostienen que Nisman murió el domingo 18 de enero y sólo los dos de Arroyo Salgado hablan del sábado 17 de enero, cuando en el departamento estaba el informático Diego Lagomarsino. TWSJ no dice que a Lagomarsino no se le encontró ni ropa con sangre ni vínculos con servicios de Inteligencia o terroristas o con alguien que tuviera un móvil para matar al fiscal. Y, para completar, en cuatro meses no pudieron explicar por qué si Lagomarsino fue parte del plan criminal, dejó allí una pistola registrada a su propio nombre, algo que lo incriminaría en forma decisiva.

– Dice TWSJ: El gobierno de Fernández de Kirchner ha trabajado para socavar la imagen de Nisman publicando anuncios en medios de Argentina y el extranjero en los que lo acusaba de tratar de desestabilizar al país. En marzo aparecieron unas fotos en Cancún con una amiga y retozando en una fiesta con otras mujeres jóvenes ligeras de ropas y blandiendo juguetes sexuales.

Oculta: TWSJ esconde la secuencia. Como en cualquier muerte dudosa, la fiscal Fein estaba obligada a investigar el entorno del fiscal, más cuando la empleada de su casa declaró que Nisman había estado cenando con una novia. Las fotos en Cancún fueron publicadas por un diario opositor, pero lo cierto es que una pesquisa elemental mostró gravísimas irregularidades. La propia ex esposa, Arroyo Salgado, denunció que Nisman manejaba dinero negro en una cuenta en Nueva York. El informático contó que el fiscal se quedaba con la mitad de su sueldo. Se descubrió que Nisman manejaba una cantidad inusitada de dinero, con propiedades puestas a nombre de su madre en el balneario de Punta del Este y en Buenos Aires. Los viajes con modelos –cinco de ellos a playas lujosas– también se pagaban con dinero no declarado y, tal vez lo más grave, los hacía cuando supuestamente estaba trabajando, ya que no se pidió vacaciones. Se detectó que hubo un año en que estuvo 100 días en el exterior, otro año 95 días y otro 80. TWSJ oculta que no sólo se detectó que Nisman tenía una estrecha vinculación con los fondos buitre, sino que ofreció financiación de campañas con dinero originado en esos fondos buitres. El diario norteamericano pretende mostrar a un fiscal justiciero, envuelto en una vorágine de trabajo y amenazado. La investigación lo mostró por largos períodos en playas exclusivas o visitando distintos destinos turísticos. La jueza Fabiana Palmaghini respondió con crudeza respecto de las amenazas: recordó que Nisman viajó con sus hijas y con las jóvenes modelos, a Europa y a las playas más exclusivas, sin pedir ni llevar custodia.

– Finaliza TWSJ: En el cementerio judío de La Tablada el cuerpo de Nisman yace ahora a unos pocos metros de las víctimas del atentado de 1994.

Oculta: TWSJ oculta que los familiares de las víctimas del atentado no aceptaron que se lo enterrara con quienes murieron en la AMIA. Es más, buena parte de los familiares –entre ellos la agrupación independiente Memoria Activa– venía pidiendo en los últimos años que el fiscal fuera removido del caso AMIA, entre otras cosas porque “viajaba mucho y trabajaba poco”. Lo que sí se puede decir del fiscal Nisman es que sintonizaba con las posturas de la derecha republicana e israelí. Igual que The Wall Street Journal.

http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-273572-2015-05-27.html

Familiares de Ayotzinapa pidieron ayuda en Argentina


infonews

La “Caravana 43 Sudamérica” recorrió las calles y llegó hasta la Pirámide de Mayo para reclamar justicia. El testimonio de un sobreviviente.

La “Caravana 43 Sudamérica”, compuesta por un superviviente y familiares de los 43 estudiantes mexicanos de Ayotzinapa desaparecidos hace ocho meses, marchó hoy por las calles de Buenos Aires, como parte de una campaña de difusión internacional “para evitar que el gobierno mexicano dé por cerrado el caso”.

Los manifestantes llegaron hasta la Plaza de Mayo para rondar en torno a la Pirámide de Mayo al grito de “vivos los llevaron, vivos los queremos”, y entregaron una nota en la Cancillería pidiendo que Argentina junto a otros países presionen al gobierno de Peña Nieto para que esclarezca el caso y no obstaculice las investigaciones.

5564de37d1b50

En México, en tanto, la fecha también fue recordada con una marcha que avanzó desde cuatro puntos de la capital mexicana hacia el centro de la ciudad, con ciento de manifestantes portando pancartas y fotos de los 43 estudiantes de la escuela normalista de Ayotzinapa, capturados por la policía de Iguala, estado de Guerrero, el 26 de septiembre de 2014 y luego desaparecidos sin que se sepa de su suerte hasta el momento.

La “Caravana 43 Sudamérica” ya pasó por Córdoba, Rosario y, hoy, Buenos Aires, y prevé continuar su periplo por Uruguay y Brasil, país cuya presidenta, Dilma Rousseff, se encuentra hoy en México en visita oficial.

“Yo sé que mi hijo está vivo junto con sus compañeros”, afirmó en breve diálogo con la prensa Hilda Hernández, madre del desaparecido César Manuel González, quien ante una consulta de Télam no descartó que hayan sido secuestrados para someterlos a esclavitud en el cultivo de drogas.

5564de39618cc

Además de varias decenas de representantes de organizaciones sociales y políticas, los acompañaron la titular de Madres de Plaza de Mayo-Línea Fundadora, Nora de Cortiñas, y el representante de ex detenidos desaparecidos de Argentina, Enrique Fuckman.

EL TESTIMONIO DE UN SOBREVIVIENTE

Durante la marcha, el sobreviviente del ataque a los estudiantes normalistas del 26 de septiembre, Sánchez Nava, denunció la actuación de un gobierno “corrupto” y “asesino” que funciona como un “narcoestado” y relató que aquella noche, cuando se acercaron las autoridades, les dejaron claro que eran estudiantes y pidieron que los dejaran ir, pero los dispararon y “masacraron” a tres de sus compañeros porque “así es el terrorismo de Estado en México”.

http://www.infonews.com/nota/201998/familiares-de-ayotzinapa-pidieron-ayuda-en-argentina

LOS VENGADORES ARMENIOS-El nombre clave de la operación era Némesis, por la diosa griega de la venganza.


el periodico

VENGADORES DEL GENOCIDIO ARMENIO

‘Operación Némesis': ojo por ojo

La deportación y masacre de más de un millón de armenios en 1915 tuvo su venganza. Una organización secreta, activada por la Federación Revolucionaria Armenia, cazó y dio muerte a siete responsables del genocidio.

POR XAVIER MORET

En este año del centenario se está hablando mucho del genocidio armenio, que costó la vida a millón y medio de personas, pero es menos conocida la venganza que, con el nombre de operación Némesis, emprendieron algunos armenios contra los responsables de aquella matanza iniciada el 24 de abril de 1915.

Fue en noviembre de 1919, en los breves años de independencia previos a la Unión Soviética, cuando el consejo general de la Federación Revolucionaria Armenia decidió, en una reunión en Ereván, condenar a muerte a los principales responsables del genocidio, tanto de Turquía como de Azerbaiyán. El nombre clave de la operación era Némesis, por la diosa griega de la venganza.

En la primera lista negra redactada por los dirigentes de la operación Némesis había 650 nombres; luego se redujo a 41 y, finalmente, a los que consideraban los siete criminales principales. Armen Garo, Aaron Sachaklian y Shahan Natali estaban al frente de este operativo que tiene puntos en común con la persecución de nazis emprendida por el judío Simon Wiesenthal después de la segunda guerra mundial.

Esta organización secreta tenía una doble sede, en Estambul y Boston. Un estudiante llamado Hrach Papazyan, que había conseguido infiltrarse en el Gobierno de los Jóvenes Turcos, era el encargado de buscar a los culpables. Los comandos que debían ejecutarles, entre 1920 y 1922, estaban formados por entre tres y cinco armenios.

El objetivo número uno de la operación Némesis era el ex gran visir Mehmet Talaat Pashá, ministro del Interior de Turquía que en 1915 dictó la orden de deportación de los armenios y que fue, por tanto, quien desencadenó el horror del genocidio. Pronto se comprobó que vivía exiliado en Berlín. Fue allí donde lo encontró el estudiante armenio Soghomon Tehlerian después de seis meses de búsqueda.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Tehlerian alquiló un apartamento cerca de donde vivía Talaat, en el barrio berlinés de Charlottenburg y, después de seguirle durante varios días, el 15 de marzo de 1921 lo mató de un tiro en la nuca, disparado en la calle ante numerosos testigos. Cuando estos lo inmovilizaron, se limitó a decir: «Dejadme. Yo soy armenio, y él, turco. Esto no tiene nada que ver con vosotros».

Tras ser detenido, Tehlerian fue juzgado en junio de 1921. Ante el juzgado expuso los horrores del genocidio armenio y detalló que él había sobrevivido porque le dieron por muerto cuando le deportaban junto con su familia. Cuando después de dos días recuperó la consciencia, tuvo que apartar el cadáver de su hermano y recordó cómo había visto morir a sus padres y habían violado a su hermana. Al final le declararon inocente entre los aplausos del público. Una vez absuelto,

Tehlerian emigró a California, donde murió en 1960 como un héroe del pueblo armenio.

La operación Némesis no se detuvo aquí. Otros personajes asesinados por armenios, entre 1920 y 1921, son Fathali Khan Hoyski, primer ministro del Azerbaiyán, considerado responsable de la muerte de miles de armenios en Bakú; Behbud Javanshir, ex-ministro del Interior azerí; Said Halim Pashá, ex gran visir del imperio otomano; Enver Pashá, ex-ministro de la Guerra de Turquía; Ahmed Jamal Pashá, ex-ministro de Marina de Turquía; Mgrditch Harutuyan, miembro de la policía secreta turca en Estambul; y Jamal Azmí, ex-gobernador de la provincia de Trebisonda.

33

La muerte del azerí Behbud Javanshir, el 18 de julio de 1921, fue una de las más espectaculares. Tuvo lugar en una calle de Estambul, muy cerca del lujoso Hotel Pera Palas. El armenio Misak Torlakian, nacido en Trebisonda (actual Turquía), fue el encargado de ejecutarlo. Le esperó a la puerta del hotel, le siguió cuando le vio salir y le disparó dos tiros en el pecho. Torlakian se dio a la fuga, pero cuando ya estaba lejos, le entraron dudas sobre si realmente lo había matado. Regresó, lanzó un tiro al aire para apartar a los curiosos y le disparó el tiro definitivo a Behbud Khan.

Condición mental dañada

A Torlakian lo detuvieron enseguida, sin que él opusiera resistencia. Semanas después, un tribunal militar británico lo consideró«culpable, pero no responsable», debido a su condición mental, afectada por el horror del genocidio. Después del juicio, Torlakian emigró a Estados Unidos, donde murió en 1968.

La operación Némesis se dio por concluida en 1922, tras la muerte a tiros de los principales responsables del genocidio armenio.

http://www.elperiodico.com/es/noticias/internacional/operacion-nemesis-ojo-por-ojo-4113263

Día de la Victoria en Armenia con la Batalla de Sardarapat


SoyArmenio

Klaus Lange Hazarian

La batalla de Sardarapat tuvo lugar durante la Primera Guerra Mundial (1914-1918) del 21 al 29 mayo, 1918 entre las tropas regulares y los rebeldes armenios, por un lado, y los ocupantes turcos, que invadieron Armenia occidental, por el otro.

11157422_10152837289291914_8379021089293118287_o

La batalla tuvo lugar en la zona de la estación de tren Sardarapat, cerca de la ciudad Hoktemberyan.

Tras la victoria en Rusia en la Revolución de Octubre en 1917, las tropas rusas abandonaron los territorios de Armenia occidental que ocuparon durante la Primera Guerra Mundial, por lo que Turquía decidió no sólo ocupar Armenia occidental, sino también Armenia Oriental y Transcaucasia.

Violando el armisticio de diciembre de 1917, el ejército turco asumió la ofensiva y ocupó las ciudades de Erzincan, Erzurum, Sarikamish, Kars y Alexandrapol (Gyumri). Los armenios comenzaron a perder terreno ya que las fuerzas del adversario los superaban en número por muchas veces. Los turcos se movían hacia Ereván, cuando las tropas armenias, comandados por el coronel Daniel Bek-Pirumian Pirumian, se reunieron en la ciudad Etchmizadzin.

La batalla de Sardarapat tuvo una enorme importancia para Armenia, ya que la población de la zona norte del valle de Ararat escapó así a otro genocidio por los turcos; y a su vez, creó las condiciones para el restablecimiento de la condición de Estado armenio.

El 28 de mayo, 1918 era declaró la independencia de la República de Armenia. La fecha conmemorativa se fijó en honor a la batalla de Sardarapat y la derrota del ejército turco el 26 de mayo de 1918.

En el 50 aniversario de la batalla, en mayo de 1968, el Memorial Sardarapat fue inaugurado, bajo los diseños del arquitecto Rafayel Israyelyan.  (SoyArmenio)

http://www.soyarmenio.com.ar/2015/05/dia-de-la-victoria-en-armenia-con-la.html

Pirumov

Daniel Bek-Pirumyan ( armenio : Դանիել բեկ-Փիրումյան , 22 November 1861 a 1921) fue un famoso armenia comandante militar y héroe nacional . Él era el comandante de la batalla de Sardarabad .

320px-Armenian_national_liberation_movement

Daniel Bek-Pirumyan nació en 1861 en Nakhichevanik pueblo de la Elisabethpol gobernación del imperio ruso . Se graduó de la escuela pública en Shusha y comenzó su servicio militar en 1881 en Ereván . En 1890, Pirumyan fue ascendido al grado militar de capitán y en 1913, se convirtió en coronel. Durante la Primera Guerra Mundial, luchó en el Frente del Cáucaso como coronel en el ejército zarista . Durante este período, también era el comandante del 3er Batallón, 153o regimiento de infantería en Armenia occidental . En Erzurum , capturó la fortaleza turca de Dalangez y luego luchó contra el ejército turco tratando de recuperarlo. De los 1.400 oficiales y soldados que defendían la fortaleza rusos y armenios, 1.100 murieron y los sobrevivientes fueron heridos. Sin embargo, ocho asaltos fueron rechazados por la fortaleza y Dalangez no fue dada para el enemigo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El 26 de mayo de 1918, participó en la Batalla de Sardarabad como comandante en jefe . Su primo, Poghos Bek-Pirumyantambién participó en la batalla como el comandante de la quinta Karabaj Regimiento.

http://en.wikipedia.org/wiki/Daniel_Bek-Pirumian

Alguien recuerda algún ministro de economía que haya logrado esto …??


10174784_10155657620730249_32461718936445308_n

“Kicillof es mi mano derecha”

415723

En su discurso, Cristina Kirchner subrayó que tanto ella como Néstor Kirchner siempre tomaron las decisiones económicas porque “son políticas” y que siempre se hizo cargo de esas decisiones. “A fines de 2013, luego de mi intervención quirúrgica, Axel (Kicillof) tomó el manejo del Ministerio de Economía, no de la economía, porque la economía la sigo manejando yo, como hacía Néstor”, enfatizó durante el acto en Retiro. Allí tuvo un reconocimiento con su ministro de Economía. “Kicillof es mi mano derecha, mi mejor asesor y mi mejor asistente, pero las decisiones son siempre políticas en economía”, indicó. Y subrayó que “las decisiones siempre las tiene que tomar el Presidente haciéndose cargo de los errores y los aciertos, como siempre me he hecho cargo de todo”. Kicillof, sentado a su lado, aplaudió con entusiasmo ese tramo del discurso.

CF-dpTKWMAAABOJ

http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/subnotas/273185-72811-2015-05-21.html

Difícil para contar, único para vivir


Pagina12

Personas de tantas edades y todas las latitudes del país. La política y la fiesta, la efemérides y la comida compartida. La Presidenta evocó el camino trazado por el presidente Néstor Kirchner, vivó a la patria, dos veces. Empezó a irse, aplaudió y bailó.

Por Mario Wainfeld

El cronista debería darse por vencido de antemano, en una de ésas. No podrá contar, en un doble sentido. La crónica no conseguirá abarcar todo lo sucedido en este 25 de Mayo que, como el de 1810, es culminación de una semana imborrable. Tampoco podrá ponderar cuántas fueron las personas de tantas edades y todas las latitudes de la patria que participaron.

Lo que sigue son apuntes sobre lo que vio ayer en la Plaza histórica o por la tele, aderezado con relatos de fuentes confiables de aquellas que los medios no suelen tomar en cuenta. Gentes de a pie, una multitud autoconsciente, entusiasta y gozosa.

Consuelo menor o argumento válido: los números exactos valen menos que los rostros, que los cánticos, el fervor y la alegría compartidos.

El escenario de la Plaza y sus inmediaciones, como la cuidada preparación previa, armonizaron con la pasión de las multitudes. También con la aptitud de los argentinos para ayuntar a la política con la fiesta, a la efemérides con la comida compartida. Con los placeres incomparables de cantar en coro a voz en cuello, de bailar como se puede, de trenzarse en pogos vertiginosos, de sacarle chispas a bombos o redoblantes.


“El arranque” interpretó una bellísima versión tanguera del Himno. Al oído profano del cronista le sonaron a gloria los bandoneones en la parte instrumental previa al “sean eternos laureles”. La presidenta Cristina Fernández de Kirchner lo entonó con la mano en el corazón y apeló al mismo gesto cuando se arrimó al micrófono.

Al final de su discurso les sugirió a todos los argentinos que se llevaran la mano al corazón para valorar cómo estaban en 2003 y cómo ahora. Una apelación a la racionalidad del votante, recurso de un oficialismo que confía en sus realizaciones… y que confía en ganar.


Por ahí fueron millones quienes pusieron cuerpo y alma en el Sitio de la Memoria, en el Centro Cultural Kirchner después de la apertura, los que presenciaron el traslado del itinerante sable corvo de San Martín o los que cubrieron las adyacencias y la Plaza durante varios días. Por ahí unos cuantos se repitieron.

La mirada atenta, sí que limitada, del cronista percibe una preeminencia de personas de clase trabajadora o media, muchas familias con pibes chicos o bebés. Hay jóvenes y jovatos pero los sub 40, da la impresión, son mayoría.

Una muestra caótica y no científica conformada por paseantes pinta un mapa multicolor. Unos cuantos atravesaron centenares de kilómetros antes de fatigar el centro porteño. “Somos de Córdoba, de La Pampa, estudiantes de Corrientes, vinimos desde Santa Fe.” Llegaron de a dos, de cuatro, con amigos.

No hay saturación policial desafiando lo que aconsejan las reglas de seguridad tan en boga. En sintonía fina y en verba rústica: no se veían canas casi por ningún lado, se dispusieron en calles periféricas.

Otros datos también se repiten en los grandes actos kirchneristas. Personas sueltas o en grupo familiar, columnas imponentes cuyo número crece vez a vez. Artesanos que disponen sus productos en la calle, puestos de comida como para una hambruna masiva.

En días anteriores se exhibieron ferrocarriles, animales, plantas, objetos más surtidos y hasta delicados. Abrió sus puertas al público un Centro Cultural sofisticado. La paz y la buena onda campearon por sus fueros. No se ve un vidrio roto o un emprendedor callejero al que le hayan robado sus pertenencias. La mirada insidiosa de los medios dominantes hubiera propagado cualquier episodio aislado hasta que pareciera un saqueo, un acto de locura colectivo, la entrada depredadora de los bárbaros a Roma.

La fiesta se disfruta, se convive, se discurre. En esos momentos uno se encuentra, abraza, se fotografía y dialoga con otros a quienes no ha tratado personalmente. La expresión “compañeros” se deja entender y humedece los ojos.

Hay quien no participa, con todo derecho. Quien se enoja, es su posición. Quienes analizan la política, quienes leen la sociedad deberían estar a cubierto de prejuicios o rencores: tener la capacidad de comprender ciertos fenómenos. La calle y la Plaza siempre emiten mensajes. Los embelesados con los cacerolazos, la movida “del campo”, el 18 F deberían ser los primeros en atender a otras voces aunque discrepen con las melodías que entonan. Para un ideario tradicional todo se divide en primera y tercera clase, una regla ruin que no excepcionan las manifestaciones.


El eje que vertebró el discurso fue la evocación del camino trazado por el presidente Néstor Kirchner. Cristina lo fue enlazando con el ya clásico recorrido de las realizaciones, de las definiciones en política internacional, de los cambios de paradigma. A veces se desvió para responder cánticos: “yo también los escucho siempre” respondió de entrada, en algo que quiso ser más un signo de identidad política que una réplica cálida, de las que abundaron.

Habló una hora y cuarto, incurrió en un solo furcio (“las casas de la Puerta Rosada”). La muchedumbre la escuchó como a una conferencista casi todo el tiempo. El silencio atento se percibe, se deja tocar. Impresiona. La Presidenta es una gran oradora por cómo se expresa pero mucho más porque logra mantener la atención de los escuchas sin excitarlos mucho, sin ceder a la tentación de buscar vítores. Al repasar la lista de los candidatos con chances, más allá de otras facetas, uno intuye que los argentinos deberán olvidarse de mensajes presidenciales de esa calidad y densidad.

“Tomala vos/dámela a mí/el que no salta/es de Clarín” fue hit en la previa y hubo oportunidad de bises durante el discurso. El cuestionamiento a los medios incursionó tres o cuatro veces. Será trending topic en diarios, radios o en la tele. Los mismos que anunciaron caos en el centro mientras los carteles del Gobierno de la Ciudad anunciaban las calles y avenidas cerradas “por evento de Nación”. La redacción es paupérrima, bien PRO. El reconocimiento tácito a lo sucedido es tan involuntario como interesante.


En las horas que precedieron el discurso, los ruidos y sonidos de la calle fueron eclécticos. El murmullo de lo que se parloteaba paseando o reconociendo algún amigo o compañero entre la muchedumbre. La música que irradiaban los parlantes. Las consignas de las columnas que sumaron la segunda marejada.

A eso del mediodía, el sonido más que ecléctico era sincrético porque mezclaba credos. Se entrecruzaba la música del Tedeum en Luján con las voces y temas paganos. El Aleluya de Händel, anunciado por el locutor en la Basílica, puso fin a la coexistencia.


Cristina Kirchner está en campaña y aspira a que “el proyecto” sea revalidado en las urnas. Nada exótico para una líder política de su talla aunque contradiga pronósticos de sus adversarios e incluso alguna fantasía autodestructiva de sus propios partidarios, ya olvidada.

No incursionó en la interna del Frente para la Victoria, hubiera sido desperdiciar ese marco.

Algo rotundo dijo sobre su futuro cuando interpeló a las cúpulas sindicales. Las exhortó a defender a sus representados tanto como en estos años: “si no lo hacen les voy a decir a los trabajadores que cambien de dirigentes”. Nula relación con una hipótesis de retiro a la vida familiar.

Fue una mención nítida pero menos recurrente que las consagradas a la muchedumbre. El porvenir, subrayó, recae en sus manos. “Este es un proyecto colectivo, no depende de una persona.” “Va a pasar lo que ustedes quieran que pase.”


Los argentinos asocian a las celebraciones con comer bien o, por ser más preciso, morfar. No hay acto sin oferta gastronómica acorde. Los vendedores de chipa o sanguches de salame y queso caseros compensaban con gritos una desventaja relativa con la competencia: los efluvios son la mejor propaganda.

La carne y el pan prodigados son la versión cotidiana de la oda a los ganados y a las mieses. El humito copa el medio ambiente. Tal vez los nutricionistas tendrán algo que decir… será el día después, no en las horas de festejo.

El cronista, propenso a las asociaciones libres, piensa en la “Ley de Say”, esa teoría económica que predica que la oferta genera la demanda. Una visión que subestima al consumo y nutre a la economía liberal o neocon. Uno la cuestiona a la zaga de teóricos o pensadores que respeta. Pero en días como ayer la crítica se podría poner en duda a primera vista porque parece que la oferta excita a la demanda: el humo induce la compra. Claro que, si se mira a fondo, “la demanda” llega predispuesta y provista con unos pesos en el bolsillo. Los vendedores no se equivocan, conocen el contexto. Un alivio para la heterodoxia: el acto convalidó el círculo virtuoso del consumo, tan caro a la narrativa K.

Cuando hay tanta gente, otros aromas ocupan el espacio público, menos mal que Eduardo Feinmann no fue de la partida: se hubiera indignado.


Cristina Kirchner citó a Fito Páez, aludió a Coqui Capitanich, Axel Kicillof y Juan Cabandié, mimos para los destinatarios. Puso en palabras su emoción que ya era palpable.

En los tramos finales dio la impresión de no dar con el crescendo del cierre o, quizá, de no querer llegar a ese momento. Ha de ser tocante estar ahí, en ese momento que no es una despedida pero sí el fin de dos mandatos.

“Cuidemos lo logrado”, exhortó. Luego se dirigió a los cuarenta millones de argentinos, incursionando en un breve autorretrato que dio cuenta de varias críticas. “No les pido que me quieran ni que me voten”, expresó. Una mano tendida a muchos “otros” en presencia de una Plaza desbordante que le da amor y votos.

Asumió que puede ser “antipaticona” y “soberbia” pero les pidió que reflexionaran sobre lo conseguido por cada uno en estos doce años, como se apuntó líneas arriba.

Vivó a la Patria, dos veces. Empezó a irse, aplaudió y bailó.

La traductora a lenguaje de señas se había prodigado como Mascherano en el partido contra Holanda.

Los fuegos artificiales cubrieron el cielo. Como la iluminación y el sonido, eran de primera. Nunca falta quien atribuye a la preciosa escenografía la gracia y el éxito del acto. Se saltean lo esencial: al pueblo presente y vivaz, la sal y pimienta de la democracia sin la cual la Plaza sería como una cancha vacía en una final.


Al cierre de esta nota, onda once de la noche, la Plaza está colmada, con recitales de música popular. Hoy será una jornada de trabajo, para los que disfrutaron la fiesta y para quienes no. Quien vivió y protagonizó la celebración, cada cual, cada uno, no la olvidará fácilmente. Tampoco al mensaje político que le puso broche.

mwainfeld@pagina12.com.ar

 http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-273519-2015-05-26.html

La titular de Madres de la Plaza de Mayo: Cristina Kirchner “superó” a Eva Perón


RT Publicado: 26 may 2015 02:22 GMT

5563d7a1c46188cb6e8b45bd

“Cristina ha superado a Eva Perón. Eva tenía un transatlántico en medio de la tormenta, Cristina tiene un bote”, señaló al canal Televisión Pública Hebe de Bonafini, líder de la Asociación de Madres de Plaza de Mayo.

“Lo que nos da Cristina es una cosa que no se puede creer. Ha superado a Eva Perón porque son muchos más años de lucha y más agresión. Ella tuvo que luchar contra todos”, citó las declaraciones de Bonafini al canal el rotativo ‘La Nación‘.

Lea también: Kirchner: “No tengo nada de qué avergonzarme, ninguna cuenta en el exterior que me puedan descubrir”

La activista subrayó la firmeza de la presidenta argentina diciendo: “Le pegan y le pegan y sale con una entereza que no se puede creer. Es una reina”.

Lea también: Todo lo que hay que saber sobre la visita de Cristina Fernández de Kirchner a Rusia

Bonafini supuso que al terminar su mandato la mandataria seguirá “peleando en el lugar que ella quiera”, y destacó que “va a pelear y bien”.

http://actualidad.rt.com/actualidad/175774-titular-madres-argentina-cristina-kirchner-eva-peron

HISTÓRICO: DESDE ESTAMBUL, Y EN DIÁLOGO CON LA VOZ ARMENIA, SAYAT TEKIR BRINDÓ LA PRIMICIA DE QUE EL DUEÑO DEL CAMPAMENTO ARMENIO DE ESTAMBUL HABÍA DECIDIDO DEVOLVER LA PROPIEDAD A LOS ARMENIOS


LA VOZ ARMENIA

Ayer, los oyentes de la audición radial LA VOZ ARMENIA (que este año cumple 60 años en el aire y transmite los sábados de 12 a 14 horas por AM 890 Radio Libre de Buenos Aires -por internet se la puede desde http://www.am890.com.ar-) fueron testigos de un hecho histórico (otro más): en diálogo con los integrantes de la mesa de conducción del programa, el sociólogo Sayat Tekir, miembro del Movimiento NOR ZARTONK, de Turquía, dio la primicia de que minutos atrás el actual dueño de la propiedad donde funcionaba el Campamento-Orfelinato Armenio decidió transferir la titularidad a los armenios.

Es decir, luego de años de trámites intentando recuperar lo que históricamente le perteneció a la colectividad armenia y le fuera expropiado por una de las dictaduras, y de casi tres semanas de una lucha intensa que involucró de manera activa a los sectores progresistas y de izquierda de la sociedad turca, se llegó al objetivo: detener la demolición de los edificios allí existentes y recuperar la titularidad.

Sayat Tekir, que comenzó su diálogo expresando en español:“Hola Adrián, el pueblo unido jamás será vencido”,  no dudó en destacar la firmeza de la lucha y la importancia de lo logrado, ya que “casi nos habíamos olvidado de los éxitos que nos depara la lucha y la unidad”.

El joven sociólogo y dirigentes de NOR ZARTONK subrayó una y otra vez que en esta lucha “los armenios no estuvimos solos, nos acompañaron hombres y mujeres de distintas nacionalidades”, resaltando que al lógico y consecuente apoyo del Partido Democrático de los Pueblos de Turquía (HDP), se sumó el compromiso de los otros partidos opositores y de sectores del oficialismo.

Tekir señaló como importante el rol jugado por el candidato a diputado armenio del partido gobernante Justicia y Progreso, Markar Esayan, quien involucró en la búsqueda de la solución al intendente de Estambul y al Ministro de Cultura de Turquía.

Mientras Sayat Tekir dialogaba con LA VOZ ARMENIA, en Estambul, en el Campamento Armenio, se daba la noticia, que provocó enorme alegría en los presentes.

NOR ZARTONK, que vanguardizó la lucha por la no demolición y la devolución de la propiedad, emitió un comunicado donde señala: “Hoy, en el día 18 de nuestra resistencia por Kamp Armen, el propietario actual del Kamp, Fatih Ulusoy, acaba de declarar que iba a transferir los derechos de propiedad a la Fundación Armenia Protestante de Gedikpashá.

Para la prensa, la comunidad nacional e internacional, para todos aquellos quienes han estado observando y apoyando nuestra resistencia, una vez más declaramos que nuestra lucha continuará, y no vamos a dejar Kamp Armen hasta que el título y los derechos de propiedad sean transferidos en su totalidad a la Fundación.

(…) También, queremos recordarles que la cuestión de la confiscación, la destrucción y la usurpación de los terrenos pertenecientes a los armenios, al patrimonio cultural armenio, por parte del Estado, no se limita a Kamp Armen. Cientos de otros establecimientos, edificios, iglesias, escuelas, propiedades privadas y colectivas que han pertenecido al pueblo armenio, corrieron el mismo destino con Kamp Armen. La solución de esta cuestión no depende de los esfuerzos individuales, sino de la lucha colectiva y junto con las demandas políticas del pueblo armenio.

Una vez más declaramos que Kamp Armen es y será un precedente para otras luchas”.

http://lavozarmenia.blogspot.com.ar/2015/05/historico-desde-estambul-y-en-dialogo.html

25 DE MAYO 2003-25 DE MAYO 2015: LOS AÑOS DEL RESCATE POLÍTICO, ECONÓMICO Y SOCIAL DE LA REPÚBLICA ARGENTINA Néstor Kirchner o el aleteo de una mariposa


CF4k1uvWYAAd30q

Tiempo Argentino

Néstor Kirchner o el aleteo de una mariposa

La llegada del kirchnerismo al poder inauguró una nueva forma de entender la democracia: enfrentó a las corporaciones y promovió el crecimiento como herramienta para una mayor inclusión social. “La Patria es el otro” y “Nunca Menos”, la mejor síntesis de esta época.

María Seoane

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

A comienzos del siglo XXI, le tocó al kirchnerismo rescatar a la Argentina del borde del abismo. Pero ese movimiento de tracción ocurrió, ahora lo sabemos, porque hubo un aleteo de mariposa, una pequeña alteración impulsada por la decisión personalísima de un hombre y una mujer de modificar el curso de la historia; el curso previsible de que la política fuera impotente para cambiar la realidad; para disolver el núcleo resistente del poder conservador y reparar así las consecuencias de un saqueo neoliberal que llevaba, por lo menos, tres décadas desde 1976 a 2003. Un saqueo que, en realidad, se había iniciado en 1955 con el derrocamiento del peronismo, y se extendió en etapas sucesivas –con golpes militares de baja intensidad alternados con períodos democráticos efímeros–, y alcanzó su clímax con la instauración en 1976 de una dictadura terrorista burguesa por su crueldad y devastación de miles de vidas y bienes.
La bomba neutrónica, asentada en el pacto entre las Fuerzas Armadas dirigidas por Jorge Rafael Videla y la burguesía agroindustrial y el capital extranjero –empresas y bancos– representados por José Alfredo Martínez de Hoz, edificó la ciudadela represiva de cientos campos de concentración para torturas y asesinatos masivos para el ingreso del capitalismo argentino a su etapa de acumulación financiera. El modelo Videla-Martínez de Hoz chorreó sangre y especulación. La onda expansiva atravesó como una flecha sin límites el período de la restauración democrática (1983-1989), hasta el blanco final durante el menemato en la década del ’90, con la destrucción capilar de la Argentina inclusiva. La dictadura terminó en una tragedia económica y social: un 15% de desocupación, una guerra perdida en vidas y bienes, una inflación del 719%, un endeudamiento externo de más de 45 mil millones de dólares, y una fuga de miles de millones de dólares “baratos”, financiados por los argentinos, fue el diseño más pertinaz del capitalismo financiero argentino. Así, la sentencia de Martínez de Hoz declarando el “intervencionismo estatizante y agobiante” como el enemigo a derrotar no se revirtió durante el gobierno de Raúl Alfonsín. Su aporte extraordinario al juzgar a las cúpulas de las juntas militares de la dictadura con el Nunca Más como testimonio de aquellos crímenes imperdonables e imprescriptibles, no pudo mantenerse. Hubo leyes de Punto Final y Obediencia Debida que establecieron por 20 años la impunidad para los responsables de ese genocidio político. La crisis económica devoró la credibilidad del radicalismo, partido de gobierno, al no poder modificar el yugo de la deuda externa, las presiones del FMI y la reconstrucción de un Estado saqueado por las corporaciones económicas bajo el rótulo de la Patria Contratista. El dirigente más popular y querido del radicalismo debió entregar el mando anticipadamente, hundido por una hiperinflación que llegó al 2100% en mayo de 1989 y un estallido social derivado en saqueos populares para comer, repitiendo el karma del radicalismo en el siglo XX: ningún gobierno de ese signo, excepto el primero de Hipólito Yrigoyen (1916-1922) y el de Marcelo T. de Alvear (1922-1928) terminará su período presidencial. Alfonsín sedimentó el camino democrático como pocos dirigentes de la historia, pero fue devorado por la supremacía de un liberalismo reaccionario en el seno de su partido que pujó por no revertir el modelo económico dictatorial, el esquema de la valorización y especulación financiera y que derivó en un círculo perverso que se había repetido por medio siglo: endeudamiento, ataque contra las reservas para la fuga de divisas, inflación, desocupación, recesión y golpe político.
La llegada del populismo conservador de Carlos Menem en 1989 no cambió sino que profundizó el modelo económico de la dictadura. A Martínez de Hoz le seguirá, centralmente, Domingo Cavallo, operador del capital financiero internacional. Los dos gobiernos de Menem (1989-1995 y 1995-1999), régimen que el gran intelectual Eduardo Grüner definió como menemato, tuvo como guía para la acción el “Decálogo menemista” elaborado por su ministro Roberto Dromi: “Nada de lo que deba ser estatal permanecerá en manos del Estado.” Así, la reforma del Estado (las privatizaciones a mansalva) para liquidar a precio vil el patrimonio social de los argentinos conseguido durante el siglo XX, atravesado por una corrupción sin límites que enriquecieron a funcionarios menemistas con comisiones ilegales sobre el remate del Estado; la concesión política a las corporaciones –económicas y mediáticas–; la ratificación de las leyes de impunidad a las que se sumaron los indultos para los crímenes de lesa humanidad, fueron el verdadero vademécum del menemismo, acto final de la dictadura cívico militar del ’76, pero esta vez a través de haber transformado el peronismo en el partido del orden que esa burguesía necesitaba para cooptar dirigentes y embaucar ciudadanos. Menen hizo del saqueo y la corrupción una política de Estado. Nada quedó: trenes, petróleo (YPF), gas, agua, aviones (Aerolíneas Argentinas), entre otros. La Ley de Convertibilidad (un peso igual a un dólar) pergeñada por Cavallo en 1991 bajó la fiebre de la inflación pero dejó a la Argentina sin defensas monetarias ante la fuga masiva de divisas, dólar barato, sostenido con un endeudamiento fatal que llevaría a la peor recesión de la historia argentina al final de esa década. Según Eduardo Basualdo y Matías Kulfas, es relevante recordar que a mediados de la década de los setenta (1975) los capitales locales en el exterior sumaban menos de 5,5 miles de millones de dólares, mientras que a finales de los noventa (1999) superaban los 115 mil millones de dólares. La deuda externa llegó, en 1999, al comenzar el gobierno del radical conservador Fernando de la Rúa, a más de 145 mil millones de dólares, casi el 60% del PBI. La desocupación y subocupación, a más del 25 por ciento. Al final de esa década, el 80% de las grandes empresas eran extranjeras. Menem diseñó una política internacional de “relaciones carnales” con los EE UU; de sometimiento a la estrategia de no integración con Latinoamérica y una Corte Suprema adicta, con nueve miembros –de la que sobrevivirán a futuro dos miembros, Enrique Petracchi y Carlos Fayt– que fue llamada Corte de la mayoría automática, para gobernar sin sobresaltos. Menem impulsó la reforma constitucional de 1994 para sellar, con Alfonsín, su reelección pero, al tiempo de conceder al radicalismo y a otras fuerzas algunas reformas de carácter progresista –mecanismos de consulta popular e incorporación del país a pactos internacionales, entre otras–, el objetivo fue hacer irreversibles las reformas neoliberales que consumaron el remate espurio del Estado.
El adormecimiento social –roto por las protestas obreras, los piquetes, que resistían el desmantelamiento de industrias y del Estado nacional –se sostuvo en la fantasía de que un dólar era igual al peso, por lo que supuestamente los argentinos estaban protegidos de la pérdida del valor del dinero. Así, durante el menemato, creyeron en espejitos de colores, al ritmo del riesgo país; creyeron en la estafa de la Convertibilidad cavallista y se sumergieron en el más formidable proceso de desnaturalización ideológica del país. El estado Hood-Robin, tal como señaló el periodista Horacio Verbitsky, fue la moneda corriente: quitarle a los pobres para darle a los ricos. Admitieron, como señaló Silvia Bleichmar en su libro Dolor país, vivir en The Matrix, donde el país virtual del deme dos, del ahorro en dólares, del dólar barato o dólar fuga, de la destrucción del proceso industrial, la liquidación del Estado como compensador social y el espanto de una desocupación, se sostenía sobre la desdicha de millones de argentinos, que revolvían la basura para comer. The Matrix devino en la disolución violenta expresada en el gran estallido social y político de diciembre de 2001, cuando el gobierno no fue derrocado por un golpe de Estado, ni el presidente debió anticipar la entrega del poder, pero tuvo destino de renuncia con fuga en helicóptero.
En esas jornadas aciagas, habíamos visto a miles de argentinos poblar las calles de noche como ejércitos de la crisis lanzados sobre la basura: mujeres, niños, hombres rascando el fondo de la condición humana. Vimos cómo el hambre arrasaba a niños en este granero del mundo; vimos partir hacia otras tierras prometidas a nuestros jóvenes; peregrinar por una jubilación escasa y tardía a nuestros abuelos. Vimos a miles golpear sus cacerolas frente a los bancos que confiscaron sus ahorros; a miles manifestarse en las rutas más inesperadas con su demanda de trabajo. Vimos huir a presidentes; a los dirigentes escondiéndose de la ira social. Vimos el Congreso incendiado y a los responsables de la crisis enfurecidos por los escraches contra la marca indeleble de su corrupción. A nuestros jueces administrar impunidad. A nuestra clase dirigente enajenar el patrimonio nacional. Conocimos los índices de indigencia y pobreza con el terror de quien ha perdido la posibilidad de futuro. Un futuro amasado en el presente pero también en el pasado: habíamos visto ya una matanza, la desindustrialización, la plata dulce y una guerra infame en el Atlántico Sur. Fueron 27 años de un modelo depredador al que llamaron neoliberal, que comenzó en dictadura pero se perpetuó en democracia. El paroxismo llegó con el sueño despilfarrador de “ahora somos Primer Mundo”, ilusión que vendieron Menem y Cavallo, que creyeron millones de argentinos y que usufructuaron apenas unos cientos, los mandamases de la política y los dueños del poder económico local y extranjero. Los argentinos fueron devaluados y declarados morosos, en el default más grande del capitalismo contemporáneo.
El gobierno transicional de Eduardo Duhalde, desde enero de 2002, repartió planes sociales, devaluó, impulsó leyes para proteger a las corporaciones y con Roberto Lavagna retomó cierto control del Estado y la política monetaria, además de organizar una transición módica. Entre Carlos Reutemann y José Manuel de la Sota, eligió a Néstor Kirchner con el dedo sucesorio del peronismo. Entonces, para sacar a la Argentina del borde del precipicio, un hasta entonces casi desconocido dirigente patagónico tenía que ir a contrapelo del mandato de aquella ciudadela política y social de 1976 que persistió también en democracia. Era una necesidad imperiosa, como sólo pueden serlo los mandatos de sobrevivencia. ¿Pero era posible? Y la historia, concebida como el devenir donde se entrelazan causas y efectos; la necesidad, la posibilidad y el azar, fue el magma del que emergió Néstor Kirchner. Su llegada al gobierno el 25 de mayo de 2003 pareció unir –como el continuo de un río subterráneo– las puntas del hilo del desarrollo económico, social y político de la Argentina, cortado por el Estado terrorista. En esa necesidad, ese hombre reflotó las tareas inconclusas de la generación del ’70, a la que pertenecía por edad, pasión y razón política. En la Argentina de 2003, era imposible tener un horizonte de previsibilidad sobre quién la gobernaría. O, para ser más precisos, sobre quién y cómo tendría el poder y no sólo el ejercicio del gobierno. El sistema político de partidos –bipartidismo– basado en la representación de sectores sociales estaba en una crisis terminal. Y si bien Kirchner llegó al gobierno por azar –fue el elegido por descarte dentro del peronismo y por deserción del menemismo– también llegó por necesidad, entendida como aquello que debe ser y no puede ser de otra manera para que se cumpliera el imperativo de recatar a la Argentina de una crisis terminal. Era una necesidad que fundaba la posibilidad de su gobierno. Lo cierto es que ese peronista desgarbado –casi un desconocido con apenas el 9% de intención de voto– que venía del frío de Santa Cruz; que veía la realidad en virola como su ojo izquierdo –y tal vez por eso veía lo que otros no veían– llegó a la Casa Rosada, con apenas el 22% de los votos.
Nadie lo sabía todavía; quizá Néstor Kirchner tampoco, pero comenzaba a cumplir su destino de ser como un aleteo de mariposa en el horizonte previsible del poder conservador. Un aleteo que desestructurará el statu quo para que nada vuelva a ser como antes. Juró a las 14:54 del 25 de mayo de 2003, posando su mano sobre la Constitución Nacional, estremecido, erigiéndose como el presidente electo con la menor cantidad de votos de toda la historia del país, aunque sosteniéndose en la mirada penetrante de su mujer desde la banca, evidencia de una fusión nacida muchos años antes, ya con amplio recorrido, y que desde entonces comenzará a ser objeto de toda clase de teorías, interpretaciones y especulaciones. No sólo pocos votos: también un armado político en el que había recibido apoyos de sectores que, en la estructura del justicialismo, arrastraban una tradición por él mismo rechazada, como el duhaldismo, del que también lo separaba el diagnóstico sobre la situación crítica del país y las ideas para intentar ponerlo de pie. Gran cantidad de periodistas había esperado desde la mañana temprano el 25 de mayo en inmediaciones del departamento de la calle Juncal, entre Uruguay y Paraná. Con el tiempo irá sabiéndose cuánto trabajó Cristina en la elaboración del anuncio del programa de gobierno y también cuánto debió trajinar para que Kirchner aceptara vestirse con algo del rigor del protocolo acorde a las horas que se aprestaban a vivir. A las 14:15, con su hija Florencia, se encontraron con alrededor de 200 personas que esperaban para saludarlos. En el Salón Azul del Congreso Nacional aguardaban, entre otros, los presidentes Luiz Lula da Silva, Fidel Castro y Hugo Chávez, también un anticipo de la dirección que iba a adoptar el gobierno en el campo de las relaciones internacionales. Diez años después de ese día Cristina relatará que sólo a través de una filmación de aquellos momentos de ingreso al Congreso pudo comprender la preocupación y la angustia que dominaban a Néstor, apoyándose permanentemente en la presencia de Florencia, buscando sus ojos y su abrazo, para el trayecto interminable por los salones legislativos hasta llegar al momento de prestar juramento y recibir los atributos del mando.
Kirchner juró sobre la Constitución Nacional, al borde de las lágrimas, mientras Cristina lo sostenía desde su banca de senadora para un discurso que marcó las líneas de acción que pensaba poner en marcha desde el día siguiente.
“Es preciso promover políticas activas que permitan el desarrollo y el crecimiento económico del país, la generación de nuevos puestos de trabajo y una mejor y más justa distribución del ingreso. Como se comprenderá, el Estado cobra en eso un papel principal; es que la presencia o la ausencia del Estado constituye toda una actitud política”, dijo Kirchner, palabras que reflejaban su acción como gobernador, que habían sido transportadas a la promesa de campaña y que ese día comenzaban a definir un proyecto de país con componentes políticos, económicos, sociales y culturales.
También afrontó una de las encrucijadas del período, cuando recordó que la política había quedado reducida a la mera intención de buscar resultados en las urnas y el gobierno. Continuó: “A la mera administración de las decisiones de los núcleos de poder económico con amplio eco mediático, al punto que algunas fuerzas políticas en 1999 se plantearon el cambio en términos de una gestión más prolija pero siempre en sintonía con aquellos mismos intereses.”
Porque él sabía que esa combinación redundaba en un resultado visible, un Estado inerte y una dirigencia mayormente desinteresada en tomar el timón. Esto explicaba la facilidad con que los sectores de poder local e internacional que José Claudio Escribano representó desde el diario La Nación podían pronosticar un gobierno que a lo sumo durara un año –si no aceptaba pactar con los EE UU y no respetar las leyes de impunidad–, para disponer nuevamente a placer de las instituciones y de todos los resortes de decisión. Con un objetivo: volver a saquear las riquezas del país y de su gente. Se trataba, afirmó Kirchner, del “incremento del desprestigio de la política” que derivaba en “el derrumbe del país”.
Las palabras de aquel día ratificarán ideas que serán bandera permanente, como el objetivo de alcanzar un capitalismo nacional que permita reinstalar la movilidad social ascendente, objetivo que había sido alejado de todos los períodos de gobierno desde la recuperación de la democracia, en 1983. Más tarde, ya en Casa de Gobierno, luego de que Duhalde le colocara la banda presidencial y que Kirchner firmara las actas no con una lapicera de oro, tan usual en los dirigentes políticos de los años noventa, sino con una birome escolar, de plástico, la famosa Bic, tan nacional y popular como el argentino que la inventó, salió a la Plaza de Mayo para sumergirse en la multitud que lo esperaba, a pesar de la desesperación de la seguridad que no podía aún entender la que será la primera muestra de su relación con el protocolo.
“Hace 30 años estaba ahí, del otro lado de las vallas. ¿Por qué no iba a hacerlo ahora, si soy uno de ellos?” La frase de Kirchner parecía ser circunstancial, un comentario al paso, sin mayor elucubración ni profundidad, para explicar por qué lo había hecho. Pero acababa de visitar la enfermería, casi el primer lugar en el que debió detenerse en la Casa Rosada, de estreno como presidente, después de recibir el choque en la frente de la cámara del fotógrafo Martín Acosta, del diario Clarín, por haberse zambullido en la multitud. Luego, debió responder el saludo popular desde el balcón de la Casa Rosada, el mirador privilegiado de todas las historias del país, en compañía de Cristina y su hija Florencia, junto a Aníbal Fernández y Alberto Fernández, Oscar Parrilli y algunos gobernadores.
El clima festivo, sostenido por una parte todavía relativamente pequeña de la población que conocía al nuevo presidente, apenas dejó por un rato en segundo plano las evidencias de la crisis política, económica y social que había que enfrentar: el coeficiente GINI, que refiere a la población con empleo según la escala de ingresos de la ocupación principal, alcanzaba un número dramático, 0,475 (da 0 si todas las unidades reciben el mismo ingreso y aumenta con la desigualdad en la distribución). Al cabo de casi 12 años, con un proceso sostenido de aumento de ingresos de los sectores más desfavorecidos, el índice llegaría a 0,364. A la vez, la deuda externa representaba el 128,7% del PIB (un 44,4% en 1997), y el 1166,1% de las reservas internacionales. Específicamente la deuda pública nacional trepaba al 106,1% del PIB. Las reservas eran apenas de 11.052 millones de dólares el 25 de mayo de 2003. La desocupación constituía la evidencia exasperante de la crisis: al menos 2,6 millones de personas sin empleo, y una porción similar debatiéndose en el subempleo, es decir, en conjunto, más de un tercio de la población económicamente activa. Frente a ese panorama, comenzaba para Kirchner la tarea de construir las verdades propias y el desafío de mantenerlas en el tiempo.
“Me sumé a las luchas políticas creyendo en valores y convicciones a los que no pienso dejar en la puerta de entrada de la Casa Rosada”, dijo. Y este fue, en verdad, el auténtico juramento ese 25 de mayo de 2003, cuando ese desconocido que llegaba del frío patagónico se propuso rescatar a la Argentina de los escombros de la mayor crisis de su historia.
Kirchner cumplía así el teorema de Edward Lorenz o efecto mariposa: modificar con un aleteo la previsibilidad del perfecto sistema de dominación al que se habían sometido todos los líderes por décadas: respetar, a veces con resistencias, casi siempre con complicidad, el statu quo. Es decir, servir a los intereses conservadores, ideología de los dueños de la tierra, las empresas, los medios, las finanzas, el comercio y las corporaciones internacionales. Pero el Kirchner inesperado por el establishment esbozará sus primeras respuestas con una épica increíble para muchos: “Venimos del Sur, sabemos dónde queremos ir; dónde no queremos volver”, prometió.
Entonces, para reconstruir la Argentina, primero él, y luego Cristina Fernández de Kirchner a partir de 2007, debían caminar en sentido inverso a lo exigido por el poder conservador, desmontando el modelo neoliberal. Debían consolidar el Nunca Más pero exigir el Nunca Menos. Debían disolver The Matrix, el país virtual alimentado sobre la ilusión del dólar, de Argentina-Primer Mundo mientras en el país real millones eran expulsados a la marginalidad. Debían ser como Neo y Trinity: avanzar sobre los restos resistentes del Estado terrorista y del menemato; reconstruir el país industrial, reconstruir la política en su poder territorial y moderno de representación social, reparando y generando viejos y nuevos derechos; limitar el poder de las corporaciones de todo tipo y avanzar sobre el poder virtual de las corporaciones mediáticas que representan como estado mayor político a la misma virtualidad de la especulación financiera: al dólar como fetiche de acumulación de valor, en contra del trabajo como productor de valor, le corresponde no la realidad de la gestión sino una realidad virtual contada en la tapa de un diario o reproducida hasta el cansancio como verosímil en las cadenas de radio y televisión. Allí, como en The Matrix, los ciudadanos dejan de ser sujetos reales para ser blancos del marketing: son dibujos animados. Y los partidos políticos de la modernidad, apenas candidatos hablados y contados por ese poder mediático.
Así, las medidas que se tomaron en diez años de kirchnerismo hablan más de Néstor y Cristina Fernández de Kirchner que todos los discursos y todos los registros virtuales. Nunca menos Estado, Memoria, Verdad y Justicia: hubo juicios célebres que levantaron la más formidable ciudadela de defensa de los Derechos Humanos reconocida en el mundo; más distribución del ingreso, desocupación al mismo nivel de 1975, y más derechos sociales, políticos e individuales. El Nunca Menos incluía así como piso histórico al Nunca Más. En ese camino hubo decisiones, traiciones, agachadas y deserciones. Hubo amor a lo público y también ciertas corruptelas que salvo excepciones aparecieron más como carne para una oposición política dispersa y menguada y la ofensiva mediática: hubo once funcionarios nacionales procesados en una década, que salieron del gobierno apenas se confirmó el procesamiento o aún antes fueron echados por decreto, ya que no se esperó siquiera la sentencia, y de los cuales sólo uno fue condenado  por sustracción y ocultamiento de documento público. Así, las denuncias de corrupción que intoxicaron a la sociedad a través de los medios no podían probar que fuera un estilo de gestión de lo público. Porque la contundencia de los derechos y realizaciones conquistadas son abrumadoras. Sería largo enumerarlas: desde la Asignación Universal por Hijo, la nacionalización de YPF, la estatización de las jubilaciones, la promoción de la ciencia y la técnica con repatriación de un millar de científicos, la distribución de millones de computadoras para los niños y jóvenes, el restablecimiento de convenios colectivos de trabajo, el matrimonio igualitario, la reforma de la justicia, tan resistida entre esos estamentos, entre otras. Algo más, algo importante: se impulsó la masiva participación de los jóvenes en la política como la caldera de dirigentes que garantizan el futuro. Y se rompieron los lazos que sometían al país al FMI así como se fortaleció la unidad latinoamericana con el Mercosur y la Unasur, es decir, la pertenencia a este continente siempre saqueado pero siempre dispuesto a la lucha independentista. Y se sancionó la Ley de Medios de la Democracia y el fortalecimiento de la comunicación pública en la que información se entiende como un derecho humano básico y no como una mercancía apropiada privadamente por el mejor postor. Se comprendió así, cabalmente, la batalla cultural como decisiva frente a la construcción de la opinión pública por parte de los grandes medios de comunicación monopólicos, arietes de las corporaciones de distinto cuño, para someter la política. Hubo una resistencia corporativa sin cuartel, una guerra simbólica sorda y persistente. La muerte de Kirchner en octubre de 2010 no detuvo ese proceso. El dolor popular, sintetizado en un agradecimiento extenso a lo conquistado durante esos años, blindó el curso del gobierno de Cristina: el Nunca Más al olvido, a la impunidad y a la injusticia devino en el Nunca Menos de su gobierno, en todas las áreas. Cristina ganó las elecciones presidenciales de 2011 con el 55,15% de los votos. Fue la líder más votada en una reelección en la historia, luego de Perón e Yrigoyen.
Néstor y Cristina Kirchner hicieron del Nunca Menos de la política y la defensa de la democracia la razón suprema para el ejercicio del poder; para batallar contra los intentos destituyentes y de restauración conservadora, a veces sin éxito; para lograr que la ley fuera igual para todos; para que las corporaciones debieran respetar y cumplir los derechos viejos y nuevos. Esa fue y es la esencia del kirchnerismo. Las razones materiales por las que, entonces, ese movimiento rescató a la Argentina del abismo son numerables. Las otras, las simbólicas, las culturales, las del amor propio del país recuperado, la idea de que la “Patria es el otro” como lema moral se montan sobre esta materialidad que se describe como el verdadero programa político, económico, social, cultural y ético que define el relato kirchnerista como central en este siglo. Las razones y pasiones de esta historia, sus pliegues, sus contradicciones, y la permanencia de Néstor Kirchner en el corazón y la conciencia de los argentinos son como el aleteo de una mariposa, aquello que no se espera pero ocurre. Que no se espera pero define, cuando ocurre, el curso de la historia por venir. «

http://tiempo.infonews.com/nota/153343/nestor-kirchner-o-el-aleteo-de-una-mariposa

10476486_950122121707317_974280367522681931_n

Una imponente multitud de más de 800 mil personas llenó la Plaza


Tomas áreas de la Plaza de Mayo colmada de gente en el inicio de la Fiesta Patria del 25 de Mayo

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Telam

“No tengan miedo por lo que va a pasar, ustedes son los verdaderos dueños de su destino”

5563a0f21f297_1004x669

Cristina Fernández de Kirchner pidió a los argentinos que “no tengan miedo por lo que va a pasar” porque “son los verdaderos dueños de su destino”, aunque dejó en claro que el país seguirá “el rumbo del cambio y la transformación, ya que nadie vota para atrás”, al hablar ante más de 800 mil personas que llenaron la Plaza de Mayo en el cierre de los festejos patrios.

AudiovisualTelam

http://www.telam.com.ar/notas/201505/106283-festejos-25-de-mayo-acto-movilizacion.html

AudiovisualTelam

La Plaza de Mayo fue hoy, una vez más, el escenario de un festejo histórico que combinó la organización política y sindical con la salida familiar, todo bajo los símbolos del aniversario 205 de la Revolución de Mayo que congregó a más de 800.000 personas que escucharon el mensaje de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Los primeros en llegar fueron los militantes del interior del país, que fueron ocupando el sector más próximo a Casa de Gobierno, sobre la calle Balcarce, mientras que por la tarde se fueron acomodando en el sector medio de la Plaza organizaciones como La Cámpora, Kolina y el Movimiento Evita, entre otras muchas, con sus estandartes y, sobre todo, banderas argentinas.

Ya sobre las 16, cuando comenzó el festival artístico programado, llegaron las familias y grupos de jóvenes y fue entonces que la histórica Plaza de Mayo quedo colmada en todos sus espacios y calles laterales como Reconquista, Defensa, Avenida de Mayo y las diagonales Sur y Norte.

El escenario montado sobre la Casa Rosada ofreció estímulos visuales en todo momento con una pantalla gigante colgada en la arcada de ingreso y otras rodeándola, que mostraron imágenes y figuras en tres dimensiones sincronizadas con tecnología “mapping”.

Los globos y los “zepellin” sumaron también atractivo visual, surcando el cielo y marcando presencia política de movimientos sociales, sindicatos y dirigentes del espectro kirchnerista.

No faltaron los disfraces, ni tampoco un pingüino gigante de peluche con la banda presidencial cruzada.

Un cierre multitudinario de los festejos por el 25 de mayo en la Plaza

Un cierre multitudinario de los festejos por el 25 de mayo en la Plaza

Cuando arrancó el festival, el ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, se acercó a la gente del primer cordón de la plaza y desde allí saludó, se sacó fotos y dialogó con todo aquel que quiso acercarse. Un rato más tarde, sobre las 18, hizo lo propio el ministro de Economía, Axel Kicillof.

La avenida de Mayo repitió su oferta gastronómica, con puestos que ofrecían sabores típicos de cada región y otros espacios dedicados a la fauna y flora locales, ubicados en el marco del denominado ‘Paseo Patria es Nuestra Tierra’, que celebra los 25 años de programa Pro-Huerta.

Sobre el edificio del Ministerio de Economía, se destacaban dos inmensas banderas con los rostros de la mandataria y de Néstor Kirchner, adornados con los colores de la bandera argentina, al igual que en la propia Plaza de Mayo, donde abundaban las alusiones patrias y otras referencias sobre el proyecto nacional y sus líderes políticos.

Antes y después del discurso presidencial, la gente disfrutó de música en vivo a cargo de la murga uruguaya Agarrate Catalina, Ana Prada, Buena Vista Social Club, Víctor Heredia, Fabiana Cantilo, David Lebón, Emilio del Guercio, Litto Nebbia y Bersuit Vergarabat, entre otros.

Algunos de ellos interpretaron algunas de las canciones populares prohibidas durante la última dictadura, como es el caso de Palo Pandolfo que subirá al escenario acompañado por Ignacio Montoya Carlotto, el nieto de Estela de Carlotto, titular de Abuelas de Plaza de Mayo.

El momento culminante se produjo cuando la Presidenta habló a la multitud por cadena nacional con un mensaje donde llamó a profundizar el proyecto y exhortó a concretar el empoderamiento popular con una frase: “No tengan miedo por lo que va a pasar, ustedes son los dueños de su destino”.

Cuando culminó su discurso, la Presidenta se quedó sobre el escenario saludando a la multitud, mientras de fondo se escuchaba la canción “Amores como el nuestro”, del grupo de cumbia romántica “Los Charros”, uno de cuyos versos dice “amores como el nuestro/ no van a morir jamás”.

http://www.telam.com.ar/notas/201505/106344-mira-desde-el-airea-la-impresionante-multitud-reunida-en-la-plaza-de-mayo.html

Más de un millón de personas disfrutaron paseos, inauguraciones y espectáculos en los festejos


556209da64654_1004x669

Con una multitudinaria marcha y acto en la Plaza de Mayo, cerrarán hoy los festejos por 25

Militantes, organizaciones políticas y sociales y autoconvocados participarán hoy de lo que será una multitudinaria movilización hasta la Plaza de Mayo, donde culminarán los festejos por la semana patria y por un nuevo aniversario de la asunción de Néstor Kirchner.

Ayer una multitud presenció en Plaza de Mayo las actuaciones de Bigolates de Chocote, Banda Maravillosa: Raíz y Canto, Karavana, Florencia Gini, María y Cosecha, Arbolito, Liliana Herrero y Dúo Coplanacu.

Hoy se realizará desde el mediodía la Fiesta de la Patria Popular, por la que pasarán artistas como Banda Zamba, Maravillosa Música, Agarrate Catalina, Ana Prada, Buena Vista Social Club, Fabiana Cantilo, David Lebon, Javier Malosetti, Emilio del Guercio, Ignacio Montoya Carlotto, Palo Pandolfo, Leo García, Litto Nebbia y la Bersuit.

Las celebraciones comenzaron el martes con la inauguración del “Sitio de Memoria” en el edificio de la ex ESMA, una intervención museográfica de 5.200 metros cuadrados de exhibición en los que se reconstruye la función que tuvo cada uno de los espacios mientras se usaron como centro clandestino de detención, durante la última dictadura cívico militar.

El miércoles, en la estación Retiro, hubo con anuncios sobre la recuperación integral del sistema ferroviario y el jueves, en uno de los puntos salientes de la celebración, se inauguró el Centro Cultural Kirchner en el histórico Palacio de Correos. La presidenta, Cristina Fernández de Kirchner, encabezó la apertura del “emprendimiento de infraestructura cultural más importante de Latinoamérica, con una superficie total de 110.000 metros cuadrados”.
Desde el viernes y hasta hoy se instalaron en el centro porteño una serie de muestras e intervenciones abiertas al público, como “Patria es Nuestra Tierra”, que convocó gran cantidad de visitantes y estuvo dedicada al campo y la agricultura con motivo de los 25 años del programa Pro-Huerta.

A pocos metros de allí, sobre la avenida Diagonal Norte, se realizó la muestra “Patria es Innovación”, que mostró iniciativas vinculadas a la industria, la ciencia y la tecnología, mientras que en la avenida 9 de Julio se montó la instalación “Patria es Justicia Social”, completando la noche del viernes con la iluminación de los murales de Eva Perón del edificio del ex Ministerio de Obras Públicas.

En tanto, referentes del espacio Unidos y Organizados convocaron a participar de la Fiesta Patria y recordaron aquel 25 de mayo de 2003 cuando Néstor Kirchner asumía como Presidente y le proponía “un sueño” a los argentinos: el de construir “una Argentina normal, un país en serio y más justo”.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

En este sentido, el diputado nacional y referente del Frente Transversal, Edgardo Depetri, recordó que aquel 25 de mayo escuchó desde los palcos el discurso de Kirchner, a quien calificó como “un presidente orgánico a los intereses del pueblo, y no al de los grupos económicos concentrados que fundieron la Argentina del ’76 hasta el 2001”.

El presidente electo con “el doble de pobres que de votos”, como recordó el diputado provincial y referente del Movimiento Evita, Fernando “Chino” Navarro, plasmó en aquel discurso la necesidad de construir un proyecto nacional que convoque a “todos y cada uno de los ciudadanos argentinos” con el objetivo de “poner manos a la obra en este trabajo de redundar la patria”.

10501760_513688605464122_5173714947651163622_n
Dream Big, Dream Often

Realizing Your Own Greatness

gataespartana

Actualidad y unicornios

Fisticuffs and Shenanigans

It was all fun and games, until the fisticuffs and shenanigans... -Deutschmarc

Presupuesto Zero

Cultura Pop y Deporte

jllopart

la poesía es libertad

Romina Colli.

Todos queremos ser escritores.

chicuqui

Galletas decoradas

diyhazlotumismo

Viaja, cocina y haz las cosas por tu mismo

L.T. Garvin

Creative writing, Literature, writing, arts, short story, fiction, humor, poetry, free verse, op-ed, essay, critique

БЛУКА

БЛаги БЛог

SKUNYDOP

Welcome to skunydop blog

Premier Gin Tonic

Todo sobre el apasionante mundo del gin tonic.

victormiguelvelasquez

This WordPress.com site is the bee's knees

yosoyaquelqueyosoy's Blog

A topnotch WordPress.com site

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.902 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: