PIER Y EL INDIO NOS MUESTRAN LA CARA DE MACRI, CLARIN, FONDOS BUITRES Y DEMÁS HIERBAS


Toda la gran mentira que circula de noche y te hace mal de día

CLARÍN:EL CULO QUE VALÉS ES TU SECRETO…

Ruben Demirjian

Clarín 30 años me mentiste. BASTA!.


Pagina/12

La unidad de la oposición

Por Edgardo Mocca

El reconocimiento de la guerra librada por el grupo Clarín contra el anterior gobierno, realizado por el columnista Julio Blanck, es un documento muy importante. Por empezar desmiente todo el repertorio del periodismo “independiente” desarrollado durante todos estos años y hasta la misma comedia autovictimizante que colocaba a ese periodismo en el lugar de objeto de persecución del gobierno: hacer la guerra no equivale a ser un perseguido. Pero hay algo más interesante todavía, es la enunciación en tiempo pasado del fenómeno; cualquiera que se asome unos minutos a los productos de la maquinaria del grupo en cualquiera de sus soportes, fácilmente advierte –si es que tiene algún interés en advertir– que no solamente la guerra continúa, sino que ha adquirido niveles impensados. Es una perplejidad política, una operación mediática imparable para destruir a un sector político al que al mismo tiempo se intenta presuponer en vías de extinción. Varias revelaciones encierra esa perplejidad. Una de ellas concierne a las razones íntimas de ese estado de guerra; si ese gobierno fuera solamente eso, un gobierno, y se sostuviera el famoso fetiche de la “alternancia”, tan del gusto del refinamiento lingüístico del establishment politológico, no habría razones para el encono: se supone que todos los partidos deberían estar en condiciones de “alternar” en el gobierno en el mundo feliz de la teoría liberal, pero el kirchnerismo no lo está. El argumento emblemático lo pronunció Lanata hace unos días: no hay discusión política posible alguna, porque era solamente una banda de delincuentes comunes. Hace rato que el hombre ocupa el espacio más radical de la antipolítica neoliberal pero, claro está, no es solamente eso lo que explica el insólito dictamen; detrás del “argumento” está una estrategia política muy clara que se elabora mucho más arriba de la imaginación del llamativo periodista.

El reconocimiento de la guerra, sumado a la fácil constatación de que no es cierto que haya terminado, tiene el discreto encanto del sinceramiento. Me ha tocado vivir en carne propia la exaltación del coro liberal, cada vez que una metáfora bélica se mete en mis frases. Claro, es el fácil escándalo de muchas personas que aceptan, simpatizan y hasta apoyan la guerra real –las que libra Estados Unidos en diferentes regiones del mundo, por ejemplo– pero púdicamente rechazan la guerra como metáfora política. La guerra es mala pero la política debe ser buena, parecen afirmar, como si se tratara de dos asuntos esencialmente diferentes. Claro, eso es lo que dicen pero no lo que piensan. En la guerra de las palabras –que de eso estamos hablando– es necesario ocupar el lugar del bien, y éste está definido por el sentido común dominante. En este caso, el truco consiste en despojar a la política de su núcleo vivo y fundante, que es el conflicto. Desplazar el centro de los antagonismos a cuestiones que no son políticamente conflictivas (éste roba más que aquel y el otro más que éste) porque nadie va a aceptar jamás en ninguna época y en ningún punto del planeta que forma parte del partido de la corrupción. La guerra deviene, por el mecanismo de la corrección política, fundada en razones prepolíticas, religiosas podría decirse si eso no fuera un agravio contra la fe sincera de millones de personas. La posibilidad de desentrañar las raíces y los mecanismos con los que se libra la por fin reconocida guerra es una de las cuestiones centrales de la política argentina.

La transición de la guerra a la paz es siempre un proceso de transformación de los términos de la política y una reconfiguración de los actores. Argentina ya vivió un período paradigmático en ese sentido después del golpe cívico-militar contra Perón. Claro que ese episodio cuenta con el factor diferencial de haber sido producido por una intervención ilegal y autoritaria que modificó arbitrariamente los términos de la lucha política, produciendo, entre otras cosas, la convocatoria a la reforma del texto constitucional por medio de un bando militar, instrumento jurídico más débil, incluso, que un decreto de necesidad y urgencia. En nuestros días es esa pretensión de tránsito de la guerra hacia la paz lo que está en disputa. Porque tal como ocurrió en el 55 las clases dominantes sustentan su proyecto de esquema político sobre la base de un principio de exclusión: para estar adentro del esquema hay que aceptar que el actor político central de los últimos doce años no existe más. El problema es de por sí complejo, pero se hace más arduo cuando toda la realidad gira en torno de un viraje regresivo, que por momentos adquiere una crueldad y un cinismo estatal muy intenso. Han construido una afinidad conceptual perfecta entre la demonización de la demagogia populista y el retroceso industrial, la caída del salario, el avance sobre conquistas sociales y culturales y la banalización de la misma idea de patria, que pone la batalla en el lugar de una cuestión existencial, ellos o nosotros.

La coyuntura política está signada por un problema principal, el de la construcción de un orden político para el proyecto de restauración neoliberal. La brújula del bloque dominante apunta en la dirección de un sistema político capaz de absorber demandas sociales e identidades políticas en los cauces institucionales de una democracia “normal”, es decir de un sistema que ofrezca diferencias que legitimen el propósito de élites diferentes de ocupar el centro del sistema, sin otro límite que el “pluralismo”, la “tolerancia” y bienes públicos de este tipo, es decir sin otro límite que la seguridad jurídica de la propiedad y del capital, de la gran propiedad y del gran capital para decirlo con más precisión. Es en ese contexto que aparece la pregunta pública a la que no rehuyen las usinas de pensamiento del establishment: qué pasa con la “oposición”. El principio de exclusión sobre el “viejo régimen” está concentrado en este punto: hay una oposición realista, moderada, moderna, pluralista… es decir aceptable. Y otra extremista, ideológica, binaria, populista a destruir. Están Massa y el peronismo razonable por un lado y el cristinismo irredento y sectario por otro. Y hoy la cuestión empieza a girar en torno de un hecho central del calendario institucional, las elecciones legislativas de 2017. El término que organiza la discusión es el de la “unidad de la oposición”. Curiosamente así se planteó también el tema en las elecciones realizadas entre 2007 y 2015: cómo unir al amplio y autocontradictorio espacio de los opositores al kirchnerismo para asegurar su triunfo. Es interesante ver cómo esa cuestión que desveló al establishment durante tantos años se definió de la forma acaso más inesperada: el sector más expresivo de la ideología de los grandes empresarios locales y multinacionales triunfó sobre la variante de la ancha avenida del centro que propuso Massa. Claro, la forma en que se resolvió el enigma de la oposición antikirchnerista trajo nuevos interrogantes. Hoy estamos ante un gobierno tecnocrático, desprejuiciado y tendencialmente cada vez más agresivo y violento que despierta en unos y otros la pregunta sobre la viabilidad política de semejante viraje.

La unidad de la oposición es la manera principal en que hoy se expresa públicamente la demanda de construcción de un cierto contrapeso político contra una intensa ofensiva política acompañada por una enorme agresividad discursiva, desarrollada por la administración Macri. El reflejo más elemental refiere el problema de la unidad a un problema de “programa”: hay que ponerse de acuerdo en qué proponemos frente a cada uno de los atropellos que sufre el pueblo en estos días. No está mal. Pero la cuestión programática es secundaria respecto de la cuestión del establecimiento de una frontera política. Hace falta saber si estamos discutiendo sobre diferentes formas de desarrollar un régimen político “normal” que acepta las reglas de juego del mundo neoliberal o si buscamos formas alternativas de ubicarnos en el mundo. Y cuando la discusión se instala ahí, lo principal pasa a ser el juicio sobre la experiencia real de los argentinos y no sobre las burbujas ideológicas que sobre ellas discurren. La cuestión de la unidad nacional se define no sobre elucubraciones abstractas sino sobre el balance político de la época que va de 2003 hasta la fecha. Pongamos en fila todos los temas que la unidad de la oposición tiene planteados en sus interrogantes programáticos; el desarrollo, la industria, las demandas populares, la relación con la región y con el mundo y no en último lugar la mirada sobre el pasado. Si se pueden encontrar algunos puntos de cruce sobre estas miradas, la unidad tiene sentido. En caso contrario se reduce al cálculo electoral, lo que no es malo pero sí insuficiente.

Mientras tanto está la realidad cotidiana. ¿Hay acuerdo para enfrentar hasta el final el atropello de las tarifas de los servicios? ¿Hay una plataforma común para enfrentar la desnacionalización, la desindustrialización, la orientación contra el salario y las propuestas regresivas en la legislación laboral? Es innegable que en todos estos temas y en muchos otros algo tendrá que decir una fuerza política durante cuyo gobierno estos temas tuvieron un tratamiento abiertamente antagónico con el que hoy predomina. Como ha dicho Jorge Alemán, el problema político argentino es el de la frontera que divide el campo político. Si la frontera la decide una mirada corrupta sobre la corrupción, el buen pensar que establece la embajada y la cínica reducción moralista de la política, la unidad de la oposición puede ser el nombre de una operación de cierre del sistema político argentino a cualquier forma de resistencia operativa y efectiva al orden neoliberal.

http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-305657-2016-07-31.html

Víctor Hugo Morales – Mauricio Macri es la máscara del grupo Clarín que se ha hecho cargo del país


RUSOCOTITO

 

 

Publicado el 11 ene. 2016

Trabajaba en Radio Continental y dice que su despido responde a la “falta de democracia y de libertad de expresión” en el Gobierno de Macri. Radio Continental

Este contenido ha sido publicado originalmente por teleSUR bajo la siguiente dirección:
“Trataré de buscar vías de comunicación alternativas. Esto sucede en una situación agobiante, asfixiante y terrible para la democracia y la libertad de expresión”, dijo el conductor.

Este contenido ha sido publicado originalmente por teleSUR bajo la siguiente dirección:
El periodista deportivo, que se inclinó hacia la política, explicó que estaba en la radio antes del comienzo de su programa “sólo por un golpe de fortuna”, debido a que fue a preparar un programa especial y allí se enteró que lo estaban esperando abajo con escribano y que querían hablar con él.
“Lo que le quiero decir a la audiencia es que me echan de la radio”, aseguró y pidió en el programa anterior extender su discurso un minuto después de la hora que empezaría su programa, para despedirse de la audiencia.

Agregó que “Mauricio Macri, la máscara de Magnetto y del grupo Clarín, se ha hecho cargo del país. Esto ahora es así: si no te disciplinas en las empresas, que están atadas a la pauta que maneja un sólo gobierno, no podés seguir”.

En ese sentido, explicó: “La pauta ahora la maneja Clarín, Cambiemos y el Poder Judicial y no hay medio que pueda sobrevivir sin pauta. Lo que viene es un periodismo alineado a los intereses de este Gobierno” y añadió: “Esta emisora tiene que cuidar sus intereses y la manera de hacerlo en esta nueva argentina es no hacer enojar al Presidente”.

Este contenido ha sido publicado originalmente por teleSUR bajo la siguiente dirección:
http://www.telesurtv.net/news/Despide…. Si piensa hacer uso del mismo, por favor, cite la fuente y coloque un enlace hacia la nota original de donde usted ha tomado este contenido. http://www.teleSURtv.net

“ALLÍ EN DONDE UN GOBIERNO CREA UN DERECHO AL CIUDADANO, EL EMPRESARIO PIERDE UN CLIENTE”


12107145_886532781442414_8854313139180444695_n

 

Publicado en facebook por Noticias Nacionales y Populares

Lucrecia Arremolina


NO TE ENOJES CON LOS RICOS EMPRESARIOS QUE LE FINANCIARON LA CAMPAÑA

No te enojes si te quieren engañar para que un Macri presidente te baje al máximo el salario y se metan la diferencia al bolsillo, porque fueron ellos los que pagaron 50 mil pesos un plato de carne a la olla para financiar su campaña, no vos.

 
No te enojes si los miembros de la Sociedad Rural te quieren engañar financiando a un Macri que elimine las retenciones que hoy subvencionan tu Procrear o tu Procreauto: ningún millonario está contento financiando el techo bajo el que duermen tus hijos o la alegría de tu cero kilómetro.

No te enojes si los laboratorios privados quieren un Macri presidente que elimine los medicamentos caros que hoy entrega el PAMI, porque allí en donde tu abuelo pierde un derecho, ellos ganan un cliente.

No te enojes si quieren un Macri presidente que prometió abrir las importaciones. Viven de los dólares extranjeros y no les interesa que te quedes sin trabajo cuando cierren las fábricas y negocios del país.

No te enojes porque el PRO vote contra la gratuidad de la universidad pública: el PRO es el partido de los dueños de la universidad privada.

Resumiendo, no te enojes que quieran ganarle las elecciones a un partido que con sus buenas y malas, han sacado leyes que protegen ancianos, niños y empleados. Porque los ricos empresarios no tienen por qué votar a un partido que les exija paritarias para que te paguen sueldos más altos, y que cumplan con tus leyes laborales.

“ALLÍ EN DONDE UN GOBIERNO CREA UN DERECHO AL CIUDADANO, EL EMPRESARIO PIERDE UN CLIENTE”

Por todo eso, si no sos de clase alta, si vivís de un empleo o sos propietario de un negocio que vive de aquellos que cobran un sueldo, enójate con vos mismo por haberte dejado engañar.

PORQUE AUNQUE EL PRO EXPRESE TU DESEO DE UN CAMBIO, NO EXPRESA EL QUE QUERÉS, SINO EL QUE NECESITAN LOS EMPRESARIOS CUYOS INTERESES SE BENEFICIAN JUSTO ALLÍ EN DONDE SE PERJUDICAN LOS TUYOS.

 

Gabriela Cerruti

3 h ·

No dejes que el árbol del bastón te tape el bosque del aguinaldo pagando ganancias, la inflación desatada, el acuerdo con el FMI, la falta de cumplimiento de las promesas electorales, la eliminación de las retenciones, los gerentes de trasnacionales a cargo de los ministerios, la embestida contra Gils Carbó y Sabbatella, el ajuste que se viene. Si no logramos ver que de nuevo los medios nos están distrayendo para que los poderes de turno se lleven todo puesto, ahí sí nos habríamos perdido una lección fundamental de estos doce años.

Miles de personas marcharon a s a 39 años del golpe cívico-militar


Fuente : TELAM

5511cfc814510_1004x669

Miles de personas marcharon a Plaza de Mayo al cumplirse 39 años de golpe cívico – militar que dio paso el 24 de marzo de 1976 a una de las dictaduras más sangrientas de la historia argentina.

Organismos de Derechos Humanos leyeron el documento del Acto por el Día de la Memoria

5511cfc82ffec_1004x669

Con la consigna central “Defendamos las victorias y vamos por más democracia”, organizaciones defensoras de los derechos humanos, agrupaciones políticas, estudiantiles y gremiales, se concentraron desde temprano en la Avenida de Mayo y 9 de Julio para marchar hacia la plaza, poniendo el énfasis en la condena a las violaciones de los derechos humanos cometidas por la dictadura, pero advirtiendo también sobre las secuelas que quedan de aquel genocidio, sobre todo en sectores de la justicia y la protección que brinda a los colaboradores civiles de la represión.

5511cf803ee66_1004x669

“La corporación judicial también fue la dictadura” y “La corporación del martillo al banquillo”, fueron algunas de las consignas del acto que congregó unas 350.000 personas según los organizadores.

 Como contracara, Horacio Pietragalla, que leyó una parte del documento, resaltó la política de derechos humanos iniciada por el ex presidente Néstor Kirchner “que se declaró hijo de las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo” y destacó que “el partido de la impunidad podrá tener muchos candidatos”, pero “que quede claro, somos todos nosotros los que vamos a decidir nuestro futuro”.
5511cf4e09aa6_1004x669 5511cf1cdfeb8_1004x669
Los jóvenes tuvieron un rol central en este acto, encuadrados en Unidos y Organizados, La Cámpora y el Movimiento Evita, pero también de manera independiente, junto a familias, tal como sucedió durante el acto del 1 de marzo.
55119eef91d4f_1004x669 55119e1ab9cbb_1004x669
Las figuras de Néstor Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner se desplegaron en remeras, banderas, muñecos y en leyendas como “Más de diez años peleando contra el odio”, y en una estatua tallada en madera ubicada en la Plaza de Mayo donde se los veía estrechados en un abrazo.
5312788feacbf_235x188
5511a08bdc763_1004x669 5511b26476082_1004x669
El documento también abordó partes emotivas de la lucha de Abuelas de Plaza de Mayo, cuando Estela de Carlotto leyó: “Estamos desarmando el plan genocida del robo de bebés, pero nunca lograron que retrocedamos en este camino. Para las Abuelas el silencio es enemigo de la verdad. Basta de silencio, digan dónde están”, los nietos que aún no fueron recuperados.

Además, se criticó “la política represiva” del jefe de gobierno porteño Mauricio Macri en la Ciudad, con “la patota de la Uces, la represión en el Borda y las pistolas Taser”.

Al mismo tiempo, se defendió “la Asignación Universal por Hijo, la ley de medios, el plan Procrear” y se condenó la intención del CEO del Grupo Clarín “Héctor Magnetto de poner a su candidato en la Casa Rosada y el intento de los Estados Unidos de que volvamos a ser su patio trasero”.

Por eso, el documento llamó a a votar “por el país que queremos” en las próximas elecciones presidenciales, porque “los candidatos de la impunidad son muchos y debemos tener memoria”.
En este marco, se rescató el pedido de los ex combatientes de Malvinas para que se juzgue como delitos de lesa humanidad las torturas que sufrieron por parte de oficiales y suboficiales argentinos, lo que fue rechazado por la Corte Suprema de Justicia.

La marcha hacia la Plaza tuvo un alto contenido emocional con las pancartas que mostraban las fotografías de los desaparecidos extendiéndose a lo largo de Avenida de Mayo, acompañadas por el ritmo de las tumbadoras de La Chilinga y de Tambores que no Olvidan.

En tanto, el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, se mostró extrañado porque los partidos de la oposición no realizaron actos en esta fecha: “La izquierda va a marchar en un momento, pero los demás no hicieron nada. Habría que preguntarles cuál va a ser su política de derechos humanos”.
El final del acto pareció una apuesta al futuro, cuando un chico cerró con un discurso contra la dictadura y apuntando al porvenir.

11081499_10205816435225628_7977530793521843698_n

Joan Manuel Serrat-ROSARIO-Monumento a la Bandera-
acompañó a las Madres de Plaza de Mayo en el homenaje
a los desaparecidos en la última dictadura.
MARTES, 24 DE MARZO DE 2015
La marcha por la memoria en Rosario,
bajo la lluvia y con la presencia de Joan Manuel Serrat
El cantante español Joan Manuel Serrat acompañó a las Madres de Plaza de Mayo en el homenaje a los desaparecidos en la última dictadura militar, a 39 años del golpe del 24 de marzo de 1976. La marcha por la memoria congregó a miles de personas que marcharon por el centro de Rosario y se congregaron en el Monumento a la Bandera.
El gran artista catalán, siempre comprometido con las causas trascendentes y muy cerca del sentir de los rosarinos, sorprendió al mostrarse junto a las Madres y Abuelas en el acto que se realiza en el Monumento Nacional a la Bandera, para rendir homenaje a las víctimas del golpe militar.

10268525_923442584386944_2475914862577922808_n
También participan de la manifestación organismos de derechos humanos, partidos políticos, militantes y familias que, a pesar de la lluvia y el mal tiempo, salió a la calle para ser parte de la marcha por la memoria.
La marcha dio comienzo cerca de las 18, bajo una llovizna insistente, y recorrió bulevar Oroño, luego se dividió para pasar por las plazas Sarmiento y 25 de Mayo, para confluir en el Monumento a la Bandera, adonde comenzaron lentamente a llegar pasadas las 18.30 y pasadas las 19 continuaban ingresando.

LANATA UN FINO ANFITRIÓN…


 

Ruben Demirjian

Música -EL INDIO SOLARI – Tema: VINO MARIANI
Vas a invitar a los notables
y a las celebridades underground
van a sonar aplausos
para todos hoy,
oh oh.

Tu pulgada probando en el bar
te atenderá un amigo fiel.
Vas meneando tu cabeza con satisfacción, y qué?
Si en las mesas estelares nada falta
oh oh.

Un lugar allí
y una oferta más
no vas a bromear con eso.
Lucirás la risa más ingenua, sin dudar
tu corazón vacilará
la noche de hoy
oh oh.

Tipas y cronistas muy mal pagos
y unos pelusas cuidando el jardín
toda la gran oferta,
de un fino anfitrión
oh oh.

Luces y el mejor DJ atronador
y premios en un escenario.
El culo que valés,
es tu secreto una vez más.
Total, no es mas
que el mundo de plateas de hoy
oh oh.
Por Ruben Demirjian

Una mosca en una botella de Coca-Cola


Alguien dijo que en los Estados Unidos se puede escribir contra el presidente demócrata o contra el presidente republicano ,pero nunca se podrá publicar la noticia que se a descubierto UNA MOSCA EN UNA BOTELLA DE COCA COLA….

LaTuerka

Documental, producido por Producciones CMI y Paz con Dignidad -OMAL, sobre los medios de comunicación en España y América Latina.

Dirección: Javier Couso Permuy
Guión: Pablo Iglesias Turrión
Producción: Camila Rigali San Martín
Realizador: Carlos Guijarro Macarrón
Editor Digital: José Luis Galán
Documentalista: Jacobo Rivero
Sonido directo y mezclas: Rodrígo Moreda
Música: José Luis Galán
Animación: Rogercrunch
Locución: Felipe Garrido Archanco
Operador de cámara: Victor Herrero
Auxiliar de cámara: Álvaro González
Tema musical “Exprópiese” – Frac

NEOLIBERALISMO : LOS FANTASMAS DE LA OPERA


 

Ruben Demirjian·

Siempre quieren volver,pero esta vez no hay máscara que pueda ocultarlos.
Musica : Iron Maiden : Siempre quieren volver,pero esta vez no hay máscara que pueda ocultarlos.
Musica : Iron Maiden :FANTASMA DE LA OPERA

Ruben Demirjian

TVR 8 de Marzo de 2014.Hugo Arana se despertó y empezó a decir quienes son, la familia lackland, el mal parido viejo linaje satánico…


sirjohnpenguin

Piso 10 – 08-03-14

Hugo Arana hablando de los Rotschild en plena tv abierta.

tvr informes

 

Hugo Arana, me saco el sombrero, un capo, un despierto, eso fue un chispazo de luz en medio de la oscuridad mas burda y siniestra de la televisión de todos los días.

 

 

678 : EL FPV – EL PRO Y UCR DEBATIERON EN 678 REPERCUSIONES DE UN PROGRAMON – 13-03-14.


APERTURA DEL JUEVES 13 MARZO DEL 2014

678informes

EL FPV – EL PRO Y UCR DEBATIERON EN 678 REPERCUSIONES DE UN PROGRAMON – 13-03-14

EL GOBIERNOINGLES PREFIERE NEGOCIAR CON MACRI Y MASSA ANTES QUE CON CRISTINA – 13-03-14.

LA EXPOSICION DE CAPITANICH EN EL SENADO – 13-03-14.

Periodismo de elite : The World Post


 

Fuente : Página/12

Periodismo de elite

Nicolás Adet presenta el surgimiento del portal de noticias The World Post, un proyecto comunicacional que pretende ser el faro de la elite económica a nivel mundial.

Por Nicolás Adet *

En el mundo de los medios de comunicación, se abre el camino hacia una nueva publicación que será el faro de la elite económica a nivel mundial.

Un nuevo proyecto comunicativo vio la luz en el último foro económico de Davos. La idea en cuestión reúne a la fundadora del Huffington Post, Arianna Huffington, y al multimillonario Nicolás Berggruen. La publicación lleva el nombre de The World Post y será el lugar en común donde se concentrarán columnas de líderes mundiales. Personajes como Barack Obama, Angela Merkel, Tony Blair, Eric Schmidt –presidente de Google– y John Elkann, heredero del imperio de Fiat, entre otros, serán los encargados de escribir y aportar sus opiniones para la construcción del portal de noticias.

En relación con estos columnistas que formarán parte del medio, el diario The Guardian no tardó tiempo en calificarlo como un medio para el uno por ciento de la población más rica del mundo, dejando de lado el 99 por ciento restante. Curiosamente un medio dirigido a esta elite fue presentando en el foro de Davos mientras que, por el otro lado y al mismo tiempo, Oxfam (Oxford Committee for Famine Relief) alertaba que la riqueza mundial de 241 billones de dólares se divide en una mitad para el uno por ciento y la otra mitad para el 99 restante.

Nicolás Berggruen integra el consejo de administración del grupo Prisa y es dueño de gran parte de las acciones del grupo que tiene entre sus medios a nivel mundial al diario El País (España) y Radio Continental (Argentina). Según lo publicado en la revista Business Week, Berggruen pertenece a 24 consejos de administración de distintas firmas en todo el mundo, entre las que se destacan Soros Found, del magnate George Soros, o las sociedades de inversión en bancos como Deutsche Bank, Citigroup, etc.

Así como el multimillonario formará parte del consejo del nuevo medio, también lo hará Juan Luis Cebrián, presidente del grupo Prisa, quien es reconocido por haber participado en gran cantidad de reuniones del grupo Bilderberg. Esta organización, cuyo nombre fue tomado del hotel holandés donde se concretó el primer encuentro en 1954, reúne una vez al año a nivel global a los dirigentes de todo el planeta y cuenta con la participación de autoridades del FMI, el Banco Mundial, la Reserva Federal, CIA, FBI. Participan también empresas como Walmart, Coca Cola, Microsoft, entre otras. En aquellas reuniones no se permite la presencia de la prensa, solamente se puede ingresar con invitación explícita y las discusiones sobre la cuestión financiera a nivel mundial, los planes a largo plazo en cuanto a acción política y demás operaciones no son revelados ante nadie por ningún motivo. Sus máximos referentes son las familias Rothschild y Rockefeller.

Son estos contactos de peso los que influirán en forma definitiva en la línea editorial del flamante medio. En una nota aparecida en el diario El País titulada “Nace un observador global”, la idea del portal de noticias se resume en que, “aunque tendrán cabida las voces de la elite en el mundo de la política y de los negocios, la idea es que compartan este espacio figuras menos conocidas, cuyo papel en numerosos ámbitos encuentre visibilidad. Se trata de hacer hablar a la vez a un jefe de Estado y a un estudiante en Brasil”. Lo que se planea desde esta nueva implementación es expandir la información a nivel mundial mediante una sola línea editorial que se mantenga en todo el mundo. Ediciones para Francia, Italia, Canadá Reino Unido, España, Alemania y otros países ya están en proceso de construcción para una expansión del “observador global”.

Aunque se especifique que podrán compartir espacio figuras menos conocidas como un “estudiante” de cualquier país que quiera opinar, la realidad es que resultará bastante difícil pensar en que se puedan realizar críticas hacia el gobierno norteamericano por su espionaje a nivel global, o hacia Alemania por sus políticas de ajuste. El diario de la elite económica, según comentan sus impulsores, tendrá vigencia mientras su sustentabilidad económica lo permita. Pero resulta extraño que un déficit económico pueda atacar a un diario que, por lo bajo, será sostenido por pesos pesado como Rockefeller, Obama, Merkel, Berggruen y otros tantos que ven una oportunidad enorme para opacar el aumento constante de críticas hacia ellos.

* Periodista de la Agencia Paco Urondo.

http://www.pagina12.com.ar/diario/laventana/26-239643-2014-02-12.html

La élite en fuga


Nota de Tiempo Argentino

Por Roberto Caballero

Casi en simultáneo al acatamiento de la grilla de canales por parte de Cablevisión, hecho inédito de la política antimonopólica en materia de comunicación de este gobierno, la religión del dólar volvió a ocupar el altar de los debates nacionales, de manera excluyente. Estos son los dos extremos que atraviesa hoy la tan meneada batalla cultural.

Sur

 

En el primero de los casos, después de una verdadera odisea de cuatro años, ya se dijo que es un gran triunfo simbólico, verificable además mediante el uso del control remoto: Canal 7 desplazó a TN del sitial de privilegio que ocupaba entre Canal 11 y Canal 13. Es decir, la producción pública de contenidos audiovisuales compite ahora de igual a igual con los licenciatarios que amasaron fortunas entendiendo la comunicación como una mercancía y no como un derecho humano básico, tal como prescribe la norma democrática impulsada por el kircherismo que suplantó al decreto-ley de la dictadura cívico-militar.

 

En el segundo de los casos, sin embargo, hay un amargo retroceso. El dólar se vio espectacularmente reinstalado como valor de referencia de todas las variables económicas, después del intento oficial por pesificarlas. La resonancia noventista es indisimulable. Ocupar horas y horas de los noticieros en cadena con la imagen del verde billete que enmarca la figura de George Washington, desnuda varias cosas: a) una mentalidad semicolonial que ejerce influjo determinante en un sector importante de la sociedad argentina; b) el intento del establishment por consagrar una nueva corrida bancaria que erosione el nivel de reservas hasta volver indomesticable la economía y logre eyectar el kirchnerismo del gobierno; y c) la vocación de cientos de miles de argentinos por atesorar sus ahorros en moneda dura y evitar ser víctimas de la profecía autocumplida de los grupos concentrados que promueven una estampida inflacionaria, arrolladora y definitiva. Podría agregarse: disciplinante.

 

Con la realidad hay que hacer cualquier cosa, menos enojarse. Lo que sucede está ocurriendo en este contexto: unas miles de toneladas de soja en silobolsas que la Mesa de Enlace ordenó no vender para debilitar las reservas, un ataque especulativo furioso al peso desatado desde bancos y empresas, el veto militante de las corporaciones al gobierno insumiso que se animó a enfrentarlas, un incremento exagerado de precios justificado en la devaluación del dólar oficial y en el índice PPP (“por lo que puta pudiere”), el impacto real en los salarios y el consecuente recalentamiento paritario en manos de la burocracia sindical de derecha e izquierda, un Papa que atiende a Duhalde en el Vaticano, todo parece contribuir a la tormenta perfecta que haría escarmentar al kirchnerismo –y a la porción mayoritaria de la sociedad que lo eligió en 2011– hasta su naufragio.

 

La prensa opositora se hace un festín de sentidos y busca que todo remita a la devaluación del ’75 (Isabel), a la híper del ’89 (Alfonsín) y a la crisis del 2001 (De la Rúa).

Con estas señales, la prensa opositora se hace un festín de sentidos y busca que todo remita a la devaluación del ’75 (Isabel), a la híper del ’89 (Alfonsín) y a la crisis del 2001 (De la Rúa). Mencionan el Rodrigazo (Isabel), festejan los desgajamientos de la alianza oficial (De la Rúa) y deslizan la posibilidad de una salida anticipada del gobierno (De la Rúa, Alfonsín e Isabel). Pero omiten, siempre, visibilizar y hacer algún juicio crítico sobre los beneficiarios concretos de esos trances oscuros de la historia de medio siglo para acá. Son los mismos actores sectoriales cada vez, con “soluciones” idénticas, según pasan los años. La única diferencia es el kirchnerismo, una máquina de poder que difícilmente se deje empujar al abismo sin resistir. Si los desestabilizadores no se anotician pronto de esta singularidad política de época, es probable que las cosas terminen peor de lo que imaginan: pero para ellos.

 

La memoria flaquea. Cuando el dólar valía un peso, el país no valía nada. Los hijos no reconocidos de Domingo Cavallo que de golpe inundan los pisos de TV pidiendo un plan antiinflacionario evitan con prolija indecencia decir lo que esconden detrás de eso que balbucean como rutilantes opinadores en programas que van de la chismografía farandulera al falso oráculo de las finanzas domésticas. Quieren ajustar el gasto, echar empleados públicos, reducir la inversión social, promover un shock y devaluar no un 20 por ciento, sino un 300 por ciento de una sola vez, para que los salarios sean pulverizados. Necesitan lastimar la economía para que la desocupación no sea el 7%, sino del 25, y los trabajadores acepten con obligada mansedumbre que para ellos, este país, va a ser indefinidamente un país de vacas flacas.

 

Cuando Hugo Moyano junto a Mauricio Macri habla del dólar y elogia el Foro de Davos, mientras Julio Piumato toca los acordes de la marcha peronista al piano para sonorizar la cumbre con su ex archienemigo Luis Barrionuevo, el procesado por el “Megacanje” Federico Stturzeneger y “La Piba” Patricia Bullrich Luro Pueyrredón, los dueños del poder y del dinero se frotan las manos y se ríen porque comprueban que si la memoria no flaqueara, no fuera tan endeble y vaporosa, estos personajes que simbolizaron en el pasado cosas tan contradictorias, tendrían al menos el pudor de no mostrarse en público.

 

Pero ahí están. Para quejarse porque el gobierno no va al Foro de Davos e ignorar el encuentro de la CELAC en La Habana. Para refrescar la idea de que la vieja política, como la vieja economía, tienen más vidas que Lázaro. Y acá convendría, nuevamente, ocuparse de la batalla cultural que hoy se expresa, no tanto ni tan solo en la cumbre borrascosa en la Usina del Arte boquense o en el fragote patronal que se dio cita en la sede palermitana de la Sociedad Rural, sino en cuáles son los valores que movilizan a una sociedad a sentarse a hablar alrededor del dólar como se hacía en torno del fuego en la antigüedad, evitando la explicación facilista –no mentirosa– de la inflación como única variante porque aún durante la inexistencia de esta, en la primera etapa de la Convertibilidad, se elegía el billete verde y no el peso para ahorrar, y en teoría tenían el mismo valor con el apoyo del Departamento de Estado, el Tesoro estadounidense y el sistema financiero mundial, nada menos.

 

Se sabe que las clases subalternas copian a las dirigentes. La élite económica nacional siempre usó la divisa extranjera para fugar sus ganancias y ponerlas a buen resguardo de cualquier política de desarrollo con inclusión. Desde siempre, se sabe, tienen amputada la lógica del bien común. Cada cero que el peso fue perdiendo en todas estas décadas, resultado de programas económicos recesivos, fue una oportunidad colectiva perdida y una ganancia extraordinaria de la que se beneficiaron cuatro vivos con una corrida. Ni siquiera en los tiempos de la dictadura, donde los derechos políticos y sociales entraron en letargo y una generación completa de cuadros militantes fue exterminada de modo salvaje, la clase dominante argentina reinvirtió sus ganancias para, al menos, sostener el Frankestein que ellos mismos habían generado.

 

Aún consagrando la utopía sangrienta que alababan desde solicitadas que llevaban la firma de la Rural, la Unión Industrial Argentina, la Asociación de Bancos Argentinos y las cámaras patronales de todos los rubros, para lo único que usaron el Estado terrorista fue para limpiar las comisiones obreras reclamantes y licuar sus deudas, como Cavallo les concedió en 1982 desde el Banco Nación, y comprometerlo a su vez como garante de nuevos créditos frescos, que jamás pagaron, y fueron a engrosar sus cuentas en el extranjero. Se calcula que hay un PBI completo del país en manos de un puñado de argentinos en el exterior. Ese puñado son los dueños de casi todo.

 

Ni siquiera con Menem y Cavallo, que cumplieron con todos los mandamientos que la Biblia del empresariado fugador exige para entrar en el Paraíso del nuevo orden económico mundial, estos trajeron los dólares que atesoraban afuera. El famoso “boom de inversión” de los ’90 se basó en la privatización de empresas estatales y en la toma de créditos en dólares, que todavía hoy se siguen pagando en formato de deuda estatizada.

 

El egoísmo forma parte del instinto capitalista básico. Pero aun dentro del sistema global, parte de la diferencia entre las naciones que se desarrollan y crecen y las sociedades fallidas que no lo hacen, reside en la autopercepción que sus propias élites tienen de sí mismas. Las que no pueden sustraerse de la glotonería y la rapiña, crean países irresueltos. Las que suponen que su lugar de poder deviene de algún destino trascendente, construyen naciones, y en esto, como casi en todo, el tamaño es lo de menos. Nuestra élite adolece de ese sentido de misión histórica. Está en la eterna fuga hacia el pasado. Porque si la Argentina no tuviera Estado democrático, y todo dependiese del derrame por goteo propuesto por sus mandamases tradicionales, seguiríamos viviendo en el Siglo XIX. Con eso no alcanza, y el problema es que a los profugadores de la soja atada no se les ocurre ninguna otra cosa como país que replicar una estancia rural a escala gigante. Que venda materia prima y coloque ganancias afuera, lejos de la peonada. Cuando el Estado moderno interviene en esa renta extraordinaria, la distribuye y genera industria, clase media, protección social y sentido integral de Nación, entonces sus administradores eventuales dejan de ser útiles y se vuelven odiosos y descartables.

 

La sensación es que el país siempre está parado en el mismo lugar. Con ciclos en los que avanza y prospera, y otros en lo que debe replegarse porque el Estado, cuando desobedece el mandato de los dueños del poder y del dinero local, entra en su fase de inestabilidad y con él todas las variables de la economía. Esto no es literalmente cierto: todo avance deja una secuela, una semilla donde anida el futuro. Pero la reacción de muchos, con estos cíclicos tropiezos, es parapetarse en una idea fija que dice que no hay destino colectivo posible, y que el refugio del trabajo y el esfuerzo individual es una moneda extranjera, usada por la élite en fuga y que ofrece certezas que por acá no abundan.

 

Aunque pueda ser moralmente puesta en cuestión (hay argentinos beneficiados con subsidios a la luz y el gas, y con el ahorro acumulado que eso les genera increíblemente reciben autorización de la AFIP para atesorar en divisa extranjera), es una lógica blindada, impenetrable, el síntoma en pequeña dosis de un malestar cultural de otra envergadura que escapa incluso de la coyuntura. No es solamente la inflación, que existe. Es principalmente la baja densidad que el sentido de Nación tiene entre nosotros, porque esta es una idea huérfana de élite empresaria dirigente, salvo cuando el Estado –y no cualquier Estado, sino uno que contemple los intereses nacionales y populares–, ocupa ese lugar vacante y lidia con los especuladores. La moneda nacional tiene esta debilidad congénita, es insuficientemente apreciada porque lo nacional tiene valor escaso para los dueños del poder y del dinero. No es por abrumar con Juan José Hernández Arregui, acusado de anacrónico por la inteligencia que jamás lo leyó. Para empezar a hablar en serio, bastaría con que la cultura no la cuente solo Tomás Bulat y la élite en fuga.

 

Contra el consenso bastardo existente, lo saben tanto los kirchneristas como los antikirchneristas, en algún momento los argentinos vamos a tener que dejar de hablar del dólar como principio y final de todas las cosas. Ese día vamos a entrar en el futuro, el lugar donde pasaremos el resto de nuestras vidas, y los hijos de nuestros hijos también.

 

Orsay

 

Clarín y La Nación atacaron de modo sistemático el Fútbol Para Todos (FPT). No es para menos, hasta la estatización, el negocio de la monopolización de los goles era privativo del Grupo Clarín S.A. Esta semana, los diarios opositores volvieron a la carga, anunciando la remoción de algunos relatores emblemáticos de este último periodo con la finalidad de despolitizar la oferta deportiva. Oficialmente, no se confirmó ni se desmintió la información. Lo que se sabe, entonces, es lo que trascendió con cierto matiz eufórico desde los diarios antikirchneristas que hablaron del apartamiento de Marcelo Araujo, Julio Ricardo, Alejandro Apo y de Javier Vicente, también conocido como “relator militante” por su defensa de la constitucionalidad de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, a quien el Grupo Clarín S.A. quiso meter preso acusándolo de “instigación a la violencia”, en diciembre de 2012, junto al autor de estas líneas. De concretarse esta noticia, vaya un reconocimiento como abrazo de gol al viejo consorte de causa judicial y compañero en Radio Nacional durante tres temporadas, el amigo Vicente, que habló cuando había que hablar, dejando en orsay a más de uno.

http://www.infonews.com/2014/02/02/politica-122415-la-elite-en-fuga.php

Te cuento como Clarín, le robo a los jubilados.


BdHZuGGCYAAVhjp

 

Fuente : Naty POP

Bajada de Línea nº 173: El “disco” del año del programa


Víctor Hugo Morales

Ecuador y la reelección de Rafael Correa (Febrero) La muerte del comandante Hugo Chávez

El Vaticano: Habemus Papa Argentino (Marzo)

http://youtu.be/Z4Z4Sx0STSQ

 

La muerte de Margaret Thatcher (Abril)

El avión del presidente Evo Morales es detenido en Europa. EEUU busca al espía Snowden, quien reveló al mundo que nos vigilan a todos (Julio)

César González estrena “Diagnóstico Esperanza”, película que nos confronta con la desigualdad social (Agosto)

El Diario Clarín cumple años y se inicia la Audiencia Pública de la Corte Suprema Justicia (Agosto)

http://youtu.be/9Qpby7dAbec

En un naufragio en Lampedusa mueren casi 300 inmigrantes africanos(Octubre)

La Democracia Argentina cumple 30 años (Diciembre)

slider 173

 

 

TVR MEJOR APERTURA


 

tvr informes